publicidad

Obama pide una respuesta 'más agresiva' contra el virus del ébola

Obama pide una respuesta 'más agresiva' contra el virus del ébola

El mandatario pidió a su gabinete una respuesta 'mucho más agresiva' a los casos de ébola en Estados Unidos.

Obama promete ser más estricto en monitoreo de ébola /Univision

El presidente de estados Unidos, Barack Obama pidió a su gabinete durante una reunión de emergencia  una respuesta "mucho más agresiva" a los casos de ébola en su país y alertó de que la enfermedad podría expandirse a nivel global si el mundo no responde a la "brutal epidemia en África Occidental".

En declaraciones a periodistas tras reunirse con su gabinete, Obama confirmó que su Gobierno creará equipos de élite que se presentarán en cualquier hospital del país donde se confirme un caso de ébola para tomar las riendas de la situación, como adelantaron el martes los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

publicidad

"He dado órdenes al CDC para asegurar que, tan pronto como alguien esté diagnosticado, queremos que un equipo de respuesta rápida, un equipo de operaciones especiales (SWAT, por su sigla en inglés) esté sobre el terreno lo más rápido posible, en 24 horas", dijo Obama. EFE

Obama aseguró también que se está haciendo una revisión de todo el protocolo médico desde que Thomas Duncan entró con el virus de ébola a EEUU.

"La clave es entender que los protocolos contra infecciones funcionan. Hay que asegurarnos que los hospitales los conozcan", señaló Obama.

Durante una conferencia de prensa al término de la reunión privada que el mandatario sostuvo con su gabinete, Obama dijo que el segundo caso de una enfermera infectada en Dallas pone de relieve la necesidad de aumentar el esfuerzo dedicado a hacer frente a la enfermedad que ha afectado a África Occidental y ha llegado a las costas estadounidenses.

Dijo que su administración está revisando lo que sucedió en Dallas para asegurarse de que no vuelva a ocurrir.

El presidente Barack Obama aplazó el miércoles un viaje que tenía previsto a Nueva Jersey y Connecticut para mantener una reunión con las agencias de su gabinete que coordinan la respuesta contra el ébola.

La cancelación del viaje y la convocatoria a la reunión ocurren poco después de confirmarse el contagio de una segunda trabajadora sanitaria en Dallas, Texas.

publicidad

Leer: Segunda enfermera con ébola viajó en avión

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo en un comunicado que Obama decidió "posponer" su viaje previsto para hoy a esos dos estados del norte, y centrado en recaudar fondos para candidatos demócratas para las elecciones legislativas de noviembre.

"A última hora de esta tarde, el presidente mantendrá una reunión en la Casa Blanca con las agencias del gabinete que coordinan la respuesta del Gobierno al brote de ébola", indicó Earnest.

Leer: Confirman segundo caso de ébola en Texas

El CDC alerta a pasajeros que viajaron en vuelo de Frontier Airlines /Univision

La decisión de cancelar el viaje de campaña llega unas horas después de que las autoridades sanitarias de Estados Unidos anunciaran que una segunda enfermera, Amber Joy Vinson, de 29 años, ha dado positivo por el virus de ébola tras atender al paciente originario de Liberia, Thomas E. Duncan, fallecido la semana pasada en el Hospital Presbiteriano de Dallas.

Vinson tomó un vuelo de Cleveland a Dallas menos de 24 horas antes de ser internada tras mostrar los primeros síntomas, por lo que las autoridades sanitarias están poniéndose en contacto con los pasajeros que viajaron con ella en ese avión, según indicaron hoy los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

La enfermera está ingresada en el Hospital Presbiteriano de Dallas, donde fue atendido Duncan, y está internada desde el viernes de la semana pasada la enfermera Nina Pham, el primer caso de contagio en el país.

publicidad

 

Continúa el pánico en Dallas por segundo caso de contagio de Ébola /Univision

Obama pidió a líderes internacionales mayor lucha contra el virus

Antes de encabezar la reunión que tenía prevista con su gabinete, según señaló su portavoz,  Barack Obama, se reunió en una videoconferencia con diversos líderes internacionales a quienes urgiómayor compromiso en la lucha global contra el ébola.

Estaba previsto que participaran el mandatario francés, François Hollande; el primer ministro británico, David Cameron; la canciller alemana, Angela Merkel y el primer ministro italiano, Matteo Renzi, según dijo John Earnest, portavoz de la Casa Blanca.

El "impacto" del brote de ébola en África Occidental es "trágico" y, por ello, Obama cree que todos los países deben hacer contribuciones "más significativas" para frenar el avance de la enfermedad, según detalló el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, en referencia a lo abordado en esa videoconferencia.

publicidad

El portavoz reiteró, además, que "no está sobre la mesa en este momento" establecer una prohibición de entrada a EEUU para los pasajeros de vuelos procedentes de los países más afectados por el virus.

Tras esa videoconferencia, Francia anunció, por su parte, que pondrá en marcha un "dispositivo de controles" a la llegada de los vuelos que proceden de la "zona afectada por el virus" del ébola, sin especificar qué países.

Pocas horas antes de la videoconferencia con los líderes europeos, Obama habló por teléfono con el primer ministro japonés, Shinzo Abe.

Obama coincidió con Abe en la urgencia de que la comunidad internacional haga más para frenar el avance del ébola, "proporcionando personal, suministros y fondos", según informó la Casa Blanca. 

Perdieron la ocasión

En los días posteriores al primer diagnóstico de ébola en Estados Unidos, el director de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) estaba totalmente convencido de la capacidad del hospital para gestionar el virus.

"Fundamentalmente cualquier hospital del país podría atender el ébola. No se necesita una sala especial de hospital para hacerlo", dijo el director del CDC, que también es médico, Tom Frieden, el 2 de octubre. "Se necesita una habitación privada con un baño privado. Y lo más importante, se necesita entrenamiento riguroso y meticuloso y materiales para asegurarse que el tratamiento se ofrece de forma segura y los cuidadores no están en riesgo".

publicidad

Menos de dos semanas después, Frieden admitió que el gobierno no fue lo suficientemente agresivo en la gestión y contención del ébola, que pasó de un paciente infectado a una enfermera del hospital de Dallas en el que fue tratado, reportó The Associated Press.

"Pudimos haber mandado un equipo de control de infecciones hospitalarias más fuerte y haber sido más prácticos con el hospital desde el día uno sobre cómo tenían que gestionar exactamente la situación", dijo el martes.

 

Enfermeras no reciben entrenamiento de seguridad contra el Ébola /Univision

Frieden también adelantó los nuevos pasos diseñados para frenar el contagio de la enfermedad, incluyendo la creación de un equipo de respuesta al ébola, el aumento de la formación de los trabajadores sanitarios en todo el país y cambios en el hospital de Texas para minimizar el riesgo de más infecciones.

"Ojalá hubiésemos puesto un equipo así en el terreno el día que el paciente -el primer paciente- fue diagnosticado. Podría haber evitado está infección", dijo Frieden.

La dura confesión se produjo mientras la Organización Mundial de la Salud proyectó una aceleración en el ritmo de contagios en África occidental a razón de unos 10,000 nuevos casos al mes en dos meses.

publicidad

En una conferencia telefónica el martes por la tarde, el mayor sindicato estadounidense de enfermeros describió como ese primer paciente, Thomas Eric Duncan, estuvo en una zona abierta de la sala de urgencias durante horas. La Unión Nacional de Enfermeros dijo, citando a personal no identificado, que durante días se atendió a Duncan sin el equipo de protección adecuado, que se permitía que los residuos peligrosos se acumulasen hasta el techo y que los protocolos de seguridad cambiaban constantemente.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad