publicidad

Encapuchados lanzan bombas molotov contra Palacio Nacional

Encapuchados lanzan bombas molotov contra Palacio Nacional

Durante la marcha organizada en la Ciudad de México por el caso Ayotzinapa, algunos de los manifestantes saltaron las vallas y lanzaron bombas molotov.

Manifestantes indignados por Ayotzinapa prenden fuego a la puerta de Palacio Nacional Univision

Durante la marcha organizada en la Ciudad de México para exigir la presentación con vida de los 43 estudiantes de la Escuela Normal de Ayotzinapa, algunos de los manifestantes saltaron las vallas del Palacio Nacional, realizaron pintas y lanzaron bombas molotov.

Pese a que durante la caminata que partió de la sede de la Procuraduría General de la República dominó el ánimo pacífico, al llegar al Zócalo, un pequeño grupo sacó pinturas en aerosol y, burlando la seguridad, comenzó a pintar el portón de la histórica construcción.

Al tiempo, cientos de manifestantes comenzaron a gritar !No violencia! como reprobación por los actos realizados, pero el grupo de jóvenes con el rostro cubierto hicieron caso omiso y lanzaron las primeras bombas molotov. 

Desde adentro de la sede del Palacio Nacional, lanzaron agua e incluso gases para repeler los ataques, pero momentos después, elementos del Estado Mayor presidencial llegaron al lugar para dispersar a los manifestantes.

Protestas y marchas en México por estudiantes desaparecidos en Guerrero Univision

La mayoría de los inconformes pidieron mantener la civilidad y alejarse del sitio.

Minutos antes, al grito de "Fue el Estado" y con antorchas en mano, alrededor de 4 mil personas marcharon de forma pacífica y expresando su indignación por medio de pancartas y consignas.

El contingente, conformado en su mayoría por estudiantes y familias completas, caminaron sobre la avenida Paseo de la Reforma lanzando dichos contra el gobierno mexicano como "asesinos", "vivos se los llevaron, vivos los queremos", "por qué nos asesinan, si somos la esperanza de la América Latina".

En el Zócalo leyeron un manifiesto en el que denunciaron que el gobierno federal dio la hipótesis de que los normalistas fueron ejecutados y calcinados para cerrar el caso.

publicidad

Por la tarde, en la explanada del Zócalo, alrededor de 500 personas se acostaron en el suelo durante un minuto y se cubrieron el rostro con una fotografía de alguno de los estudiantes desaparecidos.

Al concluir gritaron al unísono "Vivos se los llevaron, vivos los queremos" y realizaron un pase de lista con los nombres de los 43 estudiantes Ayotzinapa. 

Autoridades acuerdan actuar con tolerancia

Luego de los hechos que se suscitaron la noche del sábado, el gobierno federal y las autoridades capitalinas acordaron actuar con tolerancia ante actos de provocación “de grupos minúsculos que buscan desvirtuar los reclamos y dolor de familiares y de la sociedad en general por la desaparición de 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa”, por lo cual ningún policía federal o capitalino o efectivos del Ejército mexicano llevan a cabo tareas de registro del exterior de Palacio Nacional, señalaron funcionarios que participan en el gabinete de seguridad nacional.

Los funcionarios consultados por el diario mexicano La Jornada,señalaron que todas las autoridades actuarán con prudencia y tolerancia, ya que quienes vandalizan Palacio Nacional no son todos los que se manifestaron, sino un grupo que busca generar provocación que puedan ser tomadas como bandera.

La respuesta de la sociedad a la conferencia de la fiscalía mexicana sobre el caso de los 43 estudiantes desaparecidos llegó apenas unas horas después, cuando bajo el lema “¡Ayotzinapa vive, el Estado ha muerto!” se convocó en redes sociales a participar en una marcha en la capital del país.

publicidad

El objetivo de la movilización: insistir en la presentación con vida de los alumnos de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, además de exigir justicia para los responsables de los hechos de violencia del 26 de septiembre en Iguala.

Miles expresan indignación por caso Ayotzinapa Univision

Tras la conferencia que encabezó Jesús Murillo, alrededor de 300 personas marcharon de forma casi espontánea del monumento Ángel de la Independencia a las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía), donde se hizo el llamado a marchar la noche del sábado. La respuesta de la sociedad mexicana no se hizo esperar. Miles asistieron.

Los familiares de los 43 estudiantes rechazaronlas versiones de la fiscalía mexicana y dijeron que no aceptarán la muerte de sus hijos hasta que haya pruebas contundentes, por lo que seguirán manifestándose.

Hasta el momento han sido capturadas 74 personas por este caso, que según Murillo aún no está cerrado, y están por cumplirse diez órdenes de detención.

publicidad

El fiscal general dijo, sin embargo, que hasta que no sean identificados los restos encontrados, a los jóvenes se les seguirá considerando desaparecidos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad