publicidad
.

Estatus de Puerto Rico va a referéndum logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c...

Estatus de Puerto Rico va a referéndum

Estatus de Puerto Rico va a referéndum

La consulta a los ciudadanos sobre qué relación política quieren entre Puerto Rico y EU se celebrará en el 2012.

Estatus de Puerto Rico va a referéndum 770a54ba66564782bf229dd02e49c034.jpg

A referéndum el 6 de noviembre

SAN JUAN, Puerto Rico -  La consulta a los ciudadanos sobre qué relación política quieren entre Puerto Rico y Estados Unidos que promueve el Ejecutivo de Luis Fortuño se celebrará el 6 de noviembre de 2012, el mismo día de las elecciones a gobernador.

La Cámara de Representantes, con mayoría del Partido Nuevo Progresista (PNP) en el poder, aprobó el miércoles la celebración de la consulta, después de que la pasada noche el Senado diera su apoyo a la iniciativa de Fortuño, que se presentará a la reelección a gobernador.

Prensa y analistas sugieren que el celebrar el mismo día la consulta sobre el estatus de la isla y la elección a gobernador responde a la estrategia del PNP, que promulga la anexión a Estados Unidos, de movilizar a su electorado y lograr así de una sola vez dos objetivos.

publicidad

La dirección del PNP, según ese análisis, trataría de que la parte de la población descontenta con el desempeño de Fortuño pero que anhela la unión a los Estados Unidos opte por volver a confiar en el actual gobernador con la esperanza de que favorezca la unión a la potencia colonial.

El aunar las dos consultas, sin embargo, no cuenta con el apoyo de todo la cúpula del PNP y el presidente del Senado -de esa formación-, Thomas Rivera Schatz, hizo público que respalda la iniciativa por disciplina de partido.

El líder de la oposición y presidente del Partido Popular Democrático (PPD) -formación que aboga por mantener el actual estatus-, Alejandro García Padilla, mostró su rechazo a la celebración de la consulta sobre el estatus y dijo que lo que se pretende por parte del Gobierno es distraer la atención sobre los problemas reales de la isla.

“El asunto de la próxima elección lo decide el crimen, el desempleo, los problemas de la educación y la salud y el aumento de 71 por ciento en el costo de la luz durante este cuatrienio. Eso es lo que está en juego en las próximas elecciones y el actual gobernante quiere cambiar de tema”, sostuvo García Padilla.

Opinarán sobre relación con EU

El presidente ejecutivo del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Fernando Martín, señaló por su parte que se trata de una buena noticia, ya que permitirá a la población poder expresar su rechazo a la actual relación colonial con Estados Unidos.

publicidad

La propuesta original preveía una consulta el 12 de agosto, que luego se modificó al 19 de ese mes y finalmente a la fecha ayer aprobada en el Senado y que hoy ratificará la Cámara de Representantes.

La consulta incluirá dos preguntas, con una primera en la que los electores escogerán entre si quieren continuar con el estatus actual de Estado Libre Asociado o prefieren un cambio.

La segunda pregunta pedirá a la población que escoja entre las opciones de anexión, independencia o Estado Libre Asociado soberano, esta última opción entendida como una libre y voluntaria asociación con Estados Unidos.

La consulta sobre la relación política con Estados Unidos que se celebrará el próximo 6 de noviembre no tiene ningún valor jurídico, ya que el Congreso en Washington hace meses que dejó claro que no avalaba la celebración de un referendo sobre el estatus político de la isla caribeña, que depende directamente de esa cámara legislativa.

Puerto Rico ha realizado varias consultas sobre el estatus, en 1967, 1993 y 1998, con el resultado de un rechazo a la opción de convertirse en un nuevo estado de los Estados Unidos.

El Grupo de Trabajo de la Casa Blanca sobre Puerto Rico dio el pasado marzo su apoyo a que la isla decida en las urnas antes de finales de 2012 sobre su relación política con Estados Unidos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
En la madrugada de este jueves se votó el primer paso para revocar la ley de salud, que entre otros beneficios ha otorgado servicio de salud a más 20 millones de personas. El ‘sí’ ganó, pero los demócratas (y un republicano) hicieron lo posible por defenderlo.
publicidad