publicidad

El 70% de las denuncias de abusos sexuales en el DF afecta a niños

El 70% de las denuncias de abusos sexuales en el DF afecta a niños

El 70% de los casos de abusos sexuales que se conoce en el DF corresponde a niños y la cifra va en aumento.

Como un iceberg

CIUDAD DE MEXICO - Alrededor del 70% de los casos de abusos sexuales que se conocen en el Distrito Federal de México corresponde a niños y la cifra va en aumento, reportó el lunes el periódico El Universal en su página de internet.

"Pero las denuncias aún son mínimas", aseguró Marcela López, de la Asociación para el Desarrollo Integral de Personas Violadas (Adivac).

López explicó que cada semana registran hasta 500 solicitudes de apoyo a víctimas de esos delitos, y reiteró que la mayoría de peticiones de asistencia, un 70%, corresponden a "menores de edad".

El Universal explicó además que desde el 24 de agosto pasado, cuando comenzó el ciclo escolar 2009-2010, el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia en el Distrito Federal (DIF-DF) "ha atendido cada semana en promedio dos casos de abuso contra infantes, que le han sido canalizados por la Secretaría de Educación Pública (SEP)".

Más información

Según Adriana Monroy, directora de Prevención y Atención al Maltrato Infantil, consideró que la cifra de denuncias de abusos es elevada y dijo que el incremento en el número de casos registrados obedece principalmente a que se ha difundido más información en torno al tema.

"Si tenemos un número elevado de abuso es porque los niños tienen posibilidad de decirlo, y existen adultos que tienen posibilidad de creerlo", aseguró.

publicidad

El diario reportó además que en lo que va de 2009, el DIF capitalino también ha atendido a 24 menores de 12 años de edad que han ejercido abuso sexual contra sus compañeros, han recibido acusación directa de la familia del afectado y son derivados de la Fiscalía Central de Investigación para Menores de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

Minimizan datos

De acuerdo con reglamentos vigentes, las autoridades en este tipo de casos proporcionan apoyo emocional y seguimiento a los menores acusados de abuso con el propósito de conseguir un cambio de conducta, dijo El Universal.

"En algunos casos son niños de 12 años y de ocho", apuntó.

Pero las autoridades insisten en que la cifra de menores que han incurrido en esta falta es igual a la del año pasado.

Juana Camila Bautista Rebollar, fiscal central de Investigación para Delitos Sexuales de la PGJDF, aseguro que aunque se tienen varias denuncias por abuso sexual y violación contra niños, al concluir el año la cifra será similar a la de 2008. "Hay una estabilidad relativa", dijo.

¿Qué opina de la denuncia sobre los casos de abusos sexuales a niños en el Distrito Federal de México? Comente aquí.

Cifras de 2008

El matutino agregó que en todo 2008 se registraron alrededor de 180 denuncias de menores de tres a 17 años, en su mayoría mujeres, que fueron agredidas. Hasta octubre de 2009 había en total 120 casos.

publicidad

Sobre la cifra negra de denuncias por esta causa, Bautista Rebollar dijo que no puede establecer ninguna estimación, aunque está consciente de su existencia porque "muchas veces es la mamá del menor agredido quien oculta al familiar".

El periódico reportó que los principales agresores de los niños son los padrastros, los abuelastros, las parejas de las mamás, los primos e incluso amigos. Por eso, quien suele denunciar es la abuela o algún vecino.

La población que llega a Adivac en busca de apoyo sicológico ha sufrido algún tipo de abuso, pero únicamente 2% decide denunciarlo ante la autoridades, según Marcela López.

Fuerte demanda

Hace casi dos décadas, cuando inició sus actividades, Adivac contaba sólo con dos sicólogos, pero en la actualidad tiene 35 debido a la demanda en su servicio, y aún tiene lista de espera.

"Todos los días recibimos muchísimas llamadas, no nos damos abasto y luego la gente que está en lista de espera llama porque está desesperada, ya quiere la atención, pero priorizamos los casos que son urgentes", López al periódico.

El abuso sexual, que se relaciona con tocamientos y manoseos de las partes genitales, es lo que se presenta con mayor frecuencia entre los menores de edad, pero también se reportan casos de violación, explicó.

También es lo más común que se detecta en la Fiscalía Central de Investigación para Delitos Sexuales de la PGJDF, sobre todo en niños de tres años de edad, aunque en menores de siete a 17 años sí se ha reportado violación.

publicidad

Signos de alerta

El Universal publicó una serie de "signos de alerta" para advertir a la población sobre casos de abuso en niños.

Precisó que detectar entre los pequeños que su ropa interior se encuentra rasgada o manchada, que presentan repetidas infecciones genitales y urinarias, lesiones, cicatrices o magulladuras en sus órganos sexuales que no tengan como origen algún accidente o incluso enfermedades venéreas, son indicadores de que puede haber padecido algún tipo de abuso sexual.

Organizaciones tales como Inmujeres-DF considera que cambios bruscos de conducta, temores repentinos e infundados, retrocesos en el comportamiento y los estudios, conductas sexuales no acordes con su edad, masturbación compulsiva, agresión sexual a otros menores, conocimiento sexual inadecuado para su edad, miedo a la soledad o a alguna persona, intento de suicidio o de autoflagelación, pueden alertar a los padres sobre este problema en sus hijos.

Informe de UNICEF

A principios de octubre, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) denunció en Ginebra que en los países industrializados, entre 5 por ciento y 10 por ciento de niñas y niños son víctimas de abusos sexuales "con penetración" durante su infancia.

"Se considera que durante toda su infancia, 5 a 10 por ciento de las niñas y hasta 5 por ciento de los niños son víctimas de abusos sexuales con penetración, y que un número tres veces superior sufre alguna forma de abuso sexual", afirmó el informe "Progreso para los niños - un balance de la protección del niño", precisó un lapidario reporte que conmocionó al mundo.

publicidad

"Cada año, por lo menos 4 por ciento de los niños de los países industrializados son víctimas de maltrato físico, y un niño de cada diez es víctima de negligencia o de maltrato psicológico, por su padres o tutores en 80 por ciento de los casos", según el estudio.

En regla general, "el número de niños en el mundo expuestos a la violencia, la explotación y el maltrato es profundamente perturbador", denunció el informe publicado con motivo del 20 aniversario de la Convención de la ONU sobre los derechos infantiles.

Millones de víctimas

En el mundo, dos de tres niños sufren castigos corporales. Entre 500 millones y 1,500 millones de niños son víctimas cada año de la violencia, según el informe.

"Más de la mitad de los niños detenidos en el mundo no fueron ni juzgados ni condenados", mientras que el trabajo infantil alcanza a más de 150 millones de niños de 5 a 14 años, agrega el organismo.

Cerca de 51 millones de niños no fueron registrados al nacer, de los cuales la mitad en Asia del Sur, denuncia la UNICEF y subraya que "los niños que no tienen un acta de nacimiento están más expuestos a los riesgos de explotación sexual, de trata y adopción ilegal".

Además, más de 1,000 millones de niños viven en regiones afectadas por un conflicto armado y 18 millones están desplazados, mientras que más de 250,000 son reclutados por grupos armados.

publicidad

Hay que denunciar

En noviembre de 2008, la UNICEF precisó en un informe que si hubiera un sólo niño explotado sexualmente en el mundo, "ya sería una cifra enorme".

Agregó que los números reales, tras los que se sepultan los derechos, la dignidad y las esperanzas de futuro de millones de niños y niñas en el planeta, son simplemente estremecedores.

Hace un año la UNICEF estimaba que 150 millones de niñas y 73 millones de niños menores de 18 años se han visto obligados a mantener relaciones sexuales forzosas o han sido víctimas de otras formas de violencia y explotación sexual con contacto físico.

Para reforzar la lucha contra esta forma de depredación, la ONU pidió no guardar silencio, porque el silencio, dijo, "otorga".

Daños imborrables

"La explotación sexual deja a los niños y niñas con cicatrices psicológicas y a veces físicas, y reduce sus esperanzas de llevar una vida digna", afirmó la Directora Ejecutiva de UNICEF, Ann M. Veneman. "Ningún país ni ninguna región es inmune, y nadie es inocente".

Esta idea de que nadie es inocente frente al abuso sexual infantil es uno de los mensajes clave que UNICEF promovió durante un congreso sobre el tema celebrado en noviembre del año pasado en Río de Janeiro y que transmitió a viva voz que, "callar es aceptar y quien conoce o sospecha del abuso y no actúa es también culpable de él".

publicidad

Agregó que la responsabilidad de la sociedad se extiende a varios niveles:

  • Compromiso personal: La explotación sexual ocurre en todas partes y cualquiera puede explotar a un niño: en la escuela, en el hogar, en el trabajo, en las comunidades y en nuestros equipos informáticos. Crear un entorno protector que reduzca la vulnerabilidad de los niños en su vida diaria es tarea de todos.
  • Apoyo a las familias: Las familias son la primera línea de defensa de los niños y niñas y tienen que recibir los instrumentos necesarios para protegerlos contra la explotación sexual.
  • Educación y sensibilización: Es preciso que los hombres y los niños varones formen parte de la solución para poner fin a la explotación sexual de la infancia. Cuando no haya más demanda, no habrá más violaciones.
  • Responsabilidad Social Corporativa: Algunas industrias se benefician de la explotación sexual de la infancia; otras, miran para otro lado; otras, no preguntan y por tanto no saben; y otras se mantienen firmes y se niegan a permitir que la explotación sexual de la infancia forme parte de su actividad empresarial.
  • Financiación: Los presupuestos son una prueba clara de la voluntad política que existe en torno a un tema. Solamente será posible adoptar medidas para eliminar el abuso y la explotación sexual de la infancia cuando se establezcan fondos para financiarlas.
  • Acción gubernamental: En algunos casos, los gobiernos desconocen la magnitud del problema de la explotación sexual en sus países. Los gobiernos tienen que invertir para evaluar el problema. Solamente se planifican y se establecen presupuestos de las cosas que se han medido, si no se sabe no es posible actuar.
publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad