publicidad
.

Misión humanitaria busca de nuevo en Colombia liberación de rehenes de F...

Misión humanitaria busca de nuevo en Colombia liberación de rehenes de FARC

Misión humanitaria busca de nuevo en Colombia liberación de rehenes de FARC

Una misión humanitaria partió este miércoles a buscar en el sur de Colombia a dos rehenes que la guerrilla de las FARC ofreció liberar.

Familiares en espera

CALI, Colombia - Una misión humanitaria partió este miércoles a buscar en el sur de Colombia a dos rehenes que la guerrilla de las FARC ofreció liberar, en un segundo intento por recogerlos luego de que un operativo similar se vio frustrado el pasado domingo.

"Esperamos que hoy (miércoles) sea el día de las liberaciones finales", dijo el delegado presidencial Eduardo Pizarro a la prensa en Cali (500 km al suroeste de Bogotá).

La misión que integran la ex senadora Piedad Córdoba, delegados del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) y del comité Colombianos y Colombianas por la Paz aterrizó ya en el lugar de las liberaciones con un helicóptero Cougar facilitado por la fuerza aérea brasileña, anunció María Cristina Rivera, vocera del organismo humanitario.

Rivera no pudo confirmar por el momento si los dos rehenes, el mayor de la policía Guillermo Solórzano, de 34 años, y el cabo del ejército Salín Sanmiguel, de 25, se encontraban ya con los delegados de la misión.

Los dos deben ser entregados en una zona rural de la provincia de Cauca (sur) y llegarán al aeropuerto de Cali (500 kms al suroeste de Bogotá), según confirmó este miércoles el delegado presidencial para el proceso de liberación, Eduardo Pizarro.

Luego serán trasladados a Bogotá, donde los esperan sus familiares. Solórzano fue secuestrado el 4 de junio de 2007 y Sanmiguel en mayo de 2008.

publicidad

"Esperamos que hoy (miércoles) sea el día de las liberaciones finales. No hay ningún problema climatológico para el inicio de las operaciones", dijo Pizarro al anunciar que el operativo se realizaría este mismo miércoles.

Entrega pendiente

Las FARC habían ofrecido liberar el pasado domingo a Solórzano y a Sanmiguel, pero su entrega no se pudo concretar ese día. Sólo el patrullero de la policía Carlos Ocampo quedó en libertad en ese operativo que debía recogerlos a los tres.

El gobierno del presidente Juan Manuel Santos denunció que el operativo falló porque la guerrilla dio coordenadas erradas del lugar donde liberaría a los dos secuestrados.

Este miércoles, la guerrilla publicó un comunicado en el que reiteró su disposición a realizar las liberaciones, y aseveró que "desde el momento en que se hizo el anuncio de la liberación (8 de diciembre pasado) no han cesado los combates diarios con el Ejército en la zona donde permanecen" los rehenes.

Con el apoyo de Santos

El operativo humanitario cuenta con la autorización del gobierno del presidente Juan Manuel Santos, que ha ordenado un cese de acciones militares por 36 horas en la zona de la entrega.

El cese de las operaciones empezó el martes a las 21:00 locales (02:00 GMT del miércoles) y se prolongará hasta las 09:00 locales del jueves (14:00 GMT).

publicidad

"No va a haber sobrevuelos militares, como está acordado, sobre la zona donde se van a producir las liberaciones", precisó el delegado presidencial.

El martes, el gobierno de Santos pidió a la guerrilla "no hacer shows mediáticos" y dejar en libertad a otros uniformados que mantiene en su poder.

La última fase

Las liberaciones de Solórzano y Sanmiguel son la última fase de un operativo que comenzó la semana pasada y que permitió, entre el 9 y 11 de febrero, que también los concejales Marcos Baquero y Armando Acuña así como el infante de marina Henry López quedaran en libertad.

Las FARC, la principal guerrilla del país con unos ocho mil combatientes, mantiene cautivos actualmente al menos a 18 policías y militares a los que considera "canjeables" por sus guerrilleros presos, y a cerca de un centenar de civiles secuestrados por motivos económicos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
De Ciudad de México a Washington DC, decenas de miles de manifestantes marcharon por las calles contra la toma de posesión del ahora 45° presidente de Estados Unidos. En algunas capitales, se registraron disturbios y enfrentamientos.
La exprimera dama se emociona visiblemente al escuchar el himno nacional de EEUU en la base aérea Andrews.
publicidad