publicidad

Condenas internacionales a la masacre de migrantes en Tamaulipas

Condenas internacionales a la masacre de migrantes en Tamaulipas

Organismos y gobiernos internacionales han condenado la masacre de 72 migrantes en el norte de México, y exigen el esclarecimiento de los hechos.

Centroamérica lo lamentó

Funcionarios de gobiernos, el Parlamento y la Corte Centroamericana de Justicia (CCJ) han condenado al unísono la "espantosa" masacre de 72 migrantes del istmo y de otras nacionalidades cometida el lunes por una banda criminal en Tamaulipas, México.

El Salvador y Honduras

La masacre, que ha provocado conmoción, motivó este jueves a los miembros de la Asamblea Legislativa (Congreso) de El Salvador a guardar un minuto de silencio "en memoria de las víctimas" antes del inicio de su sesión.

Uno de los primeros en reaccionar en nombre de la institucionalidad del istmo fue el secretario general del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), Juan Daniel Alemán.

"La Secretaría General del SICA se une al dolor que embarga a los familiares de los migrantes y, ante esta tragedia, solicita el respeto a la vida y seguridad de las personas, así como hace un atento llamado a las autoridades responsables a realizar una exhaustiva investigación que lleve al esclarecimiento de este condenable hecho", dijo Alemán a la AFP.

A las voces que deploran el múltiple crimen se sumó la diputada del Parlamento Centroamericano (PARLACEN), Nidia Díaz, quien en años anteriores ha recorrido la ruta del migrante y ha constatado las penalidades que sufren.

Piden actuación internacional

"Este tipo de genocidio es condenable y tienen que actuar los organismos internacionales. Una espantosa masacre de esta magnitud es un delito de lesa humanidad porque son ejecuciones sumarias en masa", declaró Díaz a la AFP.

publicidad

La diputada adelantó que en el marco de una reunión que sostienen este jueves los diputados del Parlacen en San Salvador, se van a pronunciar con una "condena" y demandarán a los gobiernos de la región que "adopten una posición seria" respecto al tema.

El vicepresidente de la Corte Centroamericana de Justicia (CCJ), el hondureño Francisco Darío Lobo, comentó a la AFP que el crimen "merece el repudio de todas las personas que respetamos el derecho y la justicia".

Aunque para ventilar el caso la CCJ no tiene competencia, Lobo dijo que para hacer justicia incluso se podría llegar hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos, organismo con sede en Costa Rica.

"Desde el punto de vista de la sensibildiad humana, un hecho de esta clase no se debe repetir, creemos que el derecho a la vida es inviolable. Dios nos concede el derecho a la vida y solo él tiene el derecho de quitarla", subrayó Lobo.

El canciller salvadoreño, Hugo Martínez, dijo que el gobierno aguarda el resultado de las investigaciones de la masacre y que espera que "se castigue a los culpables".

El canciller hondureño, Mario Canahuati, reconoció que la identificación de los cadáveres "no va a ser una situación fácil, porque la mayor parte de esas personas no cuenta con documentación".

Insulza se unió a condena

Por su parte, el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, expresó también su "enérgica condena" por la masacre en México, y reiteró la necesidad de coordinar la lucha conjunta contra el crimen trasnacional.

publicidad

El titular de la Organización de Estados Americanos (OEA), que se encuentra de visita en Haití, lamentó en un comunicado difundido en Washington el "brutal asesinato" del que fueron víctimas 72 inmigrantes indocumentados procedentes de distintos países de la región a manos del crimen organizado en un rancho del estado norteño de Tamaulipas, en el noreste de México.

Hasta ahora se han identificado 31 víctimas de la matanza: 14 hondureños, 12 salvadoreños, 4 guatemaltecos y un brasileño.

"Este trágico episodio refleja la confluencia de dos fenómenos que afectan el desarrollo de América Latina y su sistema democrático: la acción del crimen organizado y la desprotección que viven tantos compatriotas latinos que emigran en busca de un futuro mejor", señaló Insulza.

El secretario general dijo esperar que "este crimen colectivo sea esclarecido", y confío en que el Gobierno mexicano "hará todo lo posible" para que así sea.

Por último, el máximo responsable de la OEA expresó su deseo de que "todos los gobiernos de la región trabajen juntos en la búsqueda de formulas que permitan enfrentar coordinadamente la acción nefasta del crimen trasnacional".

Condenas desde EU

En tanto, diversas organizaciones condenaron los hechos. La Alianza Nacional de Comunidades Latinoamericanas y Caribeñas (NALACC) dijo que se trató de un "crimen contra la humanidad", exigió una investigación inmediata y el castigo de los responsables.

publicidad

En una declaración, la presidenta de la alianza Ángela Sanbrano, dijo que la "matanza cometida contra nuestros hermanos y hermanas (de El Salvador, Honduras, Ecuador y Brasil) en un rancho del estado de Tamaulipas demuestra el nivel de salvajismo que pueden ejercer organizaciones criminales contra seres humanos".

"Además de la impunidad que disfrutan en México esas organizaciones, esto significa un aumento de la espiral de violencia que afecta a los migrantes que transitan por México en busca de una mejor vida en los Estados Unidos", agregó.

El vocero del departamento estadounidense de Estado P.J. Crowley expresó que "el embajador (Carlos) Pascual ya se sumó al presidente (Felipe) Calderón y la secretaria de Relaciones Exteriores (Patricia) Espinosa en condenar este acto de violencia y las muertes de los migrantes. Nosotros cooperaremos totalmente en cualquier manera en que podamos para ayudar a México conforme investiga estos... atroces crímenes".

Urgen canales legales

Por su parte, la Coalición de Illinois para los Derechos de Inmigrantes y Refugiados (ICIRR) lamentó la situación y aseguró que este episodio es un claro ejemplo de la urgencia de crear canales legales para que los inmigrantes no arriesguen sus vidas tratando de conseguir el sueño americano.

"Continuar con políticas que sólo se enfocan en el cumplimiento de leyes sin importar las contribuciones de la comunidad inmigrante ni los lazos familiares hace que los inmigrantes sean presas fáciles del crimen y ocasiona muertes como las de Tamaulipas", señaló ICIRR en declaraciones a Efe.

publicidad

Según la alianza, "la incapacidad de las autoridades mexicanas de asegurar el bienestar de todas las personas, incluyendo a los migrantes en tránsito, ha contribuido con este crimen horrendo y muchos otros abusos que se cometen a diario".

NALACC pidió la intervención "de todos los gobiernos comprometidos con el respeto de los derechos humanos" para que los responsables "sean sometidos a la justicia y penados por dicha atrocidad".

Oportunidades en sus países

Juvencio Rocha Peralda, presidente de la Asociación de Mexicanos de Carolina del Norte y vicepresidente de NALACC, dijo que mientras se mantengan las condiciones de pobreza y "las políticas migratorias sean conducidas por principios punitivos, restrictivos y excluyentes, continuaremos viendo la violación sistemática de los derechos de los migrantes, como lo que acaba de ocurrir en México".

En su opinión, "la única forma de resolver esta tragedia humana" es reconocer la necesidad de adoptar políticas sociales, económicas y culturales que hagan que esta gente se quede a vivir en sus países.

Guatemala lo llamó 'un horror'

En tanto, el embajador de Estados Unidos en Guatemala, Stephen McFarlan, calificó este jueves de "horror" el asesinato de las 72 personas.

"Es un horror lo que pasó ahí con esos migrantes. Todos lo países estamos interesados en frenar las amenazas contra los migrantes", dijo el diplomático a periodistas guatemaltecos.

publicidad

McFarlan, sin embargo, comentó que las investigaciones sobre la identificación de los fallecidos corresponde al gobierno de México.

Guatemala y El Salvador abrieron la semana pasada un consulado binacional en el estado mexicano de Veracruz para velar por la protección de los ciudadanos de sus países que cotidianamente cruzan México rumbo a Estados Unidos.

Venezuela se sumó

Por su parte, Venezuela envió sus "palabras de pesar" al gobierno de México por el "horroroso crimen" que acabó con la vida de 72 supuestos emigrantes latinoamericanos.

Maduro, que sostuvo en Caracas una reunión con su homóloga mexicana Patricia Espinosa, envió "al presidente (de México, Felipe) Calderón y al pueblo mexicano" unas "sentidas condolencias" de parte del presidente venezolano, Hugo Chávez, y todo su gobierno.

"Le transferimos a la canciller nuestras palabras de pesar, de condolencia, por el horroroso crimen cometido contra 72 ciudadanos en Tamaulipas", añadió el canciller.

Maduro señaló además que es "necesario castigar" a "los grupos que cometen estos crímenes" y ofreció la cooperación de Venezuela en las investigaciones de estos hechos.

Crisis mayúscula

En un informe divulgado en abril pasado, Amnistía Internacional calificó de "crisis mayúscula de derechos humanos" el tránsito de miles de migrantes procedentes de Centroamérica que cruzan México diariamente hacia los Estados Unidos.

publicidad

El informe dijo que la travesía "es una de las más peligrosas del mundo", y que todos los años una cantidad imprecisa de migrantes desaparece sin dejar rastros.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
La Conferencia de Acción Política Conservadora desconvocó a Milo Yiannopoulos, quien era editor de Breitbart News, a un acto este viernes al que tiene previsto asistir y hablar el presidente Donald Trump. Tras la polémica Yiannopoulos anunció su dimisión.
El presidente enumeró varios ataques terroristas en Europa y entre ellos mencionó a Suecia país donde no ha ocurrido ningún incidente violento. Las autoridades suecas han pedido explicaciones sobre estas declaraciones del presidente Donald Trump.
El artefacto explotó alrededor de las 10:30 de la mañana (hora local) y se reportan al menos 29 heridos en su mayoría policías.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
publicidad