publicidad

Explosivo de bajo poder detonó

Explosivo de bajo poder detonó

Dejó daños materiales, pero no personales, al estallar frente a una sucursal bancaria del sur de la ciudad.

Fue hallada una Biblia abierta

CIUDAD DE MÉXICO - Un artefacto explosivo de bajo poder dejó daños materiales, pero no personales, al estallar frente a una sucursal bancaria del barrio de Coyoacán, en el sur de Ciudad de México, dijeron fuentes policiales.

Un portavoz de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSP-DF) señaló que el estallido ocurrió anoche ante las oficinas del banco Banamex, filial del estadounidense Citigroup, alrededor de las 23.00 hora local, sin que hasta ahora se conozca su autoría.

Una llamada realizada por una persona a los servicios de emergencia desde un teléfono público tras los hechos alertó a la Policía, que detectó una lata de gas prendida en la entrada del inmueble, localizado en un centro comercial.

El artefacto consistía en un tubo galvanizado de unas ocho pulgadas y tres envases de gas butano utilizados para encender "lámparas y estufillas", según la SSP-DF.

Las mismas fuentes indicaron que la onda expansiva no fue de grandes dimensiones.

El titular de la SSP-DF, Joel Ortega, señaló en declaraciones al noticiero Primero Noticias, que hasta el momento no había "ninguna reivindicación" ni pintada alguna que se atribuyera los hechos.

No obstante la Policía señaló que "justo a la entrada del banco" se encontró "un libro, aparentemente una Biblia, que se encontraba abierta en el inicio del apartado dedicado a los Salmos".

publicidad

Medios locales ofrecieron datos extraoficiales según los cuales el artefacto pudo haber sido lanzado desde un vehículo en movimiento.

Peritos de la Policía capitalina trabajaron en el lugar de los hechos durante cuatro horas recabando evidencias del atentado.

Ortega evitó por ahora atribuir a grupo alguno la autoría de estos hechos y señaló que quienes estén detrás del acto "no lograron su objetivo o el objetivo es lo que estamos viendo, generar un efecto mediático".

Finalmente el titular de la SSP-DF descartó que el aparato fuera similar al frustrado ataque del pasado 15 de febrero, cerca de las instalaciones de la Policía mexicana, y que dejó un saldo de dos muertos y un herido.

Todavía se desconoce quién está detrás de ese ataque ya que las autoridades capitalinas lo atribuyen a supuestos narcotraficantes mientras que las federales no han conseguido probarlo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad