publicidad

‘Siempre hay un lobo que caza a inocentes', dijo la hermana de los mexicanos a la horca

‘Siempre hay un lobo que caza a inocentes', dijo la hermana de los mexicanos a la horca

Para Alejandrina González Villarreal, hermana de los tres mexicanos condenados a la horca en Malasia, el calvario sigue.

Uno de los hermanos está grave

CIUDAD DE MÉXICO  - Para Alejandrina González Villarreal, hermana de los tres mexicanos condenados a la horca en Malasia, José Regino, Simón y Luis Alfonso pudieron haber sido engañados: ‘Siempre hay un lobo que caza a los inocentes, de llevárselos engañados.  No sé cómo le hacen pero logran que las personas caigan en sus redes”, narró a Univision.com, a tan sólo  unas horas de escuchar el veredicto final de un tribunal que los culpó por narcotráfico.

Alejandrina aún está incrédula ante todo el torbellino que están viviendo pero está muy clara en que muchas de las veces la esperanza por una superación, termina como un verdadero fracaso.

¿Inocentes o cupables? Comenta en los Foros.

Hace menos de 24 horas, los tres hermanos mexicanos González Villarreal fueron encontrados culpables, y sentenciados a muerte en un tribunal de Malasia por el delito de narcotráfico, cuya ley de este país asiático castiga con la pena capital.

Su condena es morir en la horca, un fallo que ha causado conmoción internacional.

Según Alejandrina González, toda la familia se encuentra sumida en una gran tristeza y tras enterarse del veredicto final, dictado por el juez Mohamed, las cosas no se han tornado nada fáciles.

“Han sido unas horas pesaditas pero vamos sobrellevándola, haciéndonos fuertes por mi mamá y mi papá. Ellos están bien tristes”, comentó a Univision.com.

publicidad

La noticia, aunque sabían que había posibilidades fuertes de que saliera en contra de los hermanos mexicanos, impactó de tal manera a sus padres, que la familia tuvo que llamar a un médico para que pudieran controlarles la presión alta.

Aunque por ahora se encuentran controlados y bajo observación médica, el corredor de la muerte no es la única causa por la que ahora la familia González Villarreal alarga su pena: acaban de recibir la noticia de que José Regino, el menor de los hermanos, se encuentra grave de salud, tiene una infección en la sangre y padece de tuberculosis.

Por el momento la Embajada de México en Malasia no les ha informado que su hermano vaya a ser internado en un hospital sino que será trasladado, junto con sus otros dos hermanos, a otra prisión en las afueras de la ciudad.

Sigue el calvario

Esta familia mexicana, originaria de la norteña ciudad de Culiacán, Sinaloa, no se deja vencer, aunque lo que sigue es sus vidas es más calvario.

Los hermanos González Villarreal fueron detenidos el 4 de marzo de 2008 en Malasia. Su juicio ha durado alrededor de año y medio y ahora, ante el veredicto final del  juez Mohamed, la defensa ha decidido apelar la sentencia y luchar por la vida de los tres mexicanos, hasta las últimas consecuencias.

“Es volver  otra vez a vivir y a pensar ‘¡Ay Diosito otra vez, otra intensidad en nuestra vida de estar de qué va a pasar!’. Ya pasó lo que no queríamos, ahora con esto de la apelación, el abogado dice que nos da mucha esperanza”, comentó, vía telefónica, Alejandrina.

publicidad

Kitson Foong, abogado de los mexicanos, declaró a la prensa que tras realizar la apelación, la sentencia final se conocería en un plazo de uno a dos años.

“El (abogado)  sabía que esto iba  pasar, que él iba a perder con este juez pero nos asegura que en la corte de apelación, la va a ganar y nosotros tenemos fe en Dios de que sí va a ser”, explicó Alejandrina.

Alejandrina viajó hace un año a Malasia para poder visitar a sus hermanos en la cárcel, apoyada por el Gobierno de México y por donaciones de varias personas que han ayudado a la familia.

Pero para doña Carmen Villarreal y don Héctor González, padres de los sentenciados, la historia ha sido diferente, no han visto a sus hijos desde aquel febrero del 2008 en el que partieron en busca de mejores oportunidades.

“Después de la sentencia, cada uno de ellos se comunicó con sus esposas y les mencionaron que se encontraban muy tristes pero se mostraron con mucha fe y con aliento de salir adelante porque siguen generándose muchas esperanzas”, dijo Alejandrina.

¿Qué hacían en Malasia?

Ante un caso que ha causado conmoción, la prensa sigue bajo la incógnita de qué hacían estos tres mexicanos en Malasia, trabajando en una fábrica donde se encontró material para fabricar drogas.

Su familia tampoco tiene la respuesta.

“Lo único que comentaron fue que hicieron  maletas y dijeron ‘nos invitan a trabajar, nos ofrecen un mejor trabajo, vamos  a probar suerte y nos vamos’. ‘Hijos pero ¿a dónde van?’, ‘Allá les avisamos ‘. Ellos salieron casi a finales de febrero y es hasta el 4 de marzo de 2008 cuando nos enteramos de que estaban detenidos en  Malasia”, narró Alejandrina.

publicidad

Ahora Derechos Humanos les está ofreciendo ayuda psicológica para poder superar esta mala jugada, sobre todo para los hijos de los afectados.

“Luis Alfonso tiene un hijo de 15, y otro que tiene como 10. Simón una niña de 5 y uno de 4 y José Regino una niña de 8 años.  La niña de José Regino es la que no ha parado de llorar. Está severamente afectada, se puso malita y sigue llorando, dice que a su papá lo van a ahorcar”, contó la hermana González Villarreal.

Lo que ahora resta a la familia González Villarreal es seguir esperando y pensar que sus hermanos no morirán en la horca, eso, los hace más fuertes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En medio de su discurso en la Conferencia Conservadora de Acción Política 2017, Trump aseguró que cumplirá lo prometido sobre la construcción del muro de la frontera sur del país y que seguirá con las deportaciones.
Los dreamers dicen que con la situación en EEUU y las nuevas políticas del presidente Donald Trump, temen pedir ayuda financiera para realizar sus estudios, pues les preocupa que esto les cueste su estadía en el país.
Representantes y senadores del partido republicano han sido confrontados, cuestionados y abucheados en los últimos días en asambleas populares celebradas en sus estados. Trump señala a "activistas progresistas" de organizar las protestas.
Juan García del ACT, uno de los dos exámenes estandarizados, nos habla de las cosas que se deben evitar a la hora de llenar la admisión universitaria.
publicidad