publicidad

Proponen en Iowa un plan de integración de cientos de familias hispanas

Proponen en Iowa un plan de integración de cientos de familias hispanas

Un grupo de estudiantes hizo la propuesta en la localidad de Perry, Iowa, para revitalizar la economía de esa ciudad.

El 25% de la población es latina

DENVER - Un grupo de estudiantes de la Universidad Estatal de Iowa (ISU, en inglés) ha propuesto un plan de integración de cientos de familias de inmigrantes hispanos en la localidad de Perry, Iowa, para revitalizar la economía y la infraestructura de esa ciudad.Perry, 65 kilómetros al noroeste de Des Moines, tiene 8 mil 800 residentes, de los cuales el 25 por ciento son hispanos.

La mayoría de estos latinos llegaron durante la última década, atraídos por los trabajos en una importante planta procesadora de carnes de cerdo que se abrió en el 2001.

Los jóvenes estudiaron durante seis meses el ambiente multicultural, la situación comercial y el potencial para el desarrollo empresarial de Perry, para tratar de integrar a los hispanos en la revitalización de la ciudad.

Estudios y encuestas

Los alumnos hicieron estudios demográficos y encuestas para analizar el desarrollo económico, el acceso a servicios sociales y el uso de terrenos en Perry para eventualmente interconectar los espacios públicos y crear una "red de recursos comunitarios".

"Estos estudiantes representan la próxima generación de planificadores comunitarios. Es muy importante que trabajen en un ambiente de diversidad. Este estudio les obligó a pensar en manera innovadoras en las que se puede integrar a la población de ancianos anglosajones con los jóvenes y con los inmigrantes latinos", explicó Gerardo Sandoval, profesor asistente de planificación comunitaria y regional de la Universidad Estatal de Iowa.

publicidad

Al presentar la propuesta, Sandoval dijo que sus estudiantes aprendieron tres lecciones importantes "que podrían beneficiar a otras comunidades que quieran integrar a sus poblaciones de inmigrantes en la planificación y desarrollo de esas comunidades".

Tres lecciones

Primero, las autoridades locales y los dirigentes cívicos deben ver a los inmigrantes como una fuente de oportunidades y no una causa de conflictos.

Segundo, el desarrollo comunitario debe incluir un elemento de participación comunitaria, es decir, un entendimiento real de las necesidades de los inmigrantes.

Y tercero, los planificadores deben encontrar los puntos en común entre los inmigrantes y la comunidad ya establecida para desarrollar un plan de integración.

Sandoval puntualizó que sus estudiantes, por medio de entrevistas con los dirigentes latinos y anglosajones, descubrieron que ambos grupos tienen necesidades compartidas.

"Los hispanos quieren abrir negocios en el centro de la ciudad, pero no tienen las conexiones para hacerlo. Y los anglosajones expresaron la necesidad de revitalizar el centro de la ciudad", afirmó.

La propuesta quedó ahora en mano de las autoridades municipales locales que deberán decidir cuándo y cómo ponen en marcha el proyecto.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad