publicidad

Argentina, meca de turismo sex

Argentina, meca de turismo sex

Unos 5 mil niños se prostituyen en las calles de Buenos Aires, "la nueva meca del turismo sexual infantil", asegura un informe.

A precios de promoción

BUENOS AIRES,  Argentina - Unos 5 mil  niños se prostituyen en las calles de Buenos Aires, "la nueva meca del turismo sexual infantil", asegura un informe del Diario Popular que cita fuentes de la Policía Federal argentina.Niños de entre 8 y 17 años de escasos recursos son explotados por bandas que los ofrecen a turistas "a bajo costo y con relativa seguridad" de impunidad, apuntó un experto de la fuerza de seguridad en esta materia.

"Los casos crecen y se multiplican como hongos y lo peor es que cada vez con mayor frecuencia se actúa en episodios donde las víctimas de este flagelo terminan golpeados, abusados, violados y hasta torturados", remarcó.

"Muchos de los consumidores de sexo con infantes tienen tendencias agresivas y violentas", agregó.

El informe periodístico señala que la mayor parte de quienes "consumen sexo con chicos" son turistas varones mayores de 35 años que provienen de Estados Unidos y Europa, generalmente profesionales con altos ingresos.

Asimismo, advierte que un proyecto de ley para impedir el "turismo sexual con niños" en Argentina está congelado "desde hace más de dos años" en la Cámara de Diputados, donde lo presentó la legisladora oficialista Lía Blanco, que en marzo pasado tuvo que "renovarlo para que no perdiera tratamiento parlamentario".

publicidad

"No hay mucha voluntad por sacar adelante este tipo de iniciativas", se lamentó.

Cifra se podría triplicar

El 80 por ciento de las mujeres víctimas de explotación sexual en Argentina son menores de edad, destacó a su vez Fabiana Tuñes, quien dirige la organización no gubernamental Casa Encuentro.

Tuñes consideró que la cifra extraoficial de 5 mil niños víctimas de explotación sexual "se podría triplicar" en vista de que en Buenos Aires hay que "desarmar redes de trata y complicidades, en los ámbitos político, judicial y policial".

"Está claro que estas organizaciones no podrían operar con esta ligereza si no existieran zonas liberadas" para la pedofilia, subrayó.

La especialista destacó que Argentina "también es un país de tráfico para ese oscuro negocio, ya que hay menores que son secuestrados y llevados a otros países, mientras que también se traen a chicos de lugares como República Dominicana, Bolivia, Paraguay, Colombia o Puerto Rico".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad