publicidad

Detienen a ocho personas por robo y tráfico de recién nacidos en estado mexicano de Sonora

Detienen a ocho personas por robo y tráfico de recién nacidos en estado mexicano de Sonora

Supuestamente, los bebés eran vendidos a parejas mexicanas y estadounidenses desde marzo de 2012 por cifras entre 4,000 y 9,000 dólares

Ocho personas fueron detenidas por sustracción y tráfico de recién nacidos en el noroccidental estado mexicano de Sonora y ocho más son buscadas por las autoridades, informaron fuentes oficiales el martes.

El procurador de Sonora, Carlos Navarro, dijo a Imagen Radio que hasta ahora han sido cumplidas la mitad de las órdenes de aprehensión emitidas por un juez contra 16 personas presuntamente involucradas en la venta de bebés a parejas mexicanas y estadounidenses desde marzo de 2012.

Lea también: Investigan red de tráfico de menores en Sonora con un funcionario involucrado

Explicó que la investigación de este caso comenzó el 18 de marzo pasado por una denuncia anónima contra un individuo de nombre José Manuel Hernández por la venta de menores.

Dicha denuncia llevó a la apertura de una investigación que permitió detectar la participación de Vladimir Arzate, entonces subdirector en la Procuraduría de la Defensa del Menor, en la venta de bebés arrebatados a madres en situaciones de vulnerabilidad.

Navarro dijo que e xiste constancia de que hasta marzo pasado nueve recién nacidos fueron "indebidamente sustraídos del seno materno" para ser vendidos a "personas que estaban esperando adoptar con todas las de la ley".

Explicó que Hernández y Arzate, quienes se encuentran prófugos, se ponían en contacto con las parejas que querían adoptar y les pedían cantidades que oscilaban entre 80,000 y 150,000 pesos (4,720 y 8,840 dólares).

Una vez entregados dichos montos, les daban a los bebés con un aviso de nacimiento falso y después las parejas se presentaban al Registro Civil para inscribir a los menores como sus hijos biológicos, sin pasar por el proceso legal de adopción.

"Falsos padres"

Sobre las órdenes de aprehensión, dijo que de las 16 emitidas en agosto, ocho fueron ejecutadas contra las parejas que se hicieron pasar como los padres biológicos, y que ahora están en libertad "bajo caución".

Otras ocho están pendientes, entre ellas las de Hernández y Arzate, quienes están imputados por un "delito grave", y las de otras personas que compraron bebés, detalló el funcionario.

Sobre los menores vendidos, dijo que tres de ellos están bajo resguardo del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) y los otros "se encuentran bajo el poder de quienes dicen ser sus padres biológicos; es decir, de las personas que los compraron".

El fiscal indicó que aún se desconoce la identidad de los verdaderos padres de los bebés, por lo que llamó a las madres a presentar una denuncia si creen haber sido víctimas de esta red.

El lunes una mujer interpuso la primera denuncia, la cual será investigada para determinar si es o no víctima de esta red de tráfico de menores.


publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad