publicidad

Transexual dio a luz una niña

Transexual dio a luz una niña

Thomas Beatie, quien sorprendió al mundo con su embarazo meses atrás, dio a luz una niña en un hospital en Bend, Oregon.

"Ella es hermosa"

Thomas Beatie, el hombre transexual que sorprendió al mundo con su embarazo meses atrás, dio a luz una niña en un hospital en Bend, Oregon, según reportó hoy el diario The Miami Herald en su sitio web.

Y tú, ¿qué opinas?

De acuerdo a los informes recogidos por el diario, y basados en fuentes de ABC News, el nacimiento fue de parto natural y se llevó a cabo en un hospital en la ciudad de Bend, estado de Oregon.

En el reporte del Miami Herald, las fuentes aclararon que los rumores de que Beatie planeaba un parto por cesárea, son falsos. "Ella es hermosa", dijo una fuente a ABC News.

El caso

Tal como se informó oportunamente en los medios, Beatie se sometió a una operación para eliminar sus pechos femeninos y a tratamiento de testosterona en su proceso de cambio de sexo, aunque conservó sus órganos reproductores.

Esta pareja formada hace más de diez años siempre quiso tener un bebé, pero la mujer de Beatie, Nancy, sufrió una endometriosis hace 20 años y por culpa del enfermedad se le practicó una histerectomía que le impide tener hijos.

Una vez que alcanzaron una situación económica acomodada, la pareja tomó la decisión de que Beatie fuera el encargado de gestar el bebé de ambos.

"Habían pasado ocho años desde mi última menstruación, pero mi cuerpo ya se regulaba a sí mismo y no tenía que tomar estrógenos ni progesterona, ni siquiera medicamentos para favorecer la fertilidad con el fin de ayudarme en el embarazo", había asegurado Beatie.

publicidad

El plan de este matrimonio se encontró entonces con la oposición de la comunidad médica, sus vecinos y familiares.

"Los doctores nos discriminaban por sus creencias religiosas, algunos se negaban a llamarme por mi nombre de varón y a reconocer a Nancy como mi mujer. Los recepcionistas se reían de nosotros y la familia y los amigos nos negaron su apoyo. Gran parte de la familia de Nancy no sabía que yo era transexual", explicó por entonces, cuando Beatie llevaba un embarazo de cinco meses.

Médico, incómodo

El primer médico endocrino que les atendió, rechazó el caso porque su equipo se sentía incómodo al tratar a "alguien como yo", en palabras de este futuro padre.

Después de un año en el que visitaron a otros nueve doctores y se gastaron varios miles de dólares, Thomas y Nancy consiguieron acceder a un banco de esperma para engendrar a su bebé.

Sin embargo, el primer intento no tuvo éxito y el óvulo fecundado se instaló fuera del útero, por lo que Beatie tuvo que pasar por el quirófano y le extirparon una de sus trompas de falopio.

"Cuando mi hermano supo de la pérdida de feto dijo: es bueno que pasase. Quién sabe que tipo de monstruo habría sido".

La segunda tentativa tuvo más éxito y Beatie se encuentra embarazado y espera dar a luz a una niña alrededor del 3 de julio de este año.

publicidad

"¿Cómo se siente un hombre embarazado? Increíble. Estoy estable y seguro de mí mismo como el hombre que soy. Técnicamente me veo como un sucedáneo de mí mismo, aunque mi identidad sexual es de varón. Yo seré el padre, Nancy la madre y seremos una familia", confesó Beatie, que le pregunta a la sociedad qué es ser "normal".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad