publicidad
Según fuentes europeas, 86,000 huevos, o seis toneladas, fueron mezclados con huevos holandeses hasta obtener un lote de 14 toneladas que fueron enviados a Gran Bretaña.

Alemania suspende venta de carne y huevos contaminados

Alemania suspende venta de carne y huevos contaminados

Las autoridades alemanas ordenaron a 4,700 granjas suspender la venta de carne y huevo tras detectar que algunos alimentos para estos animales están contaminados con sustancias cancerígenas.

Según fuentes europeas, 86,000 huevos, o seis toneladas, fueron mezclado...
Según fuentes europeas, 86,000 huevos, o seis toneladas, fueron mezclados con huevos holandeses hasta obtener un lote de 14 toneladas que fueron enviados a Gran Bretaña.

Granjas alimentaron aves y ganado con sustancias cancerígenas

BERLIN - Las autoridades alemanas ordenaron a 4,700 granjas suspender la venta de carne y huevo tras detectar que algunos alimentos para estos animales están contaminados con sustancias cancerígenas, un problema que tiende a agravarse y ha afectado las exportaciones del sector.

El Ministerio de Agricultura dijo el viernes que no hay información sobre personas que hayan enfermado por el consumo de esos productos, aunque dispuso que se detenga la comercialización mientras se conocen los resultados de los exámenes efectuados a los animales.

Las autoridades consideran que están contaminadas con dioxinas unas 150,000 toneladas de alimentos para pollos y cerdos en las distintas granjas de toda Alemania. Las dioxinas están contenidas en las grasas y no deberían estar en los alimentos para los animales.

publicidad

Suspenden importaciones

Debido al problema, Corea del Sur anunció el viernes que ha suspendido en el país, como medida precautoria, la venta de productos de cerdo y aves importados de Alemania. Las autoridades de Gran Bretaña y Holanda, por su parte, dijeron que investigan la magnitud de la contaminación en productos que contienen huevos producidos en Alemania.

Las dioxinas son contaminantes que resultan de manera ordinaria de la combustión industrial y otros procesos químicos. El aumento en la incidencia del cáncer está relacionado con a la exposición a altos niveles de dioxinas.

Las autoridades de Corea del Sur adoptaron las restricciones el miércoles y aclararon que no suponen una prohibición formal de las importaciones, pero las mantendrán en vigencia hasta que se garantice la seguridad para el consumo de los productos de cerdo y pollo de Alemania.

El problema de los alimentos contaminados se suscitó el lunes en Alemania debido a la detección de niveles excesivos de dioxinas en los huevos de gallina producidos en el oeste del país, después se presentaron casos similares en el resto del país.

Según la prensa alemana, los animales de crianza recibieron durante meses alimentación contaminada con dioxina hasta que se descubrió el problema.

Los granjeros exigen una compensación por las pérdidas que les ocasionará la situación y calculan que alcanzarán a la semana entre 40 millones y 60 millones de euros (entre $52 millones y $79 millones).

publicidad

Crece el escándalo

El escándalo de la dioxina cobraba proporciones alarmantes en Alemania este viernes, tras el cierre de más de 4,700 granjas y explotaciones agroalimentarias a raíz de un riesgo de contaminación, al tiempo que se denuncian graves negligencias.

Ocho de los 16 Estados regionales de Alemania están afectados por los cierre. Alemania tiene unas 375,000 granjas y explotaciones agroalimentarias.

Hasta 150,000 toneladas de forraje destinado al ganado han sido contaminadas, ha declarado el gobierno alemán.

De qué se trata

Las dioxinas, residuos de la combustión, industrial o natural, han sido clasificadas como sustancias cancerígenas por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Su absorción en pequeñas cantidades no constituye un peligro inmediato, pero el cuerpo humano las elimina difícilmente.

Análisis de laboratorio publicados el jueves confirmaron una contaminación por dioxina de grasas alimentarias producidas por el grupo Harles und Jentzsch, con tasas hasta diez veces superiores al 0,75 nanogramo por kilo permitido por las normas.

La contaminación con dioxina de huevos ya había sido probada.

Grasas contaminadas

Harles und Jentzch, grupo basado en Uetersen (Schleswig-Holstein, norte), entregó unas 3.00 toneladas de grasas contaminadas a una veintena de fabricantes de forraje.

Desde ahí, el seguimiento de lo huevos contaminados llevó a Holanda, donde fueron exportados 136.000 huevos sospechosos, y a Gran Bretaña, país al que también se enviaron productos a base de esos huevos.

publicidad

Según fuentes europeas, 86,000 huevos, o seis toneladas, fueron mezclados con huevos holandeses hasta obtener un lote de 14 toneladas que fueron enviados a Gran Bretaña.

El resto de 50,000 huevos, o tres toneladas, fueron mezclados con 14 toneladas de huevos locales para preparar tres partidas distintas de alimentos procesados.

Uno de ellas se encuentra confiscada para ser analizada y los resultados se esperan "quizás la próxima semana". Los otros dos lotes ya fueron consumidos, indicó un portavoz de la Comisión Europea.

Estaban advertidos

La Agencia de Seguridad Alimentaria del Reino Unido (FSA) descartó cualquier tipo de riesgo para la salud de los consumidores británicos, ya que los huevos sospechosos fueron mezclados con sanos. Esto "diluyó los niveles de dioxina y no constituye un riesgo para la salud", dijo la FSA el jueves.

Ahora queda por establecer las responsabilidades del caso y la causa de la contaminación.

Según el diario Hannoversche Allgemeine Zeitung (HAZ), Harles und Jentzsch estaba al tanto desde marzo pasado de una contaminación en sus productos.

Un análisis había revelado en aquel momento una tasa de dioxina dos veces superior a la norma, pero esos resultados no fueron comunicados al ministerio de Agricultura de Schleswig-Holstein, según el diario.

Las autoridades abrieron una investigación judicial contra Harles und Jentzsch, que produce grasas destinadas tanto a aplicaciones industriales como a la alimentación para animales.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad