publicidad

Presidente Calderón ofreció disculpas a familiares de jóvenes asesinados en Cd. Juárez

Presidente Calderón ofreció disculpas a familiares de jóvenes asesinados en Cd. Juárez

El presidente de México ofreció disculpas a los familiares de los jóvenes asesinados en Ciudad Juárez, donde fue recriminado.

'Todos somos Juárez'

CIUDAD JUÁREZ - El presidente Felipe Calderón Hinojosa ofreció sus más sentidas disculpas a los familiares de los jóvenes asesinados la madrugada del 31 de enero pasado. Además, el presidente fue centro de recriminaciones por parte de los juarenses, quienes le exigieron justicia y legalidad en la entidad durante su estancia en la fronteriza ciudad.

"Cualesquiera que hubieran sido mis palabras, les dije que les ofrecía la más sentida de las disculpas si cualquiera de esas palabras hubiera ofendido la memoria de sus hijos", dijo respecto a la reunión que sostuvo con padres de los jóvenes fallecidos.

En su mensaje inicial del encuentro "Todos Somos Juárez, reconstruyamos la Ciudad", Calderón Hinojosa pidió a los juarenses escuchar y criticar sus propuestas para definir de manera conjunta una estrategia integral contra la inseguridad y la violencia.

El mandatario subrayó que para abatir la delincuencia no basta la presencia policiaca y militar, pues también se requieren acciones complementarias de naturaleza social en materia educativa, de salud y de recomposición de espacios públicos, entre otras.

Dejó claro que no busca imponer una "receta" desde el centro del país porque si algo rechazan los juarenses, dijo, es que se ignore su voz.

Pidió escuchar "lo que ustedes durante muchos años nos han dicho, nos han querido decir", y destacó que las ideas que aquí se generen serán "clave" para guiar la toma de decisiones.

publicidad

'Momento crítico'

Reconoció que éste es un "momento crítico", aunque también dijo saber de qué están hechos los juarenses, y confió en que se reconstruirá esta ciudad, no en lo material sino en el sentido de valores y respeto.

Calderón llegó a la reunión con más de una hora de retraso acompañado por su esposa, Margarita Zavala; y el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, en virtud de que se prolongó la reunión que tuvo con familiares de los jóvenes asesinados hace unos días.

El presidente Calderón dijo que comprende el malestar que causaron en los familiares de las víctimas sus primeras declaraciones sobre el asesinato de los jóvenes, y reveló que les ofreció una disculpa.

En el salón "Atenea" del Centro de Convenciones, señaló que conoce la difícil situación de esta ciudad y refrendó su compromiso con la procuración de la seguridad de sus habitantes. "Tenemos que revisar lo que estamos haciendo", anotó.

Hizo un llamado a la unidad de órdenes de gobierno y cuerpos policiacos "para hacer frente a este desafío que no hemos superado".

'Ni un muerto más'

El encuentro reúne a representantes del gabinete social, así como los secretarios de Seguridad Pública, Genaro García Luna; de Desarrollo Social, Jesús Heriberto Félix Guerra; de Educación Publica, Alonso Lujambio Irazábal; de Salud, José Angel Córdova Villalobos; del Trabajo, Javier Lozano Alarcón; y de Economía, Gerardo Ruiz Mateos, emitirán sendos mensajes.

publicidad

También el procurador general de la República, Arturo Chávez Chávez.

Durante el mensaje inicial del mandatario cuatro mujeres familiares de algunos jóvenes asesinados dieron la espalda a la mesa principal, y de entre las personas reunidas se escuchó el grito: "ni un muerto más".

El titular del Ejecutivo llegó a esta ciudad a las 11:00 horas (tiempo local) donde fue recibido por el gobernador José Reyes Baeza.

De inmediato el mandatario federal se dirigió a una de las zonas de hangares del aeropuerto de esta ciudad para iniciar reuniones con representantes de diversos sectores de la sociedad juarense y delinear la estrategia en materia de seguridad.

Calderón Hinojosa también dialogó con los padres de los jóvenes asesinados hace casi dos semanas durante un convivio.

Fuertes medidas de seguridad

El mandatario arribó rodeado de fuertes medidas de seguridad a Ciudad Juárez, en la frontera de México y Estados Unidos.

En esa ciudad, considerada la más violenta de México con más de 2,660 asesinatos en 2009, eran visibles las amplias medidas de seguridad tomadas para la llegada de Calderón con más de 2.000 policías federales, constató un periodista de la AFP.

El objetivo de la visita es "construir los caminos para afinar la estrategia en Ciudad Juárez", anticipó el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont.

publicidad

Antes de la llegada de Calderón, la policía local reportó el asesinato de tres hombres durante la madrugada, dos de ellos padre e hijo, cuando sicarios incendiaron su pequeño negocio.

La ciudad de 1.3 millones de habitantes es escenario de una sangrienta disputa entre los cárteles de Juárez y de Sinaloa. Unos 6,000 soldados permanecen desplegados allí como parte de un operativo federal contra el crimen organizado.

Manifestaciones en Juárez

En tanto, policías dispersaron a manifestantes que protestaban por la visita del presidente Felipe Calderón a Ciudad Juárez.

Agentes replegaron a docenas de personas que se manifestaban el jueves en frente del centro de.

"Fuera Calderón", "Justicia por los masacrados en Villa de Salvarcar", "Que muera el mal gobierno" se leía en algunas pancartas que los manifestantes alzaban.

Habitantes de Ciudad Juárez han manifestado su indignación luego de que a finales de enero fueran asesinados en una fiesta privada 15 personas, la mayoría adolescentes y jóvenes sin vínculos con el crimen organizado. El ataque ocurrió en una zona conocida como Villa de Salvarcar.

Los reclamos por el homicidio de personas inocentes llevaron al gobierno federal a anunciar que preparaba un nuevo proyecto para enfrentar la violencia y que incluirá aspectos no sólo policiales sino sociales.

Fueron replegados

publicidad

Los manifestantes fueron replegados hacia el otro lado de la calle donde se encontraban.

En vísperas de su visita a la localidad fronteriza, Calderón advirtió que no se ha contemplado retirar a las fuerzas armadas de las calles.

"Contra lo que algunos equivocada o malintencionadamente han dicho, la violencia en (Ciudad Juárez) no obedece a la presencia de las fuerzas federales. La presencia de las fuerzas federales obedece a la violencia que había y que hay", dijo el miércoles.

Desde que asumió la presidencia en diciembre de 2006, Calderón lanzó una ofensiva contra el narcotráfico que incluyó la movilización de más de 45,000 soldados. Los carteles respondieron violentamente y desde entonces la lucha ha dejado más de 15,000 muertos en todo el país.

De acuerdo con la agenda de actividades, Calderón Hinojosa volverá a la ciudad de México poco antes de las 20:00 horas.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad