publicidad

Detención masiva: 181 en Colom

Detención masiva: 181 en Colom

La policía colombiana detuvo a 181 supuestos miembros de la nueva banda del ex jefe paramilitar "Macaco".

Golpe directo contra criminales

BOGOTÁ, Colombia -  La policía colombiana detuvo a 181 supuestos miembros de la nueva banda del ex jefe paramilitar Carlos Mario Jiménez ("Macaco"), recluido hace poco en un buque militar en el océano Atlántico y reclamado en extradición por Estados Unidos, informaron en Bogotá los responsables de la operación.

Otros 289 presuntos integrantes de la llamada Cooperativa Meta y Vichada, la organización de Jiménez, lograron evadir la acción, que se centró en el este del país, dijo a la prensa el director operativo de la Policía Nacional, el general Orlando Páez.

Ellos salieron "en desbandada, y tenemos conocimiento que lanzaron parte del armamento al río (Meta)", agregó el oficial, quien indicó que "algunos se desplazan hacia otros lugares del país".

Páez explicó que la banda quedó "completamente desvertebrada" con la ocupación de su campamento en el Porvenir, remoto paraje de Puerto Gaitán, localidad del departamento del Meta, y situada en los límites de esta región con los del Casanare y el Guaviare, a menos de 350 kilómetros de Bogotá.

Los efectivos llegaron a la base paramilitar el domingo, en la última jornada de una operación lanzada tres días antes y que tuvo como partida el arresto hace dos semanas, en el noroeste del país, de varios lugartenientes de "Macaco", agregó el jefe policial.

publicidad

El campamento, señaló Páez, contaba con una escuela de entrenamientos, un centro de comunicaciones, un hospital, depósitos con grandes cantidades de víveres y alojamientos, incluidos unos especiales para los comandantes.

Organización desmantelada

Durante la redada, la policía incautó más de cien fusiles, 539 proveedores de balas, 170 uniformes de fatiga, morrales, chalecos y equipos de comunicaciones, continuó el general.

Páez dijo que la Cooperativa Meta y Vichada estaba conformada por 470 paramilitares, y combinaba las actividades de narcotráfico con las de "amedrentamiento de las comunidades" del Meta, Casanare y Vichada, a las que despojaban de sus tierras, y la disputa de territorio con una banda del mismo tipo conocida como "Cuchillo".

Según las autoridades colombianas, la organización desmantelada estaba al mando de Jiménez, ex jefe paramilitar que el pasado 24 de agosto fue excluido del proceso judicial para los desmovilizados de las disueltas Autodefensas Unidas de Colombia (AUC).

La decisión la adoptó el gobierno del presidente Álvaro Uribe, tras denunciar que "Macaco" continuó desde prisión con sus actividades criminales y lo trasladó ese mismo día al presidio de máxima seguridad de Cómbita, considerado como la antesala de solicitados en extradición por Estados Unidos.

publicidad

Jiménez estaba en el grupo de treinta ex mandos paramilitares recluidos en una cárcel de seguridad cercana a Medellín y se había acogido a la llamada Ley de Justicia y Paz, promovida para la disolución de las AUC, que desarmó a más de 31.000 paramilitares.

El pasado jueves, "Macaco" fue trasladado, por "razones de seguridad", a un buque de la Armada Nacional que "navega en aguas territoriales del océano Atlántico".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad