publicidad

México atento al 'súpermartes'

México atento al 'súpermartes'

Preocupado por las implicaciones que el resultado podría tener sobre la posible reforma migratoria y en la economía de EU.

Consecuencias para México

CIUDAD DE MÉXICO - México seguirá de cerca las evoluciones del "súpermartes" por las implicaciones que el resultado podría tener sobre la posible reforma migratoria y en la economía de Estados Unidos, dijeron varios analistas.

En la cita electoral de 24 estados de Estados Unidos acuden a votar en unas primarias donde hay en juego más de la mitad de los delegados que deben proclamar un candidato demócrata y otro republicano el próximo verano.

"México no es un tema de la elección y nunca lo ha sido. Sin embargo siempre le afecta enormemente la política interna de Estados Unidos", explicó el profesor de Relaciones Internacionales del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) Rafael Fernández.

Este país tiene en el vecino del norte a su principal socio comercial y, con casi dos tercios de los indocumentados que hay en Estados Unidos siendo de origen mexicano, los debates y campañas que tratan temas migratorios suelen capturar la atención.

Millones de familias mexicanas dependen de las remesas que sus parientes les envían cada mes y anhelan una reforma migratoria integral que con el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, no ha prosperado y sigue siendo una gran cuenta pendiente entre los dos países.

Según Fernández, en la actual carrera presidencial el bando republicano parece haber "descontado el voto hispano" al airear sus aspirantes propuestas "muy duras con los indocumentados".

publicidad

No obstante John McCain, el favorito de ese partido ante el decisivo "súpermartes", es el más "proinmigración" de todos ellos.

En el bando demócrata, señala el experto del ITAM, son difíciles de prever aún qué consecuencias que puede haber para México.

Hasta el momento Barack Obama se ha esmerado por captar el voto latino ante una Hillary Clinton que "piensa que tiene esos sufragios asegurados", señala Fernández.

Los estados clave en la palestra

El académico detecta cierta "hipocresía" entre los aspirantes, sean del bando que sean, porque se muestran más favorables a los inmigrantes a medida que se aproximan a estados del sur, donde la población hispana es mayor que en otros estados de la Unión.

California, Arizona y Nuevo México son lugares clave y mañana están en liza.

Como aspecto más estimulante en esta carrera Fernández alaba la "enjundia" mostrada por demócratas y republicanos ante la cita electoral en un país ansioso "por renovar la clase política dirigente".

"Creo que esto son buenas noticias para México", asegura el experto.

Para Patricia de los Ríos Lozano, coordinadora del programa de Asuntos Migratorios de la Universidad Iberoamericana (UIA), la desaceleración de la economía de Estados Unidos y su efecto en las clases medias de ese país, la guerra en Irak y las cuestiones de raza y género, son los grandes ejes de los comicios estadounidenses.

publicidad

"México (y su relación con Estados Unidos) no es el tema central como lo fue en otro momento, cuando Bill Clinton quería ser presidente y estaba Ross Perot (en 1992)" y se negociaba el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), recuerda la académica.

No obstante cree que la inmigración, el asunto que captura quizás la mayor atención de los hispanos en Estados Unidos, tendrá un peso importante a la hora del voto, asegura Lozano.

En este frente recomendó al Gobierno mexicano impulsar una política "mucho más coherente" en la materia en su territorio y buscar acercamientos mayores con el Congreso, decisivo en este asunto, mientras se dirime quién ocupará la Casa Blanca.

En lo estrictamente electoral la profesora de la UIA ve como favorito republicano John McCain, "un hombre inteligente" y "con una propuesta bastante moderada" cuyo gran problema será cortejar a los votantes más conservadores de su partido.

En el frente demócrata considera a Barack Obama "un candidato viable" con una "vida importantísima a futuro en Estados Unidos" pero apunta como favorita a Hillary Clinton, algo que le conviene a México.

"Tiene gran experiencia y entiende, como su marido, cuál es la importancia de México para Estados Unidos", asegura Lozano.

Para los meses venideros, gane quien gane el crucial "súpermartes", ve una campaña "muy interesante" en la que habrá debates sobre "cuestiones de fondo" que si duda afectarán a los intereses de México, apuntó.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad