publicidad

Australia le dio el último adiós a las víctimas del secuestro en el café de Sídney

Australia le dio el último adiós a las víctimas del secuestro en el café de Sídney

Australia rendía este martes homenaje a los dos rehenes de un islamista desequilibrado que murieron junto a su captor la semana pasada.

Australia rendía este martes homenaje a los dos rehenes de un islamista desequilibrado que murieron junto a su captor la semana pasada durante una operación para liberarlos en Sídney, al tiempo que comenzaba la retirada del improvisado mar de flores creado en honor de las víctimas.

Tori Johnson, de 34 años, y Katrina Dawson, de 38 años, murieron durante el asalto policial en la madrugada del 16 de diciembre a la cafetería Lindt de Sídney, donde Man Haron Monis, un hombre de origen iraní y con pasado violento, tenía secuestrados a 17 empleados y clientes.

Monis había obligado a los rehenes a desplegar en las vitrinas del establecimiento una bandera negra, utilizada habitualmente por los grupos 'yihadistas'.

Horror en Sídney, mueren el secuestrador y 2 rehenes durante el rescate Univision

El funeral de Tori Johnson, gerente de la cafetería Lindt, se celebró de manera íntima el martes por la mañana en la iglesia de St Stephens de Sídney, a pocos metros del lugar de los hechos.

En el exterior del establecimiento, un ejército de trabajadores y voluntarios recogían los cientos de flores depositadas desde hace una semana en el lugar en homenaje a las víctimas, junto a innumerables notas, mensajes y tarjetas.

"En un momento más apropiado, hablaremos con ellos [las familias] de la creación de un monumento permanente", dijo el primer ministro de Nueva Gales del Sur, Mike Baird, quien también asistió a la ceremonia religiosa.

El captor de Sídney resulta muerto tras intervensión de la policía Univision

En un mensaje de apaciguamiento y en memoria de su hijo, la familia Johnson citó a Yalal Ad-Din Rumi, poeta místico en lengua persa, durante la ceremonia.

También estaba previsto el martes un homenaje para la otra rehén fallecida, Katrina Dawson, una abogada y madre de familia, si bien la hora y el lugar no se dieron a conocer.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad