publicidad
.

Investigadores de EEUU sugieren que explosión de Pemex fue una bomba

Investigadores de EEUU sugieren que explosión de Pemex fue una bomba

Agentes de EEUU aseguran a diario que las autoridades mexicanas limitaron su colaboración en el caso de la explosión de Pemex en enero de 2013.

.
.

Investigación de Pemex fue interrumpida

México ha comenzado a poner fin al amplio acceso y colaboración que tanto agencias de seguridad como de investigación de Estados Unidos tenían en temas relacionados con la seguridad en México. 

Así lo muestra un artículo publicado por el New York Times, donde agentes de EEUU aseguran que las autoridades mexicanas limitaron su colaboración en el caso de la explosión que hubo en Pemex en enero de 2013.

En el caso de Pemex, el gobierno mexicano había invitado a agentes de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos para ayudar con las averiguaciones, sin embargo, luego de que dicha agencia sugiriera que una bomba pudo ser la causa de la explosión que provocó la muerte de 37 personas y dejó heridas a 120, su papel se vio interrumpido por autoridades mexicanas, cancelando la visita de un equipo de investigadores provenientes de Estados Unidos, declararon autoridade estadounidenses para el New York Times.

publicidad

El 4 de febrero, el procurador Jesús Murillo Karam reveló que el siniestro fue causado por acumulación de gas en los sótanos del edificio B-2. Ese mismo día, añade el New York Times, el embajador de EEUU en México fue invitado a la conferencia de prensa.

Pero un oficial del Departamento de Estado dijo que el nivel de involucramiento de EEUU en la investigación no requería la presencia del embajador, provocando preocupación en cuanto a la participación que de ahora en adelante las agencias de inteligencia de EEUU tendrán con México.

El subsecretario para América del Norte de la cancillería mexicana, Sergio Alcocer, dijo recientemente a The Associated Press que los cambios en la relación bilateral incluyen la manera de relacionarse con las agencias de seguridad estadounidenses, las cuales en el gobierno del presidente Felipe Calderón (2006-2012) tuvieron acceso directo con sus contrapartes mexicanas.

El subsecretario mexicano expresó que la cooperación en materia de seguridad continuará con Estados Unidos pero señaló que en los esfuerzos antidrogas había una falta de coordinación adecuada.

Cooperación bilateral con México estaría en riesgo

Docenas de diplomáticos, militares y responsables de inteligencia de México y EEUU dijeron en entrevista a The Washington Post que existe una sensación de "ansiedad" de muchos funcionarios estadounidenses, que temen que la cooperación en materia de seguridad con México esté "en riesgo".

publicidad

Por su parte, de acuerdo a una entrevista brindada a la revista Time, Enrique Peña Nieto, ha abogado por cambiar la política antidrogas del hemisferio sur del continente americano, tras la legalización del consumo de droga en algunos estados estadounidenses.

Peña Nieto ha adelantado que "sin duda" en las reuniones que celebrará en los próximos días con su equipo para preparar el cambio de Gobierno "habrá un espacio para repensar nuestra política antidrogas", al tiempo que ha indicado que está a favor de "abrir un debate regional sobre la eficacia de la estrategia actual".

El gobierno de Barack Obama está decidido a que la seguridad no sea más el tema que marque la relación entre México y Estados Unidos, como ocurrió en la administración anterior, y de cara a una visita esta semana del presidente estadounidense Barack Obama se busca dejar en claro que la agenda bilateral es más amplia e incluye a la economía y el comercio.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad