publicidad

El descontento crece en Haití por la lentitud de la ayuda

El descontento crece en Haití por la lentitud de la ayuda

A más de veinte días del terremoto, la ayuda aún no llega a las víctimas del sismo con la rapidez que se necesita.

Sin liderazgo

PUERTO PRINCIPE - A más de veinte días del terremoto que devastó la capital haitiana, la ayuda enviada en aviones y barcos aún no llega a las víctimas del sismo con suficiente rapidez para frenar el aumento de incidentes causados por los congestionamientos de transporte e incidentes aislados de violencia.

Para ayudar a través de Univision y la Cruz Roja llama al 1-800-842-2200.

Muchos trabajadores humanitarios extranjeros y haitianos dicen que las donaciones que llegan son abundantes, pero expresan su disconformidad con el ritmo lento de la distribución de comida y medicamentos desde el puerto, el aeropuerto y un depósito en la barriada de Cité Soleil.

"No hay liderazgo vertical... Y desde que el gobierno haitiano tomó el control de nuestras provisiones, tenemos que esperar para recibirlas a pesar de que están apiladas en un depósito", dijo el doctor Rob Maddox de Start, Louisiana, que atiende a decenas de pacientes en el hospital general de la capital. "Esta situación es simplemente una locura", dijo.

Los controladores aéreos estadounidenses han organizado los aterrizajes de 2,550 vuelos hasta el 1 de marzo, pero unos 25 aviones por día no usan su lugar asignado en el orden. Los problemas de comunicación entre los haitianos y los extranjeros son muy comunes.

"La ayuda se está congestionando en el aeropuerto de Puerto Príncipe. No llega al terreno", dijo Mike O'Keefe, director del servicio aéreo Banyan en Fort Lauderdale, Florida.

publicidad

Las cajas de provisiones están apiladas hasta el techo en el depósito en penumbras del hospital de la capital. En otro lugar de almacenamiento, los medicamentos, vendas y otros insumos clave se acumulan sobre mesas, bajo la mirada de un trabajador de salud haitiano que anota en un cuaderno todo lo que sale y lo que entra.

Burocracia asesina

Los médicos dicen que desde que los haitianos se hicieron cargo del cuarto de provisiones, se ha perdido tiempo crucial para salvar vidas en rellenar formularios superfluos.

Los donantes dicen que hay desafíos logísticos importantes: el gobierno apenas funciona, hay una larga lista de espera de vuelos, el puerto está dañado y es pequeño, las rutas terrestres desde otros aeropuertos y la República Dominicana están congestionadas. La seguridad también es un problema.

Las agencias humanitarias dicen que las entregas de agua y comida se han duplicado en los últimos diez días, pero algunos trabajadores dicen que sacar otras provisiones de los depósitos de la ONU tarda mucho.

Haití necesita a los haitianos

En tanto, Estados Unidos prohibirá el acceso a su territorio y repatriará a los inmigrantes clandestinos haitianos ya que "su país les necesita para la reconstrucción", afirmó la secretaria de Seguridad Interior norteamericana, Janet Napolitano, en España.

"El sismo que devastó Haití es una catástrofe, pero no debe convertirse en una ocasión para emigrar", explicó en rueda de prensa en Toledo (centro), donde se había reunido con sus homólogos de la Unión Europea (UE).

publicidad

"Los haitianos deben seguir en su país para ayudar a reconstruirlo, ya que (el sismo) ha afectado a todas sus infraestructuras", subrayó.

La posición de firmeza adoptada por Estados Unidos frente la inmigración clandestina fue anunciada el jueves por la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton.

"Las leyes comunes de inmigración se aplicarán estrictamente, lo que significa que no aceptaremos en Estados Unidos a haitianos que intenten llegar por sus propios medios hasta nuestras costas. Serán repatriados", informó Clinton a los periodistas.

EU repatriará haitianos

Napolitano recordó que Washington ha otorgado un asilo temporal, por razones humanitarias, a los haitianos sin papeles que se encontraban en Estados Unidos en el momento del terremoto del 12 de enero "con el fin de permitirles trabajar para que puedan ayudar a sus familias".

Calculó en más de 100,000 el número de beneficiados por esa medida.

"Pero los que lleguen después del 12 de enero serán repatriados", reiteró.

Unasur manos a la obra

Por su parte, el presidente Rafael Correa, que encabeza en forma pro témpore la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), convocó el martes a una reunión a los mandatarios del bloque para coordinar acciones para ayudar a Haití.

La cancillería ecuatoriana informó el martes en un comunicado que el encuentro se realizará el 9 de febrero y que de inmediato confirmaron su presencia los presidentes Alvaro Uribe de Colombia, Evo Morales de Bolivia, Fernando Lugo de Paraguay, Alan García de Perú y Hugo Chávez de Venezuela.

publicidad

Añadió que la convocatoria busca tomar decisiones y acciones de acuerdo con los requerimientos de Haití relacionadas con las necesidades inmediatas y de mediano a largo plazo.

Correa se entrevistó con el presidente haitiano René Preval el sábado, tras una visita de poco más de un día a ese país.

Más cascos azules

El ministro de Defensa guatemalteco, Abraham Valenzuela, informó el martes durante un acto militar que su país evalúa aumentar de 114 a 163 el número de militares el tamaño de su contingente de Cascos Azules de la Misión de Paz de Naciones Unidas en Haití.

"Hoy más que nunca debemos ayudar a un pueblo hermano... los soldados que participan en misiones de paz lo hacen aún a costa de su propia vida en ocasiones", afirmó.

El noveno contingente está integrado por policías militares que prestan seguridad a la sede de Naciones Unidas en Haití, además de personal de apoyo y traductores.

La cancillería salvadoreña informó la víspera que Naciones Unidas confirmó la muerte del salvadoreño Gerardo Le Chevalier, quien era jefe de asistencia electoral del organismo en Puerto Príncipe, durante el terremoto del 12 de enero.

Otro salvadoreño, no identificado y que estaba desaparecido, fue localizado recientemente a salvo, se informó.

Las víctimas iberoamericanas en Haití son: Argentina: un muerto; Brasil: 22 muertos y un desaparecido; Colombia: tres desaparecidos; Chile: dos muertos; Costa Rica: dos desaparecidos; El Salvador: 1 muerto; España: 4 muertos; México: dos muertos y seis desaparecidos; Perú: un muerto y Uruguay: tres muertos.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad