publicidad

Henrique Capriles acusó al gobierno de robarse las elecciones

Henrique Capriles acusó al gobierno de robarse las elecciones

El líder opositor venezolano Henrique Capriles acusó al Gobierno de "robarse" las elecciones presidenciales del pasado 14 de abril.

Esperará la auditoría del CNE

El líder opositor venezolano Henrique Capriles acusó este miércoles al Gobierno de "robarse" las elecciones presidenciales del pasado 14 de abril en las que perdió ante el oficialista Nicolás Maduro, y apuntó que desde ese sector deben salir explicaciones al país y al mundo.

"La verdad del tamaño de nuestro país es que ustedes se robaron las elecciones, esa es la realidad, ustedes se robaron este proceso electoral y son ustedes los que tienen que explicarle al país y al mundo", dijo Capriles en una rueda de prensa.

Según reporta la agencia Efe, el líder opositor pidió contar el 100 por ciento de los votos emitidos el día de los comicios como condición para reconocer los resultados electorales en los que Maduro se impuso con 272 mil votos (1.8 puntos) sobre Capriles.

¿Crees que haya alguna modificación tras la auditoría de los votos?

Asimismo, advirtió al máximo organismo electoral que va a esperar hasta el jueves para que inicie la auditoría que se comprometió a hacer sobre los resultados.

"Nosotros emplazamos al Consejo Nacional Electoral (CNE), no vamos a esperar más, hasta mañana esperamos", advirtió el opositor, refiriéndose al comienzo de la auditoría sobre los resultados.

El jueves pasado el CNE aceptó hacer auditoría sobre el 100 por ciento de los votos, aunque ha aclarado que este proceso no incidirá en los resultados electorales.

publicidad

Su mensaje fue interrumpido en radio y tv

Un momento después de emplazar al CNE, la transmisión televisiva de la rueda de prensa de Capriles fue interrumpida por una cadena de obligatoria transmisión por todas las radios y televisoras del país.

En la cadena, ordenada por el gobierno, se mostraron videos que señalan a Capriles como quien desencadena la violencia postelectoral tras llamar a sus partidarios a manifestarse contra los resultados, según indicó AFP.

Ante esto, Capriles calificó de "miedo del oficialismo" la difusión por radio y televisión del mensaje gubernamental interrumpiendo su rueda de prensa.

"¿Hay cadena ahora? es el miedo a que yo hable, esa es la cadena ahorita, el miedo a que yo le hable a cada venezolano, a cada venezolana, sobre sus derechos, sobre la defensa y la lucha de sus derechos", señaló.

Minutos antes de la rueda de prensa, representantes de su equipo se pronunciaron ante periodistas para indicar que aún siguen recibiendo denuncias de irregularidades ocurridas durante la votación y reiteraron que la auditoría se debe hacer sobre todos los elementos usados en las elecciones y no sobre una parte.

"Todo tiene que estar para que la auditoría proceda, si no nos dan eso, pues no hay auditoría", dijo la dirigente opositora Liliana Hernández y señaló que ahora solo falta que el CNE se pronuncie sobre estas condiciones.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En su primer mitin político desde que asumió la presidencia, Trump arremetió contra la prensa, su oposición política, entre otros. Sus seguidores aseguran que el mandatario cumplirá todas sus promesas de campaña.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
Una actividad cotidiana, como ir al supermercado, ahora es un riesgo que Jose Reza no puede darse el lujo de tomar. La sola posibilidad de que la policía pueda compartir información con las agencias de inmigración tiene en alerta a las comunidades de inmigrantes, sobre todo en las universidades.
publicidad