publicidad
La policía de Iguala desveló la relación entre uniformados y la organización mafiosa Guerreros Unidos.

Iguala, disputada por narcos y criminales

Iguala, disputada por narcos y criminales

La policía de Iguala reveló la relación entre uniformados y la organización mafiosa Guerreros Unidos.

La policía de Iguala desveló la relación entre uniformados y la organiza...
La policía de Iguala desveló la relación entre uniformados y la organización mafiosa Guerreros Unidos.

En la ciudad mexicana de Iguala hace nueve días murieron seis personas y desaparecieron otras 43 en una oscura acción policial. Las autoridades apuntan que la organización mafiosa Guerreros Unidos actuó en confabulación con policías del estado.

publicidad

La denuncia se basa en las investigaciones realizadas por el Ministerio Público desde los sucesos sangrientos del pasado fin de semana, cuando varias acciones represivas de la policía local terminaron con seis muertos a tiros, 17 heridos y 43 estudiantes desaparecidos.

Al tiempo que el presidente Enrique Peña Nieto condenó los hechos en Iguala y advirtió que no habría impunidad para los culpables, en la zona centro de esa ciudad apareció una narcomanta atribuida a Guerreros Unidos.

La manta, escrita con letras negras y rojas amenazaba con revelar nombres de funcionarios que apoyan a Guerreros Unidos si no liberaban a los 22 policías detenidos en Iguala.

"Gobierno federal y estatal y todos los que nos apoyan, se les exige que liberen a los 22 policías detenidos. Les damos 24 horas para que los suelten si no absténganse a las consecuencias. Empezaremos a poner nombres de la gente que nos apoyaba del gobierno… ya empezó la guerra atte: GU", decia la narcomanta.

El inusual pedido por los policías detenidos se debería a que se cree que formaron o forman parte de Guerreros Unidos.

Las tres organizaciones que pelean por Iguala

Pero Iguala no sólo ha sido golpeada por la violencia del grupo criminal de Guerreros Unidos. El corredor Iguala-Acapulco ha sido disputado por tres grupos: Guerreros Unidos, Los Rojos y Los Templarios, según informan agentes antidrogas estadounidenses al diario El Universal.

publicidad

En los últimos dos periodos municipales, el área de Taxco e Iguala ha sido la ruta de asesinatos en los que las bandas criminales han dejado cabezas, cuerpos cercenados y narcomantas.

Desde 2011 el grupo de Guerreros Unidos colocaban narcomantas donde acusaban a Los Rojos de coordinarse con la policía municipal de Iguala para sus fechorías.

De acuerdo con reportes de inteligencia federal obtenidos por el diario El Universal, los Guerreros Unidos están vinculados con otros grupos como Los Pelones, uno de los brazos armados del cártel de Los Beltrán Leyva.

En el segundo semestre de 2012 las autoridades del estado de México alertaron sobre los Guerreros Unidos en su algunos de sus municipios.

Por su parte la banda de Los Rojos está relacionada con numerosos secuestros en el Estado de México y el Distrito Federal.

Según averiguaciones conjuntas de la Procuraduría General de la República (PGR) y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) Federal, Los Rojos operan en Guerrero, el estado de México y el Distrito Federal.

En mayo de 2014 elementos federales detuvieron a Leonor Nava Romero, alias El Tigre, uno de los líderes del grupo Los Rojos. A éste lo vincularon con Héctor Beltrán Leyva, actualmente detenido y quien fuera el líder del cártel de los Beltrán Leyva.

El grupo Los Rojos, formado en 2011 principalmente por integrantes de la familia Arellano, originarios de Guerrero, están acusados de delincuencia organizada, extorciones y producción de droga en La Montaña de Guerrero.

publicidad

Los Rojos también están infiltrados en la policía de Morelos, en especial en el municipio de Yautepec, de acuerdo a informes de autoridades federales y militares. Según los reportes militares, la familia Arellano cuenta con la protección de autoridades municipales y estatales. Son dueños de extensas propiedades en Yautepec y algunos familiares incluso son parte de la política de Morelos.

Pese a que Los Caballeros Templarios tuvieron su origen en Michoacán, fue también en 2011 que el cártel extendió su poderío en Guerrero. Fue en la zona turística de Zihuatanejo, Guerrero, donde aparecierion en agosto de 2011 las primeras narcomantas de los Templarios.

Los Caballeros Templarios surgieron en 2011 tras la muerte del máximo dirigente de la Familia Michoacana, Nazario Moreno González, alias "El Chayo", en un enfrentamiento con las fuerzas de seguridad en 2010.

En poco tiempo esa organización, liderada por Servando Gómez Martínez, alias La Tuta, Enrique Plancarte, "La Chiva", y Dionisio Loya Plantare, "el Tío", logró el control del narcotráfico en Michoacán y extendió su área de influencia hacia las regiones colindantes. Actualmente La Tuta es el único que permanece prófugo de la justicia, ya que a Enrique Plancarte murió a manos de militares en marzo de 2014, mientras que Dionisio Loya está en manos de la justicia.

publicidad

Tierra Caliente, como se le conoce a también a Guerrero, se convirtió en territorio en disputa entre Los Templarios y otras bandas desde 2011. Recientemente las autoridades detuvieron a Pablo Magaña Serrato, uno de los hombres cercanos a La Tuta, en la comunidad de Lagunillas, en Guerrero. En la captura también cayeron una docena de hombres armados que hacían las veces de círculo de seguridad.

 
Avanzan investigaciones para identificar cuerpos de fosas en Guerrero

El Chucky, cabecilla de Guerreros Unidos

Para rehacer el rompecabezas fue decisivo el testimonio de 22 agentes de seguridad pública de Iguala. Estos agentes fueron detenidos tras los incidentes.

Los detenidos aseguraron que la orden de acudir al lugar donde estaban los estudiantes se la dio el director de Seguridad Pública de Iguala, Francisco Salgado, y que la de capturarlos y asesinarlos fue de un criminal del que solo se conoce el apodo de El Chucky, que sería un cabecilla de los Guerreros Unidos.

 Tanto el director de Seguridad Pública como el alcalde están prófugos desde las balaceras en Iguala, situado a más de 124 millas (200 km) de Ciudad de México.

Iñaky Blanco Cabrera, titular de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Guerrero, añadió que un testigo dijo haber visto a 17 jóvenes detenidos en el patio de la comandancia de la policía de Iguala, quienes luego fueron trasladados en patrullas. Cámaras de seguridad confirman este hecho.

publicidad

 

Enrique Peña Nieto: "Los hechos de Iguala son indignantes, dolorosos e inaceptables" Univision

Integrantes de Guerreros Unidos detenidos

Blanco Cabrera resumió que se han detenido 26 probables responsables y se ha consignado a 29 integrantes de Guerreros Unidos. De los detenidos, 22 son policías de Iguala, a quienes ya se les dictó formal prisión por homicidio calificado y se encuentran en el penal de Las Cruces. Está confirmado que estos 22 elementos dispararon sus armas contra los estudiantes de Ayotzinapa y los futbolistas, en hechos que dejaron seis personas muertas el pasado 26 de septiembre.

El fiscal expresó que por los ataques de esa noche en Iguala se encuentran detenidas cuatro personas, a las que se liga con Guerreros Unidos. Se trata de Luis Alberto José Gaspar, Honorio Antúnez Osorio, Martín Alejandro Macedo Barrera y Marco Antonio Ríos Berber, quienes ya fueron remitidos a la Subprocuraduría  Especializada en Investigación en Delincuencia Organizada. Según sus testimonios 17 estudiantes fueron trasladados al paraje de Cerro Viejo, donde se hallaron las fosas clandestinas con 28 cadáveres.

publicidad

La identificación de los cuerpos tardará entre 15 días y dos meses mientras los peritos determinan la temporalidad de la muerte. En la identificación de cuerpos participan nueve especialistas argentinos, a petición de estudiantes de Ayotzinapa.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad