publicidad

Niños hispanos le piden comida a Santa Claus en Colorado

Niños hispanos le piden comida a Santa Claus en Colorado

Abogado hispano en Colorado que hizo de 'Santa' dijo que se le partió el corazón cuando escucho a los pequeños.

"Se me partió el corazón"

DENVER, Colorado - Un abogado hispano de Boulder, al noroeste de Denver, declaró que se siente "descorazonado" debido a que, al hacer el papel de "Santa Claus" durante un reciente fiesta para niños hispanos, los escuchó pedir comida, además de juguetes.

Rich López, que se desempeña como presidente de la junta de fideicomiso de la Fundación Denver, participó el pasado jueves 11 de diciembre de la "Casa de Santa Claus", un evento organizado por estudiantes de la Universidad de Colorado en Boulder a beneficio de organizaciones infantiles de la zona.

"Este año por primera vez tuve la experiencia de que los niños pidiesen comida como regalo, en vez de los pedidos habituales de juguetes o artefactos electrónicos. Se me partió el corazón", dijo López a Efe.

"Antes todo lo que se escuchaba que le pedían a Santa Claus eran muñecas o juguetes. Ahora estos mismos niños piden alimentos", agregó.

Según estadísticas publicadas la semana pasada por el Distrito Escolar Boulder Valley, el 19 por ciento de los 28,000 alumnos de este distrito proviene de familias de bajos recursos, un aumento del 2 por ciento con respecto al año anterior.

Pero en las escuelas primarias, donde el 82 por ciento de los estudiantes es hispano, la mitad de esos alumnos pertenece a familias pobres.

publicidad

Rebecca Arno, vicepresidente de comunicaciones de la Fundación Denver, indicó que en la zona metropolitana de Denver aumentó de un 25 a un 38 por ciento de 2007 a 2008 la cantidad de personas que llega a los bancos de comida a pedir ayuda.

Denver Urban Ministries, por ejemplo, provee comida actualmente a 1,100 familias por mes en comparación con 667 familias que recibían las canastas de alimentos el año pasado.

Arno sostuvo que "éste es el momento crítico de movilizarse para combatir el hambre en nuestra ciudad", y dijo que se necesitará por lo menos medio millón de dólares "para que los bancos de comida cuenten con los alimentos necesarios para responder a las necesidades inmediatas de las familias carenciadas".

Por su parte, Kathy White, del Colorado Center on Law and Policy, aseveró "la comida se distribuye tan pronto como llega a los centros de distribución, por lo que este año no se dispone de las reservas que normalmente se tienen".

Para Jeff Hirota, vicepresidente de programas de la Fundación Denver, parte del desafío es concienciar a la población que el hambre y la pobreza realmente existen y que están afectando a numerosas familias (sobre todo de grupos minoritarios) en el área de Denver.

Hirota pidió la colaboración de agencias del gobierno, empresas privadas y organizaciones sin fines de lucro "para ayudar a aquellos que ahora padecen de necesidad", advirtiendo que además "se deben buscar soluciones a largo plazo".

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad