publicidad

Unicef denunció la desaparición de 15 niños haitianos que estaban en hospitales

Unicef denunció la desaparición de 15 niños haitianos que estaban en hospitales

Unos 15 niños desaparecieron de hospitales haitianos tras el sismo que la semana pasada devastó Puerto Príncipe, denunció la Unicef.

Alertan sobre tráfico ilegal

PUERTO PRINCIPE - Unos 15 niños desaparecieron de hospitales haitianos tras el devastador sismo que la semana pasada sacudió Puerto Príncipe, indicó el viernes Unicef, que advirtió sobre la activación de redes de tráfico de niños vinculadas al "mercado ilegal de la adopción" en las catástrofes humanitarias.

Para ayudar a través de Univision y la Cruz Roja llama al 1-800-842-2200.

Si tienes video del terremoto de Haití envíalo aquí

"Lamentablemente hemos constatado el rapto de 15 niños en diferentes hospitales de Haití y sospechamos que han sido secuestrados por redes de trata a través de Santo Domingo", afirmó en rueda de prensa Jean Claude Legrand,  consejero regional del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

Preguntado sobre dichos raptos y la posibilidad de que se hayan producido más, el funcionario internacional matizó que hasta la fecha tienen "evidencia" de esos casos, pero que preocupa que el fenómeno se extienda.

"La trata de niños ya existía en Haití" antes del terremoto y "desgraciadamente, las redes de trata tienen vínculos con el mercado internacional de la adopción", agregó.

Reunificar familias

Por ello, Unicef ha establecido todos los mecanismos de alerta disponibles para evitar que estos secuestros se produzcan, y está organizando el establecimiento de campos de acogida para albergar a todos los niños no acompañados.

publicidad

Legrand puso énfasis en destacar que dichos menores "no son huérfanos".

Es necesario comprobar fehacientemente que no tienen ninguno de los dos progenitores, según Legrand que añadió: "de todas formas en Haití la familia es extensa y estoy seguro de que habrá familiares de esos niños que querrán adoptarlos".

"Tuvimos el mismo problema con el tsunami" que golpeó Asia en 2004. "Esas redes se activan apenas ocurre una catástrofe y aprovechan la debilidad de la coordinación de los responsables en el terreno para secuestrar niños y sacarlos del país", explicó el consejero de Unicef.

Nexos con dominicanos

Legrand precisó que hay "un cierto número de pruebas sobre la existencia de redes de trata de niños, en particular a través de Santo Domingo", capital de la vecina República Dominicana.

El responsable de la Unicef recordó que los países que acogen a niños de Haití deben respetar la Convención de La Haya, que protege a los niños y a sus familiares de los riesgos de adopciones ilegales. Estos países deben por tanto asegurarse de que los niños adoptados no hayan sido robados o vendidos, insistió Legrand.

La Unicef acoge cada día en 20 centros a unos 2 mil niños que carecen de noticias de sus padres desde el sismo que golpeó Haití el pasado 12 de enero. El objetivo es poder llegar a 4 mil.

publicidad

Varios países como Francia, Holanda, Estados Unidos, España, Bélgica o Alemania han acelerado o van a acelerar los procedimientos de adopción ya iniciados antes del terremoto, que causó al menos 75, 000 muertos.

Preocupación por embarazadas

Legrand denunció que Unicef no sólo está preocupada por la suerte de los niños, sino también de chicas jóvenes que trabajan como empleadas domésticas y que pueden ser susceptibles de caer en manos de las redes de trata de blancas.

"Son jóvenes muy vulnerables, que pueden ser presa fácil y debemos protegerlas", agregó.

El Fondo de Naciones Unidas para la Población recordó que antes del terremoto, Haití era el país del mundo más peligroso para que una mujer diera a luz, una situación que se ha agravado tras la catástrofe.

Esperan 63 mil partos

Se calcula que hay 63 mil mujeres embarazadas que darán a luz en las próximas semanas, 7 mil de ellas solas.

Las dos organizaciones alertaron, asimismo, de que temen que haya brotes de violencia sexual contra las mujeres.

En aras a evitar futuras enfermedades, Unicef anunció que la semana que viene comenzará una campaña de vacunación contra el tétanos, la polio y el sarampión que alcanzará a 360 mil niños menores de 5 años.

Sobre la distribución de la ayuda en general, Veronique Taveau, portavoz de la Unicef, dijo que están distribuyendo en 98 puntos diferentes de Puerto Príncipe agua potable a unas 150 mil personas "algo que es totalmente insuficiente".

publicidad

Por otra parte, la portavoz del Programa Alimenticio Mundial (PAM), Emilia Casella, señaló hoy que hasta la fecha han ofrecido 1.4 millones de raciones de comida que han alcanzado a 200 mil personas.

Anunció que la situación puede mejorar en breve gracias a que algunos supervivientes ya tienen cómo cocinar, con lo que se les está distribuyendo cereales, legumbres y arroz para preparar comida caliente.

Respecto a las críticas sobre las dificultades de distribuir ayuda fuera de la capital, la portavoz de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), Elisabeth Byrs, explicó las dificultades con las que se enfrentan sobre el terreno.

"Gracias a las imágenes de satélite hemos podido comprobar que sólo de Puerto Príncipe a Carrefour hay 600 bloqueos de diferentes tipos".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El presidente enumeró varios ataques terroristas en Europa y entre ellos mencionó a Suecia país donde no ha ocurrido ningún incidente violento. Las autoridades suecas han pedido explicaciones sobre estas declaraciones del presidente Donald Trump.
El artefacto explotó alrededor de las 10:30 de la mañana (hora local) y se reportan al menos 29 heridos en su mayoría policías.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
publicidad