publicidad

Cayeron capos reprimían prensa

Cayeron capos reprimían prensa

Actuaban bajo la protección de autoridades corruptas en el norteño estado de Tamaulipas, fronterizo con EU.

Detenidos padre e hijo

CIUDAD DE MÉXICO - El Ejército mexicano capturó a dos capos de un grupo de sicarios que vigilaban los movimientos de las fuerzas federales, reprimían a periodistas y actuaban bajo la protección de autoridades corruptas en el norteño estado de Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos.

Los detenidos son Rogelio Díaz Cuéllar, alias "El rojo", y su hijo Rogelio Díaz Contreras, "El Roger", informó un comunicado de la Procuraduría General de la República (PGR, Fiscalía).

Ambos fueron capturados en Ciudad Victoria, Tamaulipas, donde "El rojo", de acuerdo con la PGR, ejercía funciones de "jefe de plaza" por parte de la organización del cartel del Golfo.

En esa ciudad controlaba la recepción, trasiego y venta de droga a través de una célula de sicarios y recibía protección de "autoridades de los tres niveles de Gobierno" a la que corrompió.

En estas actividades, dijo la Fiscalía, participaba activamente su hijo, "El Roger".

Padre e hijo tenían además a su disposición un grupo denominado Halcones, encargado de vigilar las actividades y movimientos del personal militar y otras autoridades federales en Ciudad Victoria.

El área bajo control de los Díaz es empleada como refugio para los principales líderes del Cartel del Golfo.

publicidad

Además, Díaz Cuéllar y su hijo presuntamente realizaban "acciones represivas contra periodistas que publican artículos que afectan a su organización", aseguró la PGR.

Citó como ejemplo las agresiones contra las instalaciones del diario El Cinco y el secuestro de un directivo de este periódico en Ciudad Victoria.

Los militares les incautaron a los Díaz dos armas de fuego cortas, tres vehículos, unos $850 mil en moneda mexicana (nueve millones de pesos), $15 mil y poco menos de una libra de cocaína.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad