publicidad
Los médicos que ofrecen esa ayuda no pueden ser encausados bajo la ley de asistencia al suicidio.

Médicos de Nuevo México podrán asistir a pacientes para morir

Médicos de Nuevo México podrán asistir a pacientes para morir

Los médicos de ese estado pueden recetar a sus pacientes terminales, medicamentos que les ayuden a morir.

Los médicos que ofrecen esa ayuda no pueden ser encausados bajo la ley d...
Los médicos que ofrecen esa ayuda no pueden ser encausados bajo la ley de asistencia al suicidio.

Una jueza de Nuevo México dictaminó que los médicos de ese estado pueden recetar a sus pacientes terminales, medicamentos que les ayuden a acabar con su vida.

La jueza Nan Nash definió el asunto como un "derecho fundamental" de aquellos pacientes terminales que mantengan sus capacidades mentales para decidir sobre su vida en ese estado del sur de Estados Unidos, según indicó la agencia Efe.

¿Qué opinas sobre la muerte asistida?

Esta decisión histórica allana el camino para que pacientes mentalmente competentes pero gravemente enfermos soliciten asistencia a su médico si desean morir.

"Este tribunal no puede imaginar un derecho más fundamental, más privado y más integral para la libertad, la seguridad y la felicidad de un habitante de Nuevo México que el derecho de un paciente (mentalmente) competente y con una enfermedad terminal a optar a ayuda para morir", justificó Nash en la resolución.

publicidad

La jueza también falló que los médicos que ofrecen esa ayuda no pueden ser encausados bajo la ley de asistencia al suicidio, que lo considera un delito grave de cuarto grado.

De esta forma, Nash resolvió el caso de los doctores Katherine Morris y Aroop Mangalik, oncólogos en el hospital universitario de Nuevo México y que acumulan ambos dos décadas de experiencia en asistencia a la muerte en Oregon.

La resolución señaló que los dos médicos no pueden ser perseguidos legalmente por ayudar a sus pacientes a morir en Nuevo México al recetar los medicamentos que necesitan.

Hya opiniones adversas

Por su parte, la Procuraduría General de Nuevo México dijo que está discutiendo la posibilidad de una apelación pero que necesita estudiar primero a fondo la opinión de la jueza antes de comentar al respecto.

En tanto, la Conferencia de Obispos Católicos de Nuevo México expresó su decepción con el fallo y dijo que hay una diferencia entre los derechos fundamentales garantizados por la Constitución y la capacidad de una persona de quitarse la vida.

Puede haber diferencias entre las opiniones sobre la posibilidad de sobrevivir a una enfermedad, y los tratamientos médicos pueden avanzar, dijo Allen Sánchez, director ejecutivo del grupo de obispos, egún indicó AP.

"Mientras exista la posibilidad de error humano, no podemos aceptar eso. Es una decisión que no tiene marcha atrás una vez que se lleva a cabo" , dijo Sánchez.

publicidad

Cabe señalar que en Estados Unidos sólo Oregon, Washington y Vermont tienen leyes de muerte asistida.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad