publicidad
Baby Doc Duvalier

'Baby Doc' Duvalier en Haití fue dado de alta

'Baby Doc' Duvalier en Haití fue dado de alta

El ex dictador haitiano Jean-Claude Duvalier fue dado de alta de un hospital en la capital del país, donde fue examinado y atendido tras quejarse de dolores en el pecho.

Baby Doc Duvalier
Baby Doc Duvalier

Por un dolor en el pecho

PUERTO PRINCIPE - El ex dictador haitiano Jean-Claude Duvalier fue dado de alta de un hospital en la capital del país, donde fue examinado y atendido tras quejarse de dolores en el pecho.

Un amigo de la familia, Enzo Alcindor, dijo que Duvalier será llevado a la aldea en la que vive en arresto domiciliario. "Le practicaron todo tipo de pruebas ayer (lunes) y está bien", dijo Alcindor.

Dos camionetas y una escolta policial aguardaban afuera del hospital para trasladar al ex gobernante, conocido como "Baby Doc", al lugar donde vive: una residencia villa en las colinas de la capital haitiana.

El ex dictador, de 59 años, regresó el 25 de enero a Haití después de que pusiera fin a un exilio de 25 años. Se vio obligado a exiliarse tras un levantamiento popular contra su régimen, considerado brutal y corrupto.

publicidad

Desde entonces se le acusa de una lista larga de crímenes que incluyen corrupción y violaciones a los derechos humanos de 1971 a 1986, cuando gobernó Haití, un país al que azota la pobreza.

El regreso

El ex dictador haitiano Jean Claude Duvalier fue hospitalizado tras sufrir un dolor en el pecho, dijeron  la pareja y algunos colaboradores de "Baby Doc", sin dar detalles sobre su condición.

Duvalier, quien volvió sorpresivamente a la nación caribeña en enero, fue internado el miércoles por la noche, dijo su pareja Veronique Roy, mientras se tomaba una pausa tras visitarlo en el hospital Canape Vert, en las colinas que se levantan cerca del centro de Puerto Príncipe.

El ex dictador Jean Claude Duvalier se otorga el mérito de haber comenzado el proceso de democratización de Haití al marchar al exilio, y dijo que no informó a nadie que regresaría a su país el mes pasado, en una entrevista difundida.

El alguna vez nombrado "presidente vitalicio", quien tiene 59 años, enfrenta una investigación de un juez sobre acusaciones de corrupción y abusos a los derechos humanos durante su dictadura de 15 años. En una entrevista a la cadena hispana Univision, la primera que concede desde su sorpresivo regreso de Francia, Duvalier defendió su régimen, y dijo que depende del sistema judicial de Haití aclarar las acusaciones que se le imputan.

publicidad

"Yo fui quien comenzó el proceso democrático. Cuando me hablan de tiranía me da risa, me da la impresión de que la gente sufre de amnesia", dijo. "Se les olvidó la forma en que salí de Haití. Me fue voluntariamente ... para evitar un mayor desastre y facilitar una salida pacífica a la crisis".

A la pregunta de cómo espera que la historia lo recuerde, responde: "Creo que no es importante".

Duvalier, también llamado "Baby Doc", fue entrevistado en francés por Alicia Ortega, un periodista de la vecina República Dominicana que trabaja en el canal Noticias SIN. Un adelanto de la transcripción traducido al español fue puesto a disposición de The Associated Press.

En la entrevista, el otrora exiliado se muestra evasivo, y con frecuencia le dice a Ortega que pase a la siguiente pregunta o que la próxima ojalá sea la última.

Una historia polémica

Duvalier eludió la mayoría de los temas más apremiantes. Dijo que viajó a Haití con un renovado pasaporte diplomático, pero declinó explicar quién, cómo o cuándo se lo entregó.

Afirmó que no le comunicó a nadie sobre su retorno, pero supuso que los "servicios de información" _en Francia, según fue implícito en la pregunta_ habrían estado al tanto de que regresaba. Las primeras informaciones, que citaron a funcionarios franceses anónimos, surgieron cuando estaba a bordo de un avión de Air France sobre el Atlántico.

publicidad

En sus declaraciones fue también cauto sobre sus aspiraciones políticas. Duvalier volvió en medio de una crisis política en que el presidente René Preval no tiene a un claro suceso cuando faltan sólo días para que termine su mandato constitucional.

"El único motivo de mi regreso ... era participar en la conmemoración (del sismo de enero del 2010), eso es todo. Y ayudar a los haitianos a enfrentar la situación", aseguró. Aunque arrastra las palabras y los pies, tiene buena salud.

La 'ley Duvalier'

La difusión de la entrevista llegó en un mal día para el ex gobernante. Horas antes, la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navi Pillay, decidió apoyar las acciones judiciales contra Duvalier, al afirmar que las violaciones a las garantías individuales que se le imputan no expiran ante la ley y que Haití está obligado a procesarlo.

Amnistía Internacional ha denunciado que durante el régimen de Duvalier, que heredó de su padre ("Papa Doc"), Haití padeció torturas sistemáticas, ejecuciones extrajudiciales y la desaparición de cientos de personas.

Horas antes, Suiza puso en vigencia una ley que le permite al gobierno reclamar el dinero que los dictadores tienen depositados en sus bancos y que tienen un posible origen delincuencial.

Duvalier tiene presuntamente hasta $7.3 millones depositados en Suiza. La legislación fue llamada la "ley Duvalier".

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
En su primer mitin político desde que asumió la presidencia, Trump arremetió contra la prensa, su oposición política, entre otros. Sus seguidores aseguran que el mandatario cumplirá todas sus promesas de campaña.
Durante una conferencia de prensa, el mandatario estadounidense le preguntó al periodista de CNN Jim Acosta si tenía relación con su nuevo nominado a secretario de Trabajo, Alexander Acosta. Le dijo a una reportera afroestadounidense si podía organizar una reunión con congresistas negros y aseguró no ser racista o antisemita.
Something as everyday as walking to the supermarket becomes a risk students like Jose Reza can no longer take. The possibility alone that police departments can share information with immigration agencies has immigrant communities across the nation on high alert, especially at universities.
Una actividad cotidiana, como ir al supermercado, ahora es un riesgo que Jose Reza no puede darse el lujo de tomar. La sola posibilidad de que la policía pueda compartir información con las agencias de inmigración tiene en alerta a las comunidades de inmigrantes, sobre todo en las universidades.
publicidad