publicidad

Chilenos en labores de seguridad en Irak

Chilenos en labores de seguridad en Irak

Una misión especial de LA ONU afirmó que continúa la contratación de chilenos para realizar labores de seguridad en Irak.

"Las autoridades han respondido con celeridad ante este fenómeno, pero nuestro grupo de trabajo constató que (sigue) la contratación de chilenos por varias empresas de seguridad privada para desempeñar funciones de seguridad en Irak", dijo el español José Luis Gómez del Prado.

Gómez del Prado, que preside la delegación de la Organización de Naciones Unidas (ONU) que culminó su misión en Chile, señaló en rueda de prensa que estas empresas no estarían registradas en el país y algunas serían subsidiarias de firmas estadounidenses.

Ello "probaría que existen vacíos en la legislación interna", indicó el delegado, quien dijo que el grupo analizó información relativa al reclutamiento, entrenamiento y contratación de chilenos, así como las circunstancias, condiciones y situaciones a la que se enfrentaron dichas personas.Contrataciones irregularesLa información "indica irregularidades contractuales, malas condiciones de trabajo, que incluyen hacinamiento, exceso de horas trabajadas, pagas incompletas, trato vejatorio y desatención a las necesidades básicas como salud, higiene y percances físicos graves", sostuvo.

Señaló que aunque a la mayoría de las personas se les había contratado como guardias de seguridad, estas recibieron adiestramiento en EU, Jordania o Irak y terminaron desempeñando funciones militares no previstas en sus contratos.

publicidad

Uno de los "ganchos" utilizados por estas compañías para reclutar gente es el alto sueldo que ofrecen, entre 3 mil y 5 mil dólares, pero muchas veces terminan trabajando en Irak por no más de mil dólares, explicó el delegado español.

Precisó que en la actualidad solo en Irak trabajan unos 50 mil mercenarios de varias nacionalidades -de los cuales cerca de 800 son chilenos- y, aunque las estadísticas que maneja no son oficiales, se calcula "en mil las bajas y unos diez mil heridos".

"Uno de los graves problemas es la reinserción de estos mercenarios una vez heridos o incapacitados, ya que el seguro por el que han sido contratados se firma en EU, en Irak o en otro país, pero nunca en (el) de origen, por lo que cuando lo necesitan no pueden cobrarlo", indicó.

El delegado de la ONU consideró "imperante que las autoridades locales tomen medidas urgentes, con el fin de tutelar los derechos de estos ciudadanos que todavía se encuentran en ese país, en las condiciones antes mencionadas".

Afirmó que durante su visita a Chile, el grupo que encabeza alentó la creación de un organismo del más alto nivel ejecutivo -ministerio o subsecretaría- que tenga competencia y fiscalice las firmas de seguridad privada y las nuevas modalidades de 'mercenarismo'.

La comisión de expertos de la ONU, creada en 2005, se reunió en Chile con varios funcionarios del gobierno, aunque lamentó no haber podido entrevistarse con la presidenta Michelle Bachelet.

publicidad

Los especialistas busca que Chile ratifique la Convención Internacional contra el uso de Mercenarios, que regula el reclutamiento y utilización de ex militares, guardias de seguridad y contratistas para enviarlos a zonas de conflictos armados.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad