publicidad
.

El presidente del PAN acepta un "desastre mayúsculo" logo-noticias.6bcb5...

El presidente del PAN acepta un "desastre mayúsculo"

El presidente del PAN acepta un "desastre mayúsculo"

El presidente del PAN, Gustavo Madero, admitió 'una derrota mayúscula' en las elecciones presidenciales, donde su candidata quedó en tercer lugar.

Del poder a la tercera fuerza política

CIUDAD DE MEXICO - Un día despues de las elecciones presidenciales donde la candidata del Partido Acción Nacional (PAN), Josefina Vázquez Mota quedará en tercer lugar, el presidente del grupo político, Gustavo Madero, admitió su derrota con lo que se convierte en la tercera fuerza política del país.

El lider panista admitió una derrota mayúscula" en las elecciones del domingo y opinó que su formación política ahora "debe agarrar fuerzas y levantarse".

¿Qué le falló al PAN para perder las elecciones presidenciales? Opina 

En declaraciones a la emisora MVS, Madero descartó por ahora renunciar al cargo, ofreció "autocrítica y humildad" a los ciudadanos y advirtió de que en México hay "una transición que aún está en riesgo" y por la que se debe seguir luchando.

Candidata quedó en tercer lugar 

La candidata Josefina Vázquez Mota, la única mujer que concurría a los comicios, aceptó el mismo domingo por la noche que las tendencias no le eran favorables al lograr poco más del 25 % de los votos, un modesto tercer lugar entre cuatro aspirantes, con el 80 % de las actas de la elección computadas.

Además, el PAN se convertiría en la tercera fuerza política en la Cámara de los Diputados, de 500 escaños, al pasar de 142 a 118, y en la segunda en el Senado, de 128 asientos, al bajar de 50 con 41.

publicidad

En primer lugar aparece con porcentajes superiores al 37 % el priista Enrique Peña Nieto y en segunda posición el izquierdista Andrés Manuel López Obrador, con el 32 %, según datos preliminares.

Madero dijo que el conservador PAN "sigue teniendo las mejores motivaciones para existir y seguir construyendo una democracia en México".

Expectativa sobre gobierno de Peña Nieto 

"No sabemos cómo va a gobernar este Partido Revolucionario Institucional (PRI) que tiene muchas caras. Es una medusa, es una red de intereses", apuntó.

Según Madero, a partir de ahora el PAN debe centrarse en ir más allá del resultado de los comicios, "generar ciudadanía, instituciones".

Los mexicanos no debemos ser "indiferentes a que hoy existan diez estados de la república gobernados ininterrumpidamente por el PRI desde hace 85 años", indicó.

Los resultados electorales deben "obligarnos a agarrar fuerzas para continuar con esta lucha" democratizadora en México, aseveró.

"Tenemos una agenda de reformas económicas, sociales, políticas, que están pendientes y aquí es donde el PAN debe agarrar fuerzas y levantarse", añadió Madero, quien destacó que el proyecto de su partido, un "México democrático, de libertades, de respeto a los derechos humanos", sigue vigente.

publicidad

Finalmente, demandó a la formación política promover "una economía de mercado con responsabilidad social" y apostarle a "la inclusión social" siendo gobierno u oposición.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
En la madrugada de este jueves se votó el primer paso para revocar la ley de salud, que entre otros beneficios ha otorgado servicio de salud a más 20 millones de personas. El ‘sí’ ganó, pero los demócratas (y un republicano) hicieron lo posible por defenderlo.
publicidad