publicidad

Intercepción ilegal a llamada

Intercepción ilegal a llamada

El gobierno colombiano denunció la interceptación ilegal y la filtración a la prensa de una conversación de Álvaro Uribe.

Una acalorada llamada

BOGOTÁ, Colombia - El gobierno colombiano denunció la interceptación ilegal y la filtración a la prensa de una conversación del presidente Álvaro Uribe con un ex colaborador y aseguró que con eso se pone en "peligro la estabilidad y seguridad del Estado".

En un comunicado precisa que "esa sola conducta y la filtración a la prensa, constituye una acción punible, que se agrava al poner en peligro la estabilidad y seguridad del Estado".

Pide a la Fiscalía General de la Nación que "que se investigue con celeridad quién y por qué ha grabado conversaciones telefónicas del Presidente de la República".

Agrega el documento que "la conversación que circula en algún medio de comunicación (la revista Semana), aunque refleja la actitud intransigente contra la corrupción que predica y practica el señor Presidente, llegó ilegítimamente a conocimiento del público".

Asimismo, refiere que los autores de esa interceptación y filtración "deben ser descubiertos y sancionados con toda energía".

El periodista Daniel Coronel, que tiene una columna en la Revista Semana, que comenzó a circular hoy, revela apartes de una conversación telefónica entre el presidente colombiano Álvaro Uribe y el fotógrafo Luis Fernando Herrera.

publicidad

Al parecer, Herrera, después de dejar el cargo, intentó extorsionar al empresario Raúl Grajales, preso en una cárcel del suroeste del país sindicado por delitos relacionados con narcotráfico.

Uribe, en su acalorada llamada, expresa a Herrera su enojo y le dice "estoy muy berraco (enojado, bravo, contrariado) con usted y ojalá me graben esta llamada", revela Coronel en un aparte de su escrito.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad