publicidad
.

Por el frío, las iguanas se desmayan en el sur de Florida logo-noticias....

Por el frío, las iguanas se desmayan en el sur de Florida

Por el frío, las iguanas se desmayan en el sur de Florida

La ola de frío que se instaló en el sur de Florida está causando desmayos entre la población de iguanas.

Por el frío, las iguanas se desmayan en el sur de Florida ddfeb6828cb54b...

Kamikazes

Las bajas temperaturas que afectan a gran parte de Estados Unidos también llegaron al sur de Florida, estado acostumbrado a las temperaturas templadas, aún en pleno invierno.

Lo curioso es que, además de poner en peligro las cosechas de frutas y verduras, el inusual frío está afectando a las iguanas, que se están desmayando en cantidades ya que sus cuerpos pasan a un estado de hibernación cuando la temperatura baja de los 40 grados Farenheit (4.5 grados centígrados).

Raras veces la temperatura baja de los 50 grados Farenheit (10 grados centígrados) en el sur de Florida. Pero cuando ocurre, cunde el pánico entre la población, acostumbrada más al clima caribeño de sol, playa y calor, aún en invierno.

publicidad

Pero quienes sufren de manera muy peculiar este fenómeno, que se instaló en la región como consecuencia de la ola de frío que afecta a casi todo el país, son las iguanas, las criaturas que se han desarrollado de manera desbordante desde hace unos años, traídas desde países de América Latina.

Las iguanas y lagartos, algunos de gran tamaño, son parte del paisaje lugareño en parques y zonas abiertas con abundante vegetación.

Lo cierto es que al menos un par de días al año, la temperatura baja de los 40 grados Farenheit (4.5 grados centígrados) y las iguanas, que durante la noche duermen en las plantas, agarradas a los troncos con sus garras, se desploman al suelo como verdaderos 'kamikazes', desmayadas.

Es que como son animales de 'sangre caliente', entran en un estado de 'hibernación' cada vez que la temperatura baja de los 4.5 grados centígrados. Por eso, pierden el conocimiento y solo su corazón sigue latiendo.

No obstante, cuando la temperatura sube, se despiertan y retornan a su vida normal.

Estos 'desmayos' se ven en lugares como Key Biscayne, una isla conectada a la ciudad de Miami por un puente, donde existen dos parques estatales.

Es común ver en los senderos de bicicletas y en las veredas a iguanas de gran porte totalmente desmayadas.

Inusual frío

Por otra parte, y como informa un cable de la agencia AFP, la ola de frío llegó para quedarse varios días en el sur de Florida.

publicidad

Los niños regresaron a las escuelas tras el receso de Navidad y Fin de Año abrigados con gorros y guantes, imágenes muy poco usuales en Florida.

En la turística Ocean Drive, en Miami Beach, las terrazas de cafés y restaurantes frente al mar se ven desiertas y la gente opta por encerrarse a tomar bebidas calientes en lugar de los clásicos mojitos.

Las líneas de cruceros, que ofrecen programas de playa en el Caribe partiendo desde Miami, también se vieron sorprendidas por el frío polar.

"Es una situación extraña, pero mucha gente viene de lugares muy fríos, así que se adaptan bien. Por suerte los puntos a donde viajamos en el Caribe no están tan afectados", dijo a la AFP, Cintia Martínez, de Royal Caribbean.

Según informes de cadenas locales de televisión, una cuarta parte de la cosecha de cítricos podría estar ya dañada por la ola de frío, que puede tener un fuerte impacto sobre una industria clave de $9,300 millones anuales en Florida.

El estado aporta la mayor parte de la producción de naranjas de Estados Unidos, y es el principal proveedor de jugo de naranja en el mundo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El secretario de prensa Sean Spicer dijo que el presidente se enfocará en construir el muro primero y en deportar a los inmigrantes que presentan un peligro para la nación.
Miles de mujeres salieron a las calles de la ciudad para unirse a las protestas globales contra el nuevo presidente de Estados Unidos y en defensa de sus derechos.
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
publicidad