publicidad
Huber Matos.

Murió el ex comandante de la revolución cubana Huber Matos

Murió el ex comandante de la revolución cubana Huber Matos

Huber matos, un ex comandante de la revolución cubana que luego rompió con Fidel castro, murió en Miami.

Huber Matos.
Huber Matos.

El ex revolucionario permaneció 20 años preso en la isla y de ellos 16 estuvo incomunicado.

Huber matos, un ex comandante de la revolución cubana que luego rompió con Fidel castro, murió el jueves en Miami, Florida, a causa de un ataque masivo al corazón.

Matos estuvo 20 años en prisión en Cuba antes de partir al exilio. Falleció a los 95 años de edad.

La familia comunicó la muerte de Matos alderedor de las 4 AM del jueves.

Matos fue llevado al hospital regional de Kendall el martes. El miércoles pidió ser desconectado de un equipo que le ayudaba a respirar para que pudiera “despedirse de su esposa María Luisa Araluce y de sus hijos y nietos”, dice el comunicado de la familia.

La muerte de Matos cierra uno de los capítulos más importantes en la historia de Cuba, reportó el diario El Nuevo Herald de Miami.

publicidad

Matos, un maestro de escuela, se unió a la revolución contra Fulgencio Batista y ayudó a proporcionar armas a los rebeldes mediante la organización de vuelos de abastecimiento desde el exterior, agregó.

En una entrevista publicada en 2007 por la Agencia Francesa de Noticias, Afp, Matos afirmó que fue un buen amigo de Ernesto Che Guevara, que Fidel Castro utilizó al argentino como un instrumento para sus objetivos y que años después de su muerte lo seguía usando como un icono para su propaganda.

Matos fue encarcelado por el gobierno cubano pocos meses después del triunfo de la revolución, en 1959, debido a sus discrepancias con el régimen.

Matos recordó durante la entrevista sus extensas conversaciones con el Che durante los días en la Sierra Maestra y dijo que el argentino hoy ya habría abandonado Cuba o hubiera sido fusilado por diferencias con el régimen de los hermanos Castro.

Matos también contó que de los 20 años que estuvo preso en Cuba, 16 de ellos permaneció incomunicado.

El Che "no estuvo de acuerdo en que me condenaran o me fusilaran, ni nada de eso, pero no podía enfrentarse a los Castro”, dijo en esa ocasión el ex revolucionario.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad