publicidad

Campesinos pozos Pemex

Campesinos pozos Pemex

Los inconformes exigen el pago por los daños ocasionados en viviendas y cultivos por la empresa estatal en Tabasco.

Simpatizantes de López Obrador

VILLAHERMOSA, México - Un centenar de campesinos miembros del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD) bloqueó las entradas a seis campos de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) en el estado de Tabasco, sur de México, para exigir el pago por supuestos daños a cultivos y casas.

Los campesinos, dirigidos por diputados locales del PRD, cerraron los accesos a campos petroleros en las localidades de Cunduacán y Huimanguillo, a 37 millas de Villahermosa, capital del estado de Tabasco.

"Pemex no ha pagado por los daños ocasionados en viviendas y cultivos", dijo el legislador local Ovidio Chablé.

El parlamentario afirmó que se espera que unos 500 campesinos "perredistas" más se sumen a los cierres de las instalaciones petroleras y que mañana, miércoles, se incremente el número de personas en esta protesta contra Pemex.

"La idea es cubrir a todos los municipios petroleros por esta cerrazón de sus dueños", agregó.

Los legisladores participan en el Movimiento Nacional para la Defensa del Petróleo creado en enero pasado por el ex candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador.

Pemex tiene instalaciones y pozos petroleros en 11 de los 17 municipios de Tabasco en donde extrae crudo y gas.

En 1995, López Obrador bloqueó los accesos a las instalaciones de Pemex en protesta por los resultados de las elecciones por el Gobierno de Tabasco en ese año.

publicidad

El PRD de ese estado ha organizado protestas y bloqueos en contra de la empresa cada dos ó tres años para exigir una indemnización por las afectaciones que causa la industria petrolera en cultivos y viviendas.

Por su parte, la empresa Pemex convocó a los manifestantes que bloquean las instalaciones "a que desistan y permitan el acceso de su personal a fin de garantizar el control y la seguridad de las mismas".

La compañía indicó en un comunicado que los "constantes bloqueos a instalaciones petroleras además de afectar la producción impiden la realización de las actividades productivas, con los consecuentes daños económicos a Pemex, a las finanzas públicas y a la actividad económica del estado".

Pemex expresó su preocupación y alertó a la población por el riesgo que implica el bloqueo de estas instalaciones que puede derivar en daños a los habitantes y al medioambiente.

Agregó que se trabaja con todas las autoridades para resolver las demandas de los inconformes, reiteró su "disposición al diálogo" e invitó a los inconformes a expresar sus inquietudes dentro de los cauces legales.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad