publicidad
Chile se encuentra jaqueado desde hace tres meses por un extenso conflicto estudiantil.

Paro en Chile pone a prueba el gobierno de Piñera

Paro en Chile pone a prueba el gobierno de Piñera

El presidente de Chile Sebastián Piñera pasa por su momento más complejo: jaqueado desde hace tres meses por un extenso conflicto estudiantil.

Chile se encuentra jaqueado desde hace tres meses por un extenso conflic...
Chile se encuentra jaqueado desde hace tres meses por un extenso conflicto estudiantil.

Se unen más al paro

SANTIAGO - El presidente de Chile Sebastián Piñera pasa por su momento más complejo: jaqueado desde hace tres meses por un extenso conflicto estudiantil, enfrenta un paro nacional de 48 horas que pondrá a prueba su capacidad de respuesta ante un creciente descontento social.

El paro, convocado por la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) para este miércoles y jueves, se produce en un contexto de efervescencia social no vista en años en Chile por el conflicto que ha convocado a cientos de miles de estudiantes a las calles por una reforma integral de la educación.

A la paralización de este miércoles adhieren unas 80 organizaciones, entre ellas de los empleados públicos y de empresas estatales, parte del transporte público y los taxistas privados.

publicidad

Los trabajadores de la estatal Codelco, principal productora mundial de cobre, han anunciado que participarán pero no han precisado si eso significará que se detendrá la producción.

Con peticiones que van desde una reforma constitucional hasta la disminución de impuestos a los combustibles, la movilización amenaza con convertirse en un reclamo generalizado contra Piñera, el primer mandatario de derecha desde el retorno a la democracia en Chile en 1990.

Descontento social en Chile

La extensión de la protesta da cuenta de un creciente descontento social en Chile, considerado hace poco como ejemplo de estabilidad por su exitoso y pacífico tránsito desde la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990) a la democracia, con un crecimiento proyectado de 6,5% para este año.

En este escenario, la popularidad de Piñera -que llegó a estar en 63%- ha caído en picada, llegando a un mínimo de 26%, la peor aprobación para un presidente en dos décadas.

"Estamos conscientes de que nuestro país tiene muchas deudas pendientes, que hay muchos problemas que no han sido resueltos, muchos de ellos se arrastran desde hace muchas décadas", reconoció este martes Piñera al hacer un llamado a la unidad nacional y al diálogo.

"Causa dolor como presidente ver que hay algunos que en estos mismos instantes están trabajando con mucho esfuerzo y dedicación para que nuestro país se paralice", agregó.

publicidad

"El conflicto amenaza con extenderse más allá de las protestas estudiantiles. El paro nacional pudiera convertir el reclamo del movimiento estudiantil en un reclamo generalizado contra el gobierno", dijo a la AFP el politólogo de la Universidad Diego Portales Patricio Navia.

"El gobierno pasa por su peor momento. Además de la baja aprobación, los conflictos internos y el desorden al interior del gabinete del presidente Piñera le han imposibilitado retomar el control de la agenda política", agregó Navia.

La prueba de Sebastián Piñera

El punto de inflexión lo marcaron las movilizaciones de los estudiantes, que han articulado una protesta por la educación pública gratuita y de calidad en un país donde el sistema educativo reproduce las mismas desigualdades de su sociedad.

Su reclamo cuenta con un altísimo respaldo ciudadano, sobre todo en la clase media, que después de años ha vuelto a salir a las calles para hacer sonar cacerolas -tal como en dictadura- contra un sistema político que mantiene las bases instauradas por Pinochet.

"La sociedad chilena está dialogando a través de estas movilizaciones. Detrás de esto hay una búsqueda de un mecanismo que resuelva el problema de fondo: pasar desde el orden social o pinochetista a un orden democrático, real, que todavía no tenemos", explicó o a la AFP el sociólogo Manuel Antonio Garretón.

publicidad

"El movimiento del paro recoge esta doble crisis, de un modelo que en la educación ha generado muchas desigualdades y que en lo social significa una desprotección de los trabajadores y una dificultad de regulación del Estado en la economía y en las relaciones laborales", agregó el experto de la Universidad Católica.

"No creo que la democracia o la estabilidad del país esté en riesgo, pero es evidente que el gobierno de Piñera se encuentra en una posición difícil y que no ha sido capaz de traducir el buen momento económico y el crecimiento con una vigorosa creación de empleos en apoyo a su gestión", explicó Navia.

Artistas se unen al movimiento social

Una treintena de artistas chilenos ocuparon la sede en Santiago de la Unesco, en apoyo a los 35 estudiantes que realizan una huelga de hambre -tres de ellos desde hace 36 días- en demanda por cambios en el sistema educativo.

Durante la protesta pacífica, los músicos exigieron que el gobierno atienda las demandas estudiantiles de un mayor papel del Estado en la educación, así como el fin del lucro por parte de las universidades.

A las manifestaciones de los últimos meses que han reunido a miles de estudiantes en las calles, se han sumado 35 estudiantes de secundaria que realizan una huelga de hambre en varias ciudades de Chile, tres de ellos en un liceo de la localidad de Buin, a 40 km al sur de Santiago, quienes han sufrido graves complicaciones físicas.

publicidad

"Estamos en el límite de que puedan morir niños", dijo a la prensa Max Vivar, uno de los artistas que se manifestaron fuera de la sede de la Unesco (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura). "Estamos reclamando y exigiendo que sedes como la Unesco y también el gobierno tomen cartas en el asunto y escuchen a los estudiantes que ya están a pocos días de entrar a una situación muy crítica en el estado de salud", agregó.

Los funcionarios internacionales fueron evacuados, mientras que un grupo de artistas resguardaron el ingreso a las oficinas de la representación de Naciones Unidas ante la vigilancia de la Policía, informó Jorge Coulon, integrante del popular grupo musical "Inti Illimani".

Los manifestantes se reunieron con la directiva de la Unesco, y emitieron un comunicado conjunto en el que llaman "a los involucrados a un diálogo constructivo para asegurar el derecho de educación para todos en Chile".

La semana pasada, el mismo grupo de artistas ocupó la sede de Unicef en Santiago en apoyo a la protesta estudiantil, que desde hace tres meses se inició en demanda de una educación pública gratuita y calidad.

La manifestación en la Unesco se produce a un día del inicio de un paro nacional de 48 horas convocado por la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), el principal gremio chileno, y al que se unieron estudiantes, empleados públicos, parte del transporte, y partidos de oposición, en demanda de mejoras sociales.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad