publicidad

El Salvador pidió ayuda a EU para paliar efecto de lluvias en la agricultura

El Salvador pidió ayuda a EU para paliar efecto de lluvias en la agricultura

El país centroamericano quiere asistencia para la reconstrucción de puentes dañados o destruidos por las fuertes lluvias.

'Han perdido todo'

WASHINGTON - El Salvador ha pedido a Estados Unidos asistencia para la reconstrucción de puentes destruidos o dañados por las fuertes lluvias del pasado fin de semana y la pronta aprobación de la ayuda solicitada dentro del programa Alimentos para el Progreso.

El ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador, Manuel Sevilla, se ha reunido con miembros de la Administración del presidente Barack Obama para pedirles ayuda tras la tragedia provocada por el paso del huracán "Ida", que ha causado 184 víctimas mortales, y millonarias pérdidas materiales.

En concreto, Sevilla ha sostenido reuniones con su homólogo estadounidense, Tom Vilsack; con la directora para Latinoamérica de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), Janet Ballentyne; el representante comercial adjunto para las Américas, Everett Eisenstat; y con el subsecretario de Estado para Economía, Energía y Asuntos agrícolas, William Craft.

En una rueda de prensa con motivo de explicar los daños que han producido las fuertes lluvias en El Salvador en el sector agropecuario y las iniciativas que ha impulsado el Gobierno para responder a la situación de emergencia y de reconstrucción, Sevilla indicó que entre 3,000 y 4,000 salvadoreños "han perdido todo".

Las pérdidas estimadas en cosechas alcanzan los $27.5 millones. Los cultivos más afectados son el frijol, con $20 millones, y el maíz, con $5 millones.

publicidad

Por otra parte, 12 puentes han sido destruidos y 11 dañados, pérdidas que se cuantifican en $30 millones.

Agricultura lastimada

De acuerdo con el Gobierno del presidente Mauricio Funes, el total de inversiones requeridas para atender las necesidades del sector agropecuario se sitúan en unos $122.7 millones.

Las primeras iniciativas impulsadas por el Ministerio de Agricultura de El Salvador incluyen el diseño de programas de alimentos por trabajo y la posibilidad de importar frijol y maíz de otros países, como Nicaragua, Colombia, Brasil, México y Venezuela.

Las medidas se dirigen sobre todo a Tepetitán, Verapaz, Guadalupe y Jerusalén, los cuatro municipios más afectados por la tragedia, con el fin de aliviar la situación de pequeños y medianos productores.

Por su parte, Sevilla ha entregado al Ministerio de Obras Públicas 20 equipos de terracería y camiones de volteo para atender las necesidades inmediatas de la infraestructura vial, y ha distribuido y repuesto entre las familias afectadas activos perdidos, como herramientas de trabajo agrícola y animales -gallinas ponedoras y de engorde, cerdos y vacas o terneros- lo que supondrá un coste de unos $3 millones.

No obstante, El Salvador necesitará ayuda para reconstruir el país tras las inundaciones, deslizamientos y desbordamientos de ríos, y por ello Sevilla ha acudido al Gobierno de Estados Unidos.

Asistencia de EU

publicidad

En sus reuniones con los responsables en materia agrícola, comercial y económica, energética de la Administración Obama, el ministro salvadoreño ha pedido sobre todo su ayuda y experiencia en la construcción de puentes "Bailey", infraestructuras portátiles prefabricados y diseñadas para uso militar.

Pero también ha solicitado a Estados Unidos la aprobación "rápida y temprana" de las 30,000 toneladas métricas de alimentos dentro del programa "Food for Progress" (Alimentos para el Progreso), que consiste en la donación de productos agrícolas, que después se pueden vender y con los ingresos desarrollar ciertos proyectos.

Estos proyectos se desarrollarán principalmente en apoyo a la pequeña y mediana producción, una de las más golpeadas por las lluvias, explicó el ministro.

En este sentido, Sevilla pidió a EU una revisión de algunas de las asignaciones hechas inicialmente para "ajustar los fondos a las realidades del país".

Además que la asistencia técnica y la formación en apoyo al sector agropecuario y a los pequeños y medianos productores se incremente, de manera que se pueda traducir en resultados concretos sobre el terreno.

Banco mexicano ayuda

De acuerdo con el ministro salvadoreño, la respuesta de los representantes estadounidenses fue positiva y "alentadora".

publicidad

En tanto, una institución bancaria mexicana, que inició sus operaciones en El Salvador, abrió una cuenta especial para recaudar ayuda económica para los damnificados del huracán Ida e instaló centros de acopio en sus sucursales de esta nación centroamericana.

El anunció lo hizo el presidente de la institución financiera, Ricardo Salinas, durante la inauguración oficial de las operaciones del mexicano Banco Azteca en El Salvador, efectuada la víspera por el presidente salvadoreño Mauricio Funes.

El Banco Azteca opera desde el 30 de julio pasado en este país con una inversión de $16 millones, tiene 50 mil clientes en el país, ha captado $19 millones en cuentas de plazo y corriente, y ha colocado una cartera de créditos por $25 millones.

Con 29 sucursales en esta nación centroamericana han generado 445 empleos, sin embargo, tiene planeado abrir 10 sucursales más en todo el país, con lo que aumentará los puestos de trabajo.

"Nuestro banco ofrece servicios y productos de créditos, productos de ahorro, y medio de pago, diseñados en especial para las personas que no tienen acceso a servicios financieros", subrayó Salinas.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad