publicidad
Los obispos de Nicaragua lamentaron los actos de violen cia que se registran en el país.

Nicaragua: Iglesia llamó a pacto social

Nicaragua: Iglesia llamó a pacto social

La Conferencia Episcopal de Nicaragua expresó su preocupación por la crisis institucional devenida en violencia.

Los obispos de Nicaragua lamentaron los actos de violen cia que se regis...
Los obispos de Nicaragua lamentaron los actos de violen cia que se registran en el país.

Nicaragua se halla sumida en una grave crisis por una pugna entre el gobierno izquierdista y la oposición por un decreto dictado por el presidente Daniel Ortega en enero que prorrogó el mandato de funcionarios, a pesar de que la facultad para ello correspondía al Parlamento."El momento crítico que se vive sólo es superable por un diálogo transparente" entre las fuerzas políticas y sociedad civil, "que conlleve a un consenso y un nuevo pacto social que asegure estabilidad" en el país, indicaron los obispos en una carta pastoral.Calificaron como "inaceptable" que se intente resolver la actual crisis "conspirando a espaldas del pueblo" a través de pactos de cúpulas que buscan sólo sus propios intereses y el reparto de cuotas de poder o a través de medios violentos.Bloqueo en el CongresoEsta semana manifestantes oficialistas mantuvieron sitiado el edificio del congreso en Managua durante dos días, impidiendo el ingreso de diputados opositores, y atacaron con pedradas y disparos sedes de partidos de oposición, sin que hubiesen lesionados ni daños.La tensión se redujo el jueves cuando ambos bloques concordaron reanudar las sesiones del congreso, que había estado paralizado durante tres meses por un boicot de los diputados de oposición contra el decreto de Ortega.Los jerarcas católicos condenaron la "reaparición de grupos violentos en las calles (...) que siembran caos, terror y crean una imagen (del país) muy negativa en el exterior".La iglesia católica hizo un llamado a "ciertos miembros de partidos de gobierno para que dejen de utilizar estos medios violentos que tienen como fin intimidar y presionar políticamente" ya que con ellos logran aumentar la tensión social en el país.Los obispos se declararon "preocupados" por la "ilegalidad en que han caído algunas instituciones democráticas".Sin mencionar nombres ni el origen al conflicto, los obispos dijeron que "las instituciones no deben ser instrumentos en manos de quien gobierna para transformar sus abusos y ambiciones de poder en formas y actuaciones legalmente justificadas".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad