publicidad

La mancha negra en el Golfo de México es más del doble de lo que se ha informado

La mancha negra en el Golfo de México es más del doble de lo que se ha informado

El presidente viajará a la costa del Golfo de México para evaluar un derrame que es el doble de lo que se creía.

La mancha negra en el Golfo de México es más del doble de lo que se ha i...

Obama exigirá a BP

NUEVA ORLEANS / WASHINGTON - El presidente Barack Obama planea dar un discurso a la nación en los próximos días sobre el desastre causado por un colosal derrame petrolero en el Golfo de México que resulta ser el doble de grande de lo que se creía hasta ahora.

En su mensaje, el presidente estadounidense presentará las medidas que el gobierno busca implementar para lidiar con el desastre, precisó el domingo el consejero de la Casa Blanca David Axelrod.

El presidente dará su discurso luego de realizar una visita a la costa estadounidense del Golfo de México el lunes y martes, precisó Axelrod a la cadena NBC.

Obama también tiene previsto reunirse con el presidente de BP el miércoles. Le exigirá a la compañía petrolera que cree un fideicomiso especial para pagar las compensaciones por los daños causados por el derrame en el Golfo de México, dijo el consejero.

publicidad

El presidente quiere que una organización externa administre ese fondo, dijo Axelrod.

La junta directiva de BP se reunirá el lunes para analizar las posibilidades de aplazar su dividendo del segundo trimestre y destinar fondos al fideicomiso hasta que se delimiten los adeudos de la compañía por el derrame.

El miércoles Obama planea reunirse con el presidente de BP Carl Henric Svanberg y otras autoridades de la empresa en la Casa Blanca.

Esta será la primera reunión entre representantes de la compañía y el presidente desde que comenzó el derrame a finales de abril.

Cifras astronómicas

Las autoridades estadounidenses estimaron que el petróleo derramado es más del doble de las cifras manejadas desde el hundimiento de la plataforma de BP.

Cerca de 40 mil barriles de petróleo -unos 6.4 millones de litros ó 5,260 toneladas- se vierten diariamente en el Golfo de México debido al pozo dañado de BP, según la estimación de científicos presentada el jueves por Marcia NcNutt, directora del Instituto Geológico de Estados Unidos y a cargo del equipo que evalúa el nivel del derrame.

En una carta enviada el viernes a BP -difundida por la prensa local-, el administrador del Guardacostas de Estados Unidos, James A. Watson, expresó su frustración por lo que las tareas de contención y limpieza en general.

Ordenó a la empresa que identifique la forma de acelerar el proceso en las próximas 48 horas. "Reconocemos la complejidad de este desafío pero cada esfuerzo debe ser reforzado y apresurado", escribió Watson en la carta enviada al jefe de Operaciones de BP, Doug Suttles.

publicidad

Esta medición fue realizada antes de que BP colocara, el 3 de junio, un embudo destinado a contener la fuga que produce la marea negra. El cálculo anterior del equipo daba cuenta de un derrame de 12,000 a 19,000 barriles de crudo diarios.

El presidente Barack Obama criticó enérgicamente esta semana al gigante petrolero, con entre otras su declaración de querer saber a quién "patearle el culo" en este caso.

Charla Obama-Cameron

Obama, en diálogo con el primer ministro británico David Cameron, afirmó el sábado que su frustración por la enorme fuga de crudo no constituía una crítica a Gran Bretaña, en momentos en que ambos intentan superar las tensiones entre sus países a causa del desastre ambiental en el Golfo de México.

El mandatario estadounidense y el primer ministro británico sostuvieron una conversación telefónica "cálida y constructiva" durante poco más de 30 minutos, afirmó la oficina de Cameron.

Cameron "manifestó su tristeza por la catástrofe ambiental y humana", pero subrayó la importancia económica de BP para Gran Bretaña, Estados Unidos y otros países, dijo la oficina de Cameron.

Obama reconoció que BP, a la que se ha referido en público por su antiguo nombre de British Petroleum, es una compañía multinacional "y que las frustraciones a causa de la fuga de petróleo eran ajenas a la identidad nacional", agregó.

publicidad

Mancha dantesca

Más petróleo significa que la gigantesca mancha espesa podría extenderse por una distancia mayor de la prevista inicialmente, lo que provocaría consecuencias mucho más graves para el ambiente, afirmó Paul Montagna, biólogo marino de la Universidad de Texas A&M en Corpus Christi.

"Duplicar la cantidad de petróleo no tiene un efecto lineal, no duplica las consecuencias, sino que puede tener el cuádruple de consecuencias", aseguró Montagna, quien estudia las profundidades del Golfo de México y otros ecosistemas submarinos.Las nuevas estimaciones de derrame difundidas el jueves son peores que las previas y podrían representar más costos para BP, cuyos títulos repuntaron el viernes en las bolsas mundiales tras un desplome sostenido desde el 20 de abril, cuando explotó una plataforma petrolera, matando a 11 personas y desatando el derrame.¿Cree usted que el gobierno de Washington y BP han dicho todo respecto a la catástrofe del Golfo de México? Comente aquí.

Pesadilla sin fin

La mayoría de las nuevas estimaciones indican una mayor cantidad de petróleo derramándose por hora que el volumen que las autoridades habían dicho que se derramaba en todo un día.

"Esta es una pesadilla que empeora semana a semana", dijo Michael Brune, director ejecutivo del grupo ambientalista Sierra Club. "Descubrimos más y más información sobre la magnitud del daño. Está claro que no podemos confiar en las estimaciones de BP sobre cuánto petróleo se está derramando".

publicidad

El derrame tenía un flujo diario que podría haber sido de hasta 7,9 millones de litros (2,1 millones de galones), el doble de la cifra más alta que el gobierno federal había difundido hasta ahora, dijo el jueves la directora del Servicio Geológico Federal, Marcia McNutt, quien coordina las estimaciones. Dijo, sin embargo, que una cantidad ligeramente menor sería más creíble.

La nueva ronda de cifras es la tercera en la que el gobierno de Estados Unidos ha tenido que aumentar su estimación del petróleo derramado, pero nada indica que será la última vez.

Acciones en picada

El rechazo en Washington a BP preocupa a los líderes empresariales y la clase política en Londres, mientras las acciones de BP -básicas para muchos fondos de pensiones- se hunden debido a la inquietud sobre el creciente costo de la operación de limpieza en el Golfo.

Los inversionistas temen que las críticas obliguen a BP a suspender el pago de dividendos, que representan un fuerte sustento para millones de jubilados poseedores de acciones del grupo, cuya cotización bursátil cayó cerca de 50 por ciento desde la explosión el 20 de abril de la plataforma Deepwater Horizon que dejó once operarios muertos y derivó dos días después en el hundimiento de la estructura de prospección y la avería del pozo que dio inicio a la catástrofe.

publicidad

"Estamos considerando todas las opciones respecto a los dividendos. Pero no hemos tomado una decisión", dijo el jefe ejecutivo de BP, Tony Hayward, al diario The Wall Street Journal.

La publicación señaló el viernes que el directorio del grupo británico podría decidir suspender o postergar el pago de dividendos del segundo trimestre -cuyos resultados son esperados para el 27 de julio- o incluso realizar pagos en forma de crédito provisorio.

Reunión clave

En ese contexto, Obama convocó a una reunión el próximo miércoles en la Casa Blanca al presidente del consejo de administración del grupo, Carl-Henric Svanberg, y a otros dirigentes de la compañía, entre los que no figura Hayward, quien está en Estados Unidos desde el inicio de la crisis y ha sido la cara más visible del grupo británico.

De su lado, el coordinador de las operaciones en el Golfo, el comandante de la Guardia Costera Thad Allen, dijo a la prensa que BP estudia duplicar la capacidad máxima de recuperación de petróleo en el pozo averiado a 1,500 metros de profundidad.

Actualmente, el máximo es de 28,000 barriles (4.45 millones de litros) con la asistencia de los buques Discover Enterprise y Q4000. Sin embargo, son sólo 15,000 los que se recuperan efectivamente.

Ultimátum a BP

"Ordenamos a BP que nos entregue un plan para aumentar esa capacidad", explicó el almirante Allen. El nuevo plan prevé enviar otros dos buques y llevar la capacidad máxima de recuperación a entre 40,000 y 50,000 barriles diarios (5.7 a 7.1 millones de litros), añadió.

publicidad

Por otra parte, los temores de que las críticas de Obama y el desastre ecológico generen alguna tensión diplomática entre Estados Unidos y Gran Bretaña han sido minimizados desde Londres como desde Washington.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad