publicidad
Michelle Knight soltó globos amarillos en honor a las personas desaparecidas antes de que se demoliera la casa del horror.

Las emotivas palabras de Michelle Knight en la demolición de la casa del horror

Las emotivas palabras de Michelle Knight en la demolición de la casa del horror

La joven, secuestrada durante más de una década, soltó globos amarillos en honor a las personas desaparecidas antes de que se demoliera la casa del horror.

Michelle Knight soltó globos amarillos en honor a las personas desaparec...
Michelle Knight soltó globos amarillos en honor a las personas desaparecidas antes de que se demoliera la casa del horror.

Emotivas frases de Michelle en la demolición

“Quiero darles a los desaparecidos fuerza y poder. Que sepan que son amados. Escuchamos sus llantos y nunca serán olvidados”. Las palabras pertenecen a Michelle Knight, una de las tres víctimas de Ariel Castro, condenado a cadena perpetua por haberlas mantenido cautivas y someterlas a toda clase de abusos durante más de 10 años en Cleveland, Ohio.

¿Qué opinas de las palabras que dio Michelle? Participa en nuestro Foro.

Michelle llegó a la casa que fuera su prisión durante más de una década con globos amarillos para darle esperanza a los familiares de desaparecidos y a las victimas mismas que pudieran estar viéndola de alguna manera.

“Quiero darles a los desaparecidos fuerza y poder. Que sepan que son amados. Escuchamos sus llantos y nunca serán olvidados en mi corazón. Son orugas esperando convertirse en mariposas”, dijo la joven frente a los medios que la estaban esperando a ella y a la demolición de la casa en la que fueron sometidas las tres mujeres.

publicidad

Michelle, Amanda Berry y Gina DeJesús fueron secuestradas por Ariel Castro en los años 2002, 2003 y 2004, y durante su cautiverio fueron violadas y brutalmente maltratadas.

Castro, de 53 años y origen puertorriqueño, recibió una condena a cadena perpetua sin derecho a libertad condicional el pasado 1 de agosto por el cargo más grave al que se enfrentaba, el de homicidio agravado, por golpear a una de las mujeres durante el cautiverio hasta causarle un aborto.

"Quiero que la gente allá afuera "incluidas las madres- sepan que tienen que tener fuerza, que tienen que tener esperanza y que sus hijos volverán", dijo Michelle mientras las topadoras se preparaban para tirar abajo la vivienda.

“Es importante para mi estar aquí porque nadie estuvo para mí cuando yo estaba desaparecida”, señaló la joven de 32 años.

"Me voy de aquí como una oradora motivacional y que todos (los desaparecidos) sepan que se los escucha, que son amados, y que hay esperanza para todo el mundo”, siguió Michelle. “Dios amado, ellos volverán”, apuntó. Poco después soltó el ramillete de globos amarillos que llevaba con ella. “Por la gente desaparecida”, gritó mientras los globos se elevaban al cielo.

La "casa de los horrores" donde Ariel Castro mantuvo retenidas durante 11 años a las tres mujeres fue demolida hoy por las autoridades como parte del acuerdo judicial por el que fue condenado a cadena perpetua. Michelle estuvo allí como testigo. El horror quedó sepultado bajo los escombros.

publicidad

El futuro del espacio que deja la casa será decidido por los vecinos del barrio. Son muchos los que piden que allí se levante un parque para niños.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad