publicidad
.

Periodista de temas policiacos fue secuestrado en noroeste de México log...

Periodista de temas policiacos fue secuestrado en noroeste de México

Periodista de temas policiacos fue secuestrado en noroeste de México

Un reportero mexicano que cubría asuntos policiales fue secuestrado; fiscal investigador asesinado el mismo día.

'Fuente de riesgo'

MÉXICO - Un reportero mexicano que cubría asuntos policiales fue secuestrado el miércoles en Sinaloa (norte) por presuntos delincuentes y hasta el viernes la investigaciones sobre su desaparición se mantienen sin avances, informó la cadena radiofónica donde trabajaba.

"Nuestro compañero José Luis Romero, reportero de la fuente policiaca, fue privado de su libertad por un grupo de delincuentes", el miércoles cuando se encontraba en la ciudad de Los Mochis, al norte del estado, dijo el jueves por la noche Línea Directa, en su portal de Internet.

Romero era "una fuente de riesgo y, aunque tiene vacaciones desde el lunes 21 del presente, lógicamente ha sufrido esta agresión por el desempeño de su labor", puntualizó la emisora que exigió a las autoridades "rescatarlo".

"Hemos esperado para dar a conocer esta información, pero no podemos evadir el hecho. Si alguien quería escuchar que estamos preocupados, que estamos afligidos. Lo estamos", añadió el texto dirigido a sus lectores.

Por su parte el fiscal del estado, Alfredo Higuera, indicó que hasta el momento no se tienen mayores avances para dar con el paradero de Romero, agregó la radiodifusora.

Este sábado, la versión digital de Línea Directa citó a Higuera, quien admitió que todo el país se encuentra conmocionado por los asesinatos que han derivado, en respuesta del combate del Gobierno federal contra el crimen organizado.

publicidad

Investigador asesinado

En tanto, el jefe de investigaciones de la Policía Ministerial en la zona norte del estado mexicano de Sinaloa, Jesús Escalante Leyva, fue asesinado a tiros en la ciudad de Los Mochis horas después de que empezara a investigar el secuestro del periodista local.

Los hechos tuvieron lugar la noche del miércoles en Los Mochis, cuando Escalante Leyva salía de su oficina, después de realizar las primeras investigaciones sobre el caso del periodista José Luis Romero, quien fue secuestrado el mismo día unas horas antes.

Fuentes de la fiscalía local dijeron a Efe que el funcionario conducía su camioneta a pocos metros de la sede de la Policía Ministerial del Estado (dependiente de la fiscalía) cuando un grupo de desconocidos abrió fuego contra él desde dos automóviles en movimiento.

Escalante recibió al menos 30 disparos de rifle AK-47, y murió instantáneamente.

Periodistas amenazados

El fiscal de Sinaloa, Alfredo Higuera, dijo en declaraciones a la prensa local que no se descarta que el homicidio del funcionario esté relacionado con el secuestro del periodista.

Otra reportera que cubría temas policiales y de narcotráfico desapareció en los primeros días de noviembre en el estado de Michoacán, ubicado en el oeste de México, sin que hasta ahora se conozca su paradero.

Desde el año 2000, 56 periodistas fueron asesinados en México y nueve desaparecieron, según Reporteros Sin Fronteras, organización que ubica a México como el país latinoamericano "en el que la seguridad de los periodista está más amenazada".

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En uno de sus últimos actos antes de dejar la presidencia, Barack Obama conmutó la condena de prisión de Chelsea Manning, la responsable de la mayor filtración de información clasificada estadounidense.
El presidente venezolano dijo en un programa televisado que usaría sus "facultades presidenciales" para liberar a Leopoldo López si "me entregan a Oscar López Rivera". Este martes, el presidente Barack Obama decidió excarcelar a una de las figuras más polémicas dentro del movimiento independentista de Puerto Rico.
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
publicidad