publicidad
Bob Woodward, el célebre periodista del Washington Post, recordado por descubrir el escándalo de Watergate que le costó a Richard Nixon la presidencia.

Libro de Woodward muestra al gobierno de Obama dañado por conflicto afgano

Libro de Woodward muestra al gobierno de Obama dañado por conflicto afgano

Libro de Woodward muestra al gobierno de Obama dañado por conflicto afgano

Bob Woodward, el célebre periodista del Washington Post, recordado por d...
Bob Woodward, el célebre periodista del Washington Post, recordado por descubrir el escándalo de Watergate que le costó a Richard Nixon la presidencia.

Golpes bajos, insultos...

WASHINGTON, DC - El gobierno del presidente Barack Obama fue preso de violentas luchas intestinas al elaborar la nueva estrategia para Afganistán en 2009, según reporta el célebre periodista Bob Woodward en un libro cuyos extractos publicó la prensa este miércoles.

En esta obra, que será lanzada el lunes bajo el título "Obama's Wars" ("Las guerras de Obama"), el autor describe las divergencias que aparecieron en el seno del equipo de seguridad nacional de la Casa Blanca mientras Obama buscaba una solución al conflicto afgano, y afirma que estas diferencias aún persisten.

Woodward, de 67 años, se hizo célebre por haber desencadenado en 1972 el escándalo de Watergate que derivó en la dimisión del entonces presidente Richard Nixon.

publicidad

Golpes bajos, contratiempos, insultos... El libro recrea la agitada atmósfera en las altas esferas del gobierno, por ejemplo cuando el vicepresidente Joe Biden, partidario de que se redujera la presencia de las tropas en Afganistán, hizo declaraciones poco felices sobre el enviado especial de Estados Unidos en el país islámico, Richard Holbrooke: es "el bastardo más arrogante que conozco".

Según Woodward, quien tuvo acceso directo al presidente y a otros funcionarios, Obama, considerando que no tendría el apoyo de la opinión pública por más "de dos años" sobre el tema afgano, se opuso a cualquier compromiso a largo plazo.

"Debemos centrar todo lo que hagamos en saber cómo llegaremos al punto en el que podremos reducir nuestra presencia" en Afganistán, explicó el presidente, según un extracto del libro publicado en el Washington Post, diario para el cual Woodward ha trabajado históricamente.

"Es necesario que este plan determine cómo vamos a salir de Afganistán", agregó el presidente, citado en el libro.

Obama develó en diciembre su nueva estrategia, previendo aumentar en 30,000 efectivos más las tropas estadounidenses, antes de iniciar la retirada en el verano boreal de 2011.

El mandatario rechazó la petición del Pentágono de un refuerzo de 40,000 efectivos, escribió Woodward, relatando las reuniones de Obama con el secretario de Defensa, Robert Gates, y la jefa de la diplomacia, Hillary Clinton.

publicidad

"No quiero que esto dure diez años. No quiero comprometerme a largo plazo en la construcción de un país. No quiero gastar un billón de dólares", declaró el presidente a ambos funcionarios en octubre de 2009.

Por su lado, el New York Times hace notar que la fecha tope de julio de 2011 fue fijada en función de consideraciones de política doméstica.

"No puedo dejar que esta guerra se perpetúe y no puedo perder a todo el partido demócrata", dijo Obama al senador republicano Lindsey Graham, según un extracto del libro citado por el diario.

El New York Times informa que el tema afgano mermó la proverbial sangre fría de Obama, que estaba siendo presionado por todas las partes para elaborar la nueva estrategia.

"¡Basta con eso!", habría explotado, cuando el ejército le pedía por enésima vez que aumentara las tropas en Afganistán.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad