publicidad

Megaoperativo en el DF

Megaoperativo en el DF

Controvertida propuesta para militarizar el DF y encargar a los soldados el combate al crimen organizado.

Combate al narco y delincuencia

CIUDAD DE MÉXICO -  Una controvertida propuesta para militarizar el Distrito Federal y encargar a los soldados el combate al crimen organizado en la ciudad ha provocado opiniones encontradas entre académicos, funcionarios y activistas.

En días pasados,  jefes delegacionales y asambleístas locales solicitaron al gobierno federal que efectivos del Ejército patrullaran las calles de algunas de las zonas conflictivas de la ciudad.

Desde entonces, una ola de debates se han suscitado en torno a este tema en distintas tribunas y entre diferentes sectores de opinión.

En una de sus últimas sesiones en el Congreso capitalino, diputados de todos los partidos coincidieron en que es urgente mejorar las acciones para combatir el narcotráfico y la delincuencia organizada en la ciudad de México.

“Si volteas a mirar los niños y adolescentes están consumiendo drogas, mucha gente está consumiendo drogas y es un problema terrible, no sólo de salud sino también de inseguridad. Es un problema de política de país, es un problema de falta de visión. Son problemas terribles y en el DF, como en todos los estados del país, entra el narcotráfico”, aseguró Martiarena.

Sin embargo divergen sobre si el Ejército mexicano debe o no implementar operativos en las calles. Mientras el Partido Acción Nacional (PAN), el Revolucionario Institucional (PRI) y Nueva Alianza apoyan el eventual despliegue, el Partido de la Revolución Democrática (PRD), el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y la Coalición Socialdemócrata se dicen en contra.

publicidad

“Todas las ciudades necesitan vigilancia ahora que el narcotráfico está rebasando todas las instancias de justicia y de seguridad. Se ha perdido la frontera entre lo que es el narcotráfico y lo que es delincuencia. No sé si lo correcto sea que el Ejército esté a cargo de este asunto pero si tiene que ser una mano dura que ingrese a la ciudad a revisar carros robados, narcotienditas, a revisar cualquier cantidad de hoyos negros”, dijo a Univision.com Raúl Martiarena, experto en temas sociales.

Afrenta a los derechos humanos

La discusión se salió del estrado legislativo y Emilio Álvarez, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, rechazó ante los medios que en la capital del país existan condiciones de inseguridad como en otros estados por lo que sostuvo que no sería pertinente que el Ejército desarrollara funciones de seguridad pública.

“Los soldados están capacitados para proteger al país en materia de seguridad nacional, no para desempeñar funciones de seguridad pública. La experiencia ha mostrado que, cuando los soldados hacen labores de policías, se generan sistemáticas violaciones a los derechos humanos”, expresó.

El ombudsman capitalino comentó que para combatir al crimen organizado y el narco es necesario tener cuerpos policíacos profesionales y mejorar la coordinación entre autoridades federales y locales.

publicidad

La protesta social

Para el doctor René Jiménez, del Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), militarizar la Ciudad de México sería una decisión peligrosa pues implicaría criminalizar los movimientos sociales.

“La capital de México, además de ser la sede de la estructura de poder político y económico, es el centro de la protesta social e implicaría el estado de sitio en la ciudad más grande del país”, comentó a Univision Online.

Esa es labor de los policías y si las corporaciones no sirven, entonces debemos que cambiarlas, refirió. Lo que debemos hacer es comenzar a construir una verdadera estructura policíaca capaz de combatir con honestidad y eficiencia a la delincuencia organizada.

Para Martiarena el narco está e todos lados.

Soldados o policías

Entrevistado al respecto por la prensa nacional, el secretario de gobierno del Distrito Federal, José Ángel Ávila explicó que el gobierno de la ciudad posee instituciones y cuerpos policíacos capacitados para enfrentar a los criminales

Reconoció que el Ejército es una de las instituciones más honorables del país, sin embargo dijo, es conveniente que se dedique a las actividades que constitucionalmente le corresponden y deje a los cuerpos de seguridad pública el combate a la delincuencia.

publicidad

Nuevos operativos

En este marco, la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal anunció la creación de nuevos sectores de vigilancia en la ciudad de México para ampliar su cobertura de vigilancia y el combate al crimen.

Uno de ellos, operará exclusivamente en el Barrio de Tepito, una de las zonas más peligrosas, con la finalidad de erradicar la delincuencia, los homicidios y el narcotráfico.

Para Martiarena estos operativos no sirven.

“A mí me han detenido algunos operativos para revisar mi carro y ni la mínima idea, nada más te revisan los papeles y si no traes, te piden una lana. Para eso está la policía de tránsito. Esto sirve para que haya una mayor reparación  de los policías porque hay unos que son verdaderos patanes, verdaderos chacales. Estas estrategias no son tan eficientes, son paliativos, son mejorables.”, comentó Martiarena.

Y es que la teoría de que el crimen organizado y el narco les están ganando a las autoridades no deja de sonar. Sin embargo la sociedad pierde más que nadie.

“¿Qué podemos hacer nosotros para poder contenerla [la violencia]? No podemos hacer justicia por la propia mano. Se ha rebasado al estado, a las instancias de seguridad. Un narco trae de una AK 47 para arriba, armas que ni la policía trae, yo creo que apenas y el Ejército. A la sociedad le afecta, asusta, atemoriza. A la clase política lo ha rebasado, a quienes aplican la justicia, hacen leyes, a la Suprema Corte y demás organismos de justicia, andan en Marte o Júpiter porque aquí es un imperio de la violencia”, aseguró Martiarena.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad