publicidad
.

Oposición venezolana condena las restricciones para protestar logo-notic...

Opositores y estudiantes venezolanos criticaron un fallo que obliga a pedir autorización para protestar.

Oposición venezolana condena las restricciones para protestar

Oposición venezolana condena las restricciones para protestar

Opositores y estudiantes venezolanos criticaron un fallo que obliga a pedir autorización para protestar.

Opositores y estudiantes venezolanos criticaron un fallo que obliga a pe...
Opositores y estudiantes venezolanos criticaron un fallo que obliga a pedir autorización para protestar.

Dirigentes opositores y estudiantes venezolanos criticaron un fallo del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que obliga a pedir autorización para protestar y habilita a la policía a actuar en caso contrario, en el marco de las manifestaciones que dejan 41 muertos.

publicidad

"Todos los venezolanos, incluso con esa sentencia TSJ, tienen derecho a la protesta pacífica que establece la constitución y punto!", escribió en su cuenta Twitter el líder opositor y gobernador Henrique Capriles.

¿Qué opinas de esta noticia? Visita nuestros foros

Desde el 4 de febrero, Venezuela es escenario de protestas callejeras contra el gobierno de Nicolás Maduro por la violencia criminal y la crisis económica, ilustrada con una inflación que roza el 60% anualizada a marzo y la escasez de productos como leche, azúcar, aceite, papel higiénico o desodorantes.

"Mientras exista este caos y tantos problemas sin respuesta, nuestro pueblo seguirá en la calle protestando, con o sin TSJ", escribió Capriles.

 

Prohíben manifestaciones pacíficas en Venezuela /Univision

"La calle no calla", pintaba en un mural en el este de Caracas, un pequeño grupo de estudiantes, quienes lideran las protestas y convocaron a una manifestación en el centro de la capital el sábado.

El fallo del TSJ emitido el jueves, señaló que "cualquier" manifestación "que no cuente con el aval previo (...) podrá dar lugar a que los cuerpos policiales (...) actúen dispersándola" con el fin de garantizar el derecho al libre tránsito, entre otros.

"Autorizar significa que necesitas un acto probatorio para el ejercicio de tu libertad de manifestar, lo cual es absolutamente contrario a los principios democráticos", criticó el alcalde opositor del municipio capitalino de Baruta, Gerardo Blyde, en rueda de prensa junto a otros alcaldes de Caracas.

publicidad

El TSJ interpretó que cuando la legislación venezolana fija la obligación a "participar" a las autoridades locales que se realizará una manifestación, implica a su vez una solicitud de autorización, sin embargo para Blyde esa normativa se limita más a una notificación, que a una solicitud de permiso.

La sentencia del máximo tribunal recuerda que el desacato a esta normativa podría constituir un delito de desobediencia, sancionado con hasta 30 días de prisión.

Aunque las protestas han bajado de intensidad, aún perduran focos de violencia principalmente en el este de Caracas y ciudades como Mérida (oeste).

Algunas manifestaciones opositoras han tratado de transitar por el municipio de Libertador, en el centro de Caracas y gobernado por el chavismo, pero han sido dispersadas con gases lacrimógenos y chorros de agua por fuerzas antimotines.

Las manifestaciones dejan más de 700 heridos, 145 investigaciones por violación de los derechos humanos -la mayoría por trato cruel- y 180 detenidos -sólo un 7% de estos estudiantes, ocurridos en el país desde el pasado 12 de febrero, según cifras divulgadas este viernes por la Fiscalía.

val/sem/ja

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En uno de sus últimos actos antes de dejar la presidencia, Barack Obama conmutó la condena de prisión de Chelsea Manning, la responsable de la mayor filtración de información clasificada estadounidense.
El presidente venezolano dijo en un programa televisado que usaría sus "facultades presidenciales" para liberar a Leopoldo López si "me entregan a Oscar López Rivera". Este martes, el presidente Barack Obama decidió excarcelar a una de las figuras más polémicas dentro del movimiento independentista de Puerto Rico.
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
publicidad