publicidad

Roberto Micheletti descartó allanar embajada de Brasil en Tegucigalap

Roberto Micheletti descartó allanar embajada de Brasil en Tegucigalap

El gobierno de facto hondureño de Roberto Micheletti descartó allanar la embajada de Brasil para sacar a Manuel Zelaya.

Pidió a Zelaya entregarse

TEGUCIGALPA-  Mientras el gobierno de facto de Roberto Micheletti descartó allanar la embajada de Brasil para sacar por la fuerza al presidente depuesto, Manuel Zelaya; la sede diplomática enfrenta serios problemas por la escasez de alimentos.

En un mensaje en cadena de radio y televisión, Micheletti negó que pretenda ordenar un allanamiento de la embajada brasileña y se manifestó que  su gobierno está dispuesto a dialogar.

Recibe noticias de Honduras en tu móvil

"No se ha pensado ni se hará ningún allanamiento de la embajada de estados para rescatar al señor Manuel Zelaya", declaró la vicecanciller de Micheletti, Martha Lorena Alvarado, aunque afirmó que éste último debe entregarse o ser llevado asilado a Brasil.

El canciller de Micheletti, Carlos López Contreras, "ha enviado a la cancillería de Brasil una nota categórica y muy clara expresándole la necesidad de que se clarifique el status del señor Zelaya dentro la embajada", dijo Alvarado.

Zelaya "deberá ser entregado a los tribunales de justicia o llevado del país por medio de la embajada de Brasil, ya sea como asilado político o como lo juzgue conveniente", agregó.

El derrocamiento de Zelaya se registró el pasado 28 de junio, cuando un grupo de militares entró a la residencia presidencial.

publicidad

Ampliaron toque de queda

El gobierno de Micheletti amplió hasta el miércoles a las 6 de la mañana el toque de queda en el país, después de desalojar con gases y garrotes a cientos de partidarios Zelaya.

Un desafiante Zelaya expresó desde el recinto diplomático que para él el lema es "restitución o muerte, que es una frase alegórica que se usa desde la Revolución Francesa... estamos dispuestos a todo: al riesgo, al sacrificio".

Brasil, como el resto de la comunidad internacional, no reconoce al régimen de Micheletti, por lo que ni siquiera aceptará recibir la nota del canciller del gobierno de facto, explicó un diplomático sudamericano a la AFP.

Dispuesto al diálogo

"Es mi obligación también dejar constancia pública en esta tarde, especialmente hoy (martes) que está reunida las Naciones Unidas y a ellos expresamente quisiera dirigirles este mensaje: el gobierno de Micheletti está abierto al diálogo", dijo Alvarado.

"Reitero a la comunidad internacional: estamos abiertos al diálogo, esperamos desde hace varios días una invitación del señor (Oscar) Arias", presidente de Costa Rica y Premio Nobel de la Paz, mediador en el conflicto hondureño, agregó.

Sin embargo, el lunes el propio Micheletti dio por finalizada la mediación de Arias, al declarar: "El señor Arias no tiene absolutamente nada que hacer ya en este conflicto".

publicidad

"Lo de él (Arias) ya terminó, desde el momento en que el señor Zelaya llega aquí al país sin mediar palabra con él y estar de común acuerdo con nadie para hacerlo", dijo Micheletti al canal 5 de televisión.

Sin servicios ni alimentos

La embajada de Brasil tiene cortados el servicio de la energía eléctrica, agua potable, por lo que los que se encuentran allí tienen serios problemas para abastecerse de alimentos.

La tarde del martes miembros del Ministerio Público se presentaron a esa sede diplomática para sacar a un grupo de personas, entre ellos tres niños que presentaban problemas de salud.

El Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) llevó el martes alimentos a la embajada de Brasil.

"Traemos hot dog (perros calientes) y refrescos", dijo un funcionario del PNUD a emisoras locales que lo entrevistaron al entrar a la embajada.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad