publicidad
Mario Gómez asumió la figura paterna ante sus 32 compañeros mienros que quedaron atrapados.

Mario Gómez, el minero experimentado

Mario Gómez, el minero experimentado

Mario Gómez fue la figura paterna de los mineros atrapados

Mario Gómez asumió la figura paterna ante sus 32 compañeros mienros que...
Mario Gómez asumió la figura paterna ante sus 32 compañeros mienros que quedaron atrapados.

Historia No. 15 de 33 historias de esperanza

Los mineros chilenos que permenecieron atrapados en la mina San José casi dos meses tuvieron una figura importante que les ayudó a darles ánimo, se trató de maario Gómez, el trabajador con más experiencia tuvo que tomar las riendas en el grupo, así como lo hizo con sus cuatro hijas.

Este es el artículo número 15 de la serie "33 historias de esperanza" que serán publicados durante 33 días, con la vida de cada uno de los mineros rescatados en Chile.

El minero de 63 años de edad fue el mayor y el más experimentado del grupo que estuvo 69 días atrapado a casi 700 metros baj tierra.

Fue el noveno minero rescatado en la mañana del miércoles 13 de octubre durante la exitosa operación que dio la vuelta al mundo. Hijo de minero, se dedica a esta labor desde los 12 años. Aunque un tiempo se alejó dde las minas para dedicarse a conducir un taxi.

publicidad

Gómez fue quien escribió el ya famoso mensaje "Estamos bien en el refugio los 33" el cual fue escrito con tinta roja. El presidente Sebastián Piñera se quedó con el documento.

Padre de cuatro hijas, Gómez, que sufre silicosis, una enfermedad de pulmón, salió de la cápsula con una bandera chilena y fue recibido por su esposa Liliana Ramírez, quien lloró al verlo. Tras abrazarla, se arrodilló para rezar.

Desde las profundidades, Gómez le declaró su amor a su esposa, con quien lleva 31 años de casado. Ese gesto fue valorado por Liliana, quien dijo que “él es callado y no es de expresar sus sentimientos. Su carta me extrañó; me dice que me ama. Nunca recibí una carta así de él, ni cuando éramos novios había sido tan romántico“.

A Gómez lo apodan 'El navegao', porque tuvo un paso como marino mercante. En la mina San José trabajaba desde hacía nueve meses trasladando el mineral desde el yacimiento al exterior.

“Es como un padre que cuida a sus hijos“, señaló Gino Erazo, compañero de trabajo de Gómez.

Durante todo el tiempo que se extendió su rescate, su nieta Marión esperó por él en las afueras del yacimiento, dejando de asistir a clases.

“Yo llegué el día después del accidente y desde entonces estoy aquí“, contó orgullosa Marion. La niña celebró en el campamento su cumpleaños número 9.

publicidad

Luego del rescate, Mario Gómez aseguró ante  el presidente Sebastián Piñera que lo ocurrido en el derrumbe le cambio la vida "Yo cambié, soy un hombre distinto".

 “Muchas veces tiene que pasarle algo a uno para recapacitar y entender que la vida es una sola, y entonces uno piensa que tiene que cambiar”, comentó Gómez mientras estuvo bajo observación en el hospital.

Gómez, al igual que el resto de sus compañeros trata de retomar sus actividades normales, aunque son asesiados por los medios de comunicación, él trata de convivir más con su familia.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad