publicidad

Pidieron la renuncia de fiscal guatemalteco po 'inepetitud' en caso Rosenberg

Pidieron la renuncia de fiscal guatemalteco po 'inepetitud' en caso Rosenberg

La Cámara del Agro de Guatemala exigió la renuncia del fiscal, Amílcar Velázquez, por 'ineptitud' en caso Rosenberg.

Faltan declaraciones de implicados

GUATEMALA - La influyente Cámara del Agro de Guatemala exigió la renuncia del fiscal general, Amílcar Velázquez, aduciendo que no ha citado a declarar quienes acusó el abogado, Rodrigo Rosenberg, en un video póstumo, de ordenar su muerte, entre ellos el presidente Alvaro Colom."Solicitamos la renuncia del fiscal general por su ineptitud, por no llamar a declarar a todos y cada uno de los sindicados, sean funcionarios o no", afirmó el presidente del ente gremial, Carlos Zúñiga.

En un video grabado días antes de su asesinato, perpetrado el 10 de mayo, Rosenberg acusó de su muerte a Colom , así como a la primera dama, Sandra Torres, y al secretario privado de la presidencia, Gustavo Alejos, además de algunos empresarios vinculados al gobierno.

"Queremos que se investigue la verdad, que se identifique a los responsables" del crimen de Rosenberg, agregó Zúñiga en conferencia de prensa.

Las investigaciones del crimen del abogado están en manos de la Fiscalía y de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala, avalada por la ONU.

Convocan a marchas

Dos grupos cívicos convocaron a los guatemaltecos a manifestarse contra la violencia, en el marco del primer mes del asesinato de Rosenberg, cuyas acusaciones desencadenaron la peor crisis en la historia reciente del país.

Los dirigentes del grupo Jóvenes por Guatemala y del Movimiento Cívico Nacional llamaron a los guatemaltecos por medio de redes de internet a manifestarse el domingo en la capital y en Quetzaltenango, 206 km al oeste.

publicidad

Aunque los convocantes han realizado masivas manifestaciones para exigir la renuncia de Colom mientras se investiga el crimen del abogado Rodrigo Rosenberg, esta vez también piden el apoyo de todos los sectores afectados por la violencia.

Divididos por Colom

Una semana después del asesinato de Rosenberg, perpetrado el 10 de mayo, unas 50,000 personas respondieron al llamado de estas entidades para exigir justicia y la renuncia de Colom, mientras otra cantidad similar también salió a las calles a expresar su apoyo al gobernante.

"Queremos demostrar que no sólo es un sector el que manifiesta, tal como lo afirman los críticos; esta vez somos todos, y vamos con todo", afirmó a la prensa el dirigente Pedro Cruz, de Jóvenes por Guatemala.

"Para los que no pueden viajar a la capital o a Quetzaltenango, les pedimos que manifiesten en sus respectivos parques centrales, para exigir el alto a la violencia y a la impunidad", afirmó.

"Basta ya. Exigimos justicia para todos, para que nuestro cielo vuelva a ser azul", expresa una de las convocatorias que circulan en internet.

Los participantes

De acuerdo con el activista, ya han confirmado su participación la cúpula empresarial, dirigentes de las iglesias Católica y evangélicas, y de la comunidad judía, así como organizaciones de derechos humanos.

Rosenberg grabó días antes del crimen un video en que acusa de su entonces inminente muerte al presidente Colom, a la primera dama Sandra Torres y al secretario privado de la Presidencia, Gustavo Alejos, entre otros.

publicidad

No obstante, los avances de las investigaciones a cargo de la Comisión Internacional contra la Impunidad de Guatemala (Cicig), avalada por la ONU, son pocos y se mantienen en reserva debido a lo complicado del caso.

Acusación contra opositor

Sin embargo, la semana pasada un presunto miembro de la banda de sicarios que supuestamente asesinó al abogado acusó a la principal fuerza de oposición, el derechista Partido Patriota, de orquestar el crimen.

Ante ello, el partido oficialista socialdemócrata solicitó a la Cicig, a la Procuraduría de los Derechos Humanos y a la Fiscalía General resguardar la vida del testigo protegido, identificado como Juan Pérez León.

La solicitud obedece a que temen un atentado contra el testigo, quien asegura tener pruebas que implican al máximo líder del partido opositor, el general retirado Otto Pérez, así como a la diputada Roxana Baldetti, quienes lo han desmentido.

"Los antecedentes nos ponen en alerta, y antes de que le suceda cualquier cosa (al testigo), pedimos que se le proteja (...) nos preocupa, porque tenemos información de que puede ser víctima de un atentado o un asesinato, para evitar que dé información", afirmó el diputado oficialista Mario Taracena.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad