publicidad

Concierto por los rehenes de l

Concierto por los rehenes de l

Un concierto reunirá, en el centro de París el próximo domingo, a un centenar de artistas para pedir la liberación de rehenes.

Un grito de libertad de todo el mundo

PARÍS - El concierto que reunirá en el centro de París el próximo domingo a un centenar de artistas para pedir la liberación de los rehenes de la guerrilla de las FARC será, según Ingrid Betancourt, "un puente de amor entre Francia y Colombia"."Es absolutamente necesario que hagamos presión sobre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) para que liberen a los rehenes" que siguen retenidos en la selva colombiana, afirmó Betancourt en una rueda de prensa conjunta con el alcalde de París, Bertrand Delanoë.

Según la recién liberada, la manifestación en los jardines del Trocadéro de París, que coincide con la fiesta nacional de la independencia colombiana, "es un grito de libertad de Colombia que queremos hacer oír en el mundo".

El concierto comenzará a las 14.00 horas (12.00 GMT) y en la explanada del Trocadéro habrá una pantalla gigante en la que a partir de las 19.00 horas (17.00 GMT) tomarán el relevo los numerosos actos en favor de los rehenes que se llevarán a cabo ese mismo día en Bogotá.

Traspasando fronteras

Durante toda la jornada se harán varias conexiones entre ambas ciudades.

Delanoë señaló que el pasado fin de semana estuvo en Bogotá, donde se entrevistó con el presidente colombiano, Álvaro Uribe, y el alcalde de la ciudad, Samuel Moreno, a quien explicó que esa tarde estará dedicada a los treinta rehenes que permanecen en la selva colombiana, pero también "a la amistad entre Francia y Colombia".

publicidad

En el concierto participarán "por amor y de forma espontánea" el cantante colombiano Juanes y el español Miguel Bosé, entre muchos otros, algunos de los cuales aún deben confirmar su participación.

Betancourt explicó que al organizarse con tan poco tiempo no podrá estar Manu Chao, pero sí participarán muchos talentos de la música francesa.

La ex rehén, de nacionalidad colombiana y francesa y 46 años, fue liberada junto con otros catorce cautivos de las FARC en una operación de las Fuerzas Armadas colombianas el pasado 2 de julio, tras pasar casi seis años y medio en la selva.

Betancourt indicó que anoche habló por teléfono con Uribe, con el que comparte "la obsesión por la liberación de los rehenes".

"El Gobierno colombiano tiene las puertas abiertas a una negociación con las FARC para que las liberaciones que faltan se hagan con toda seguridad", dijo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad