publicidad
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

Obama afirma que reformas de Cuba aún no son suficientes

Obama afirma que reformas de Cuba aún no son suficientes

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, defendió su política hacia América Latina.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama.
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

Defendió su política hacia América Latina

WASHINGTON, DC - El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, defendió su política hacia América Latina y aseguró que las reformas económicas en Cuba aún no son suficientes, en una mesa redonda con medios hispanohablantes, entre ellos Efe.

En una conversación en la sala Roosevelt de la Casa Blanca, el presidente estadounidense aseguró que las relaciones están entrando en "una nueva era", donde "gracias a políticas muy buenas en América Latina, liderazgos muy firmes, economías que crecen con rapidez, los días en los que Estados Unidos era el socio principal y América Latina el secundario han acabado".

Entre otras cosas, apuntó, espera que los tratados de libre comercio pendientes de ratificación en el Congreso con Panamá y Colombia hayan entrado en vigor "para finales de año".

publicidad

Obama citó también como muestra del interés del país por la región su visita a América Latina el pasado mayo y la "extremadamente activa" interacción de sus funcionarios con el área.

En sus declaraciones, el presidente estadounidense hizo referencia a Cuba, al indicar que los cambios en la isla hasta el momento no han sido lo "suficientemente agresivos".

Expresó su apoyo a México

"Cuando pensamos en los cambios enormes que hemos visto en los últimos seis meses en Oriente Medio prácticamente no quedan países autoritarios comunistas en el mundo y aquí está esta pequeña isla, que es un retorno a los años sesenta".

Pese a las declaraciones del régimen de que liberalizaría la economía y los negocios podrían operar con más libertad "no hemos visto cambios agresivos en la economía", según Obama.

Al respecto, el mandatario agregó: "Desde luego, (el Gobierno de Cuba) tampoco han sido agresivos en lo que se refiere a los presos políticos y a dejar que la gente diga lo que piensa".

El presidente estadounidense hizo también referencia específica a México, y expresó su apoyo a su colega Felipe Calderón en su oposición a negociar con los narcotraficantes, como abogan algunos que consideran que contribuiría a aliviar la violencia.

publicidad

Obama afirmó que "si se compra la paz acomodando a gente sin moralidad, y que no tienen respeto por los derechos humanos, no es bueno para una sociedad".

Obama aseguró que Calderón ha decidido no negociar y señaló que está de acuerdo y que respeta esa decisión. "Será difícil, pero al final México será más fuerte por no haber cedido", subrayó.

Calderón "tiene toda la razón cuando dice que es una influencia corrosiva y corruptora en cada economía, en cada sociedad, cuando los criminales pueden controlar grandes partes de la economía y por lo tanto presentarse como parte de la fibra social del país", dijo.

El presidente expresó su esperanza en que la mayor parte de los mexicanos se sume a ese argumento.

"No creo que los mexicanos quieran vivir en una sociedad en la que los narcotraficantes sean los miembros más poderosos de la sociedad", indicó.

Ambiciona reforma migratoria

También hizo referencia a su ambición de lograr una reforma migratoria, una promesa de campaña incumplida hasta el momento y con pocos visos de hacerse realidad hoy por hoy.

Indicó que los cambios anunciados el pasado agosto en la política de deportaciones, para centrarse en aquellos inmigrantes indocumentados que hayan cometido delitos, no son una alternativa a la reforma.

"No podemos resolver el problema por la vía administrativa", declaró el presidente. "Podemos hacer algunas mejoras, pero al final mi tarea sigue siendo aplicar la ley. Por eso necesitamos cambiar la ley", apuntó.

publicidad

Mediante un cambio en la política de deportaciones, recordó, "no vamos a conseguir una vía para la ciudadanía" que, dijo, cree que "debe ser parte de la solución", recordó.

Por ello, apuntó: "Seguiremos presionando para una reforma migratoria exhaustiva".

El presidente hizo referencia asimismo a la crisis de la deuda que vive Europa, que consideró que hasta que no se resuelva se seguirán "viendo debilidades en la economía global".

Una de sus principales críticas se refirió a la falta de una política fiscal coordinada entre los países europeos, que hace más difícil acordar medidas para atajar la crisis.

Los líderes en Europa tendrán que "tomar una decisión acerca de cómo conjuntar la integración monetaria con un conjunto más efectivo de políticas fiscales coordinadas", precisó.

Acerca de los planes palestinos de llevar a la ONU el reconocimiento de su Estado, Obama consideró que sería una "distracción" que no serviría para lograr el objetivo de hacer realidad una solución de dos Estados, el israelí y el palestino

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad