publicidad

Policía expulsa a indígenas que desalojaron a tropas de un cerro en Colombia

Policía expulsa a indígenas que desalojaron a tropas de un cerro en Colombia

Una fuerza policial expulsó el miércoles a los indígenas que la víspera desalojaron a cien soldados de un cerro de la población de Toribío.

Presidente Santos rechazó actitud de los indígenas

BOGOTÁ, Colombia - Una fuerza policial expulsó el miércoles a los indígenas que la víspera desalojaron a cien soldados de un cerro de la población colombiana de Toribío, informaron las autoridades policiales regionales.

¿Qué opinas del conflicto entre las fuerzas del orden y los indígenas en Toribío, colombia? Participa en nuestros Foros.

El coronel Ricardo Alarcón, comandante de la Policía Nacional en el Cauca, departamento al que pertenece Toribío, dijo a la prensa que las unidades de elite, de la policía antimotines, retomaron el control del lugar hacia las 05:00 hora local (10:00 GMT).

El desalojo de los aborígenes había sido ordenado la noche del martes por el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, quien reveló la instrucción en un mensaje por su cuenta en la red social Twitter.

"No quiero ver un solo indígena en las bases militares. Esa es la orden desde anoche", escribió Santos tras anunciar su decisión de viajar el miércoles al Cauca, la que será su segunda visita a la región en una semana.

Habían sacado a militares a empujones

Un número no informado de miembros del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) retomó el control de Berlín, cerro del que los indígenas nasas o paeces sacaron el martes a empujones a unos cien soldados que habían establecido su base en la montaña.

publicidad

Al menos tres aborígenes heridos, uno detenido y otro desaparecido dejó la acción policial, aseguró a Efe por teléfono el representante legal de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (Acín), Carlos Andrés Alfonso.

"Los policías han lanzado de manera indiscriminada gases lacrimógenos en el intento por desalojarnos de nuestro propio territorio", expresó Alfonso desde Toribío, la localidad más afectada por la agitación de los nasas.

El cerro "es un sitio estratégico para las operaciones contra la guerrilla (de las FARC)", defendió el coronel Alarcón en declaraciones a la cadena Caracol Radio desde Popayán, la capital caucana, citadas por Efe.

En el lugar, que acoge antenas de telecomunicaciones civiles, estaba acantonado un contingente de la Fuerza de Tarea Apolo, creado para perseguir a los rebeldes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que actúan en la región.

La actividad insurgente en los primeros días de este mes, con hostigamientos y choques con las fuerzas de seguridad, ahondó el conflicto en la zona y llevó a la Acín a declararse en "resistencia permanente".

Por ello, los nasas decidieron exigir a la fuerza pública y a los rebeldes que se retiraran de sus territorios ancestrales, para lo cual les dio un ultimátum que expiró a la medianoche local del pasado lunes.

publicidad

El representante de la Acín dijo a Efe que su pueblo no cederá en sus exigencias para que les sea aceptada la autonomía que les concede la Constitución y para asumir el control de sus territorios ancestrales.

Santos rechaza actitud de indígenas

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, rechazó la actitud de centenares de indígenas.

"Como presidente de todos los colombianos rechazo categóricamente dicha actitud y hago un vehemente llamado para que cesen las hostilidades", dijo Santos al referirse a la situación que se vive en este territorio del suroeste del país.

Santos advirtió: "que nadie se equivoque. No vamos a permitir ataques contra quienes nos defienden. Todo tiene un límite".

"Lo que estamos viendo son hechos inaceptables que constituyen conductas penales y deber ser investigadas por las autoridades", señaló el mandatario.

Sin embargo, Santos reiteró su voluntad de dialogar con las comunidades indígenas, pero afirmó que lo que no se puede admitir es que los soldados sean agredidos.

"El Gobierno respeta a las comunidades indígenas y ha expresado su deseo de dialogar con ellos. Personalmente así se lo manifesté y así lo reitero", puntualizó Santos, que la semana pasada encabezó en el municipio de Toribío un consejo de ministros.

Agregó que "lo que sí resulta inadmisible y condenable son los hechos que se han presentado en el día de hoy, en el que algunos sectores de las comunidades indígenas han atacado a nuestros soldados".

publicidad

Reiteró que ni la Policía ni el Ejército saldrá de esa región ni de ningún lugar del país, porque la orden es: "no ceder un centímetro" e insistió en que no se va a abandonar "un solo kilómetro de presencia en el Cauca ni en el territorio nacional".

Agregó que para el Gobierno colombiano "nuestro enemigo" son las FARC "y no los indígenas" a los que de todos modos les pidió "que por el bien de la población y del país, reflexionen".

Resaltó que los soldados "han sido objeto de agresiones y ofensas", pero las "han recibido en una forma pacífica y estoica que los enaltece".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En su primer mitin político desde que asumió la presidencia, Trump arremetió contra la prensa, su oposición política, entre otros. Sus seguidores aseguran que el mandatario cumplirá todas sus promesas de campaña.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
Una actividad cotidiana, como ir al supermercado, ahora es un riesgo que Jose Reza no puede darse el lujo de tomar. La sola posibilidad de que la policía pueda compartir información con las agencias de inmigración tiene en alerta a las comunidades de inmigrantes, sobre todo en las universidades.
publicidad