publicidad
Un total de 247 cadáveres han sido identificados y 157 de ellos entregados a sus familiares tras el incendio en la Granja Penal hondureña de Comayagua.

Identificados 247 cadáveres del incendio en cárcel hondureña

Identificados 247 cadáveres del incendio en cárcel hondureña

Un total de 247 cadáveres han sido identificados y 157 de ellos entregados a sus familiares tras el incendio en Comayagua.

Un total de 247 cadáveres han sido identificados y 157 de ellos entregad...
Un total de 247 cadáveres han sido identificados y 157 de ellos entregados a sus familiares tras el incendio en la Granja Penal hondureña de Comayagua.

Familiares reclaman los restos mortales

TEGUCIGALPA - Un total de 247 cadáveres han sido identificados y 157 de ellos entregados a sus familiares tras el incendio en la Granja Penal hondureña de Comayagua, que el 14 de febrero pasado ocasionó 361 muertes, informó hoy una fuente oficial.

El portavoz del Ministerio Público, Melvin Duarte, dijo a Efe que del total de cadáveres identificados 157 ya han sido entregados a sus familiares, que angustiados esperan en un campamento instalado por la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) en Tegucigalpa tras el día de la tragedia.

Otros de los parientes permanecen a diario en la Academia de Nacional de Policía, hacia donde se trasladó hace más de una semana el proceso de identificación y entrega de los cuerpos, ante la incomodidad que había en los predios de Medicina Forense, que se localiza en una zona comercial y residencial de la capital.

publicidad

La espera de los familiares sigue siendo angustiosa y muchos de ellos marcharon hasta el santuario de Suyapa, patrona de Honduras, para asistir a una misa y pedir a las autoridades que agilicen la entrega de los cadáveres.

"Queremos que respeten nuestro dolor, ya no soportamos tanto sufrimiento por la pérdida de nuestros seres queridos", comentó llorando a Efe una de las familiares, que prefirió no identificarse y dijo que espera que le entreguen a su hijo.

Esperan con dolor a sus parientes

Para Miguel Castellanos, su pena fue aliviada en parte, porque le entregaron los restos de su hermano, Antonio, de 30 años, quien llevaba cinco años en prisión, de quince a los que había sido condenado, por un delito que no precisó.

"Esta marcha nuestra es pacífica, vamos a una misa para hacer más conciencia de algún modo a las autoridades y la comunidad nacional e internacional de que solamente nos han entregado la mitad de los cadáveres y que necesitamos que se agilice el trabajo de Medicina Forense", indicó Castellanos a Efe.

Castellanos, quien dirige un movimiento de familiares de las víctimas del incendio de cárcel de Comayagua, añadió que en el campamento que les instaló la Copeco "hay ancianos, madres, hijos y otros familiares que necesitan reintegrarse a su trabajo y a la sociedad para aminorar tanto dolor causado".

Recordó que su hermano estuvo viviendo un tiempo en EU, hablaba inglés y en la prisión le enseñaba ese idioma a varios reos. Además, "como sabía mucho de albañilería, estaba instalando un piso de mosaico en la cocina de la prisión", agregó.

publicidad

Según expertos de Estados Unidos, la causa del incendio del penal fue accidental, aunque también hubo "negligencia", según declaró el miércoles a periodistas la embajadora de ese país en Tegucigalpa, Lisa Kubiske.

En el proceso de necropsia han participado expertos hondureños, de Chile, El Salvador, Guatemala, México y Perú, que en su mayoría han regresado a sus países.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El presidente enumeró varios ataques terroristas en Europa y entre ellos mencionó a Suecia país donde no ha ocurrido ningún incidente violento. Las autoridades suecas han pedido explicaciones sobre estas declaraciones del presidente Donald Trump.
El artefacto explotó alrededor de las 10:30 de la mañana (hora local) y se reportan al menos 29 heridos en su mayoría policías.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
publicidad