publicidad
Miles de viviendas sin electricidad, casas dañadas cierre de carreteras y más dejó una de las peores tormentas de los últimos años a su paso por el Sur de California.

La lluvia se va por ahora de California, tras el paso de la peor tormenta en años

La lluvia se va por ahora de California, tras el paso de la peor tormenta en años

Quedaron miles de viviendas sin electricidad, otras dañadas y cierre de carreteras por inundaciones y más.

Miles de viviendas sin electricidad, casas dañadas cierre de carreteras...
Miles de viviendas sin electricidad, casas dañadas cierre de carreteras y más dejó una de las peores tormentas de los últimos años a su paso por el Sur de California.

Miles de viviendas sin electricidad, casas dañadas por deslizamiento de lodo y roca, cierre de carreteras por inundaciones, el rescate de dos personas que fueron arrastradas por la corriente del Río Los Ángeles, y hasta un tornado, fueron parte de lo que dejó una de las peores tormentas de los últimos años a su paso por el Sur de California.

publicidad

El sistema meteorológico que azotó a todo California, conocido como el expreso de la piña por originarse en las cercanías de Hawaii, se está disipando este fin de semana; sin embargo, los días de andar brincando charcos regresarán muy pronto.  

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS) contempla que la llovizna esté de regreso en la región para el lunes al mediodía, con 70% probabilidades de que arrecie para el martes y que continúe el miércoles, informó Impremedia.

El cielo despejado del fin de semana beneficiará al espectáculo estelar de las gemínidas, la lluvia anual de meteoritos que se podrá apreciar en el firmamento a partir de las 10:00 de la noche del sábado y hasta el amanecer del domingo.

Caos en California por la peor tormenta de los últimos años /Univision

Afectaciones a viviendas

Hasta el mediodía del viernes unas 17 mil viviendas permanecían sin electricidad, principalmente en los vecindarios de Los Feliz, Mid-Wilshire, San Pedro, Wilmington, Echo Park, Westlake, Fairfax, Venice, Sun Valley y Van Nuys, según reportó el LADWP.

En toda la región del Sur de California azotada por la lluvia fueron más de 44 mil casas y comercios afectados por los apagones.

En la ciudad de Glendora, que elevó su nivel de alerta por el riesgo de deslizamiento de tierra y donde varias personas fueron evacuadas de sus viviendas, no se reportaron mayores daños, sin embargo, en el condado de Ventura, diez casas fueron declaradas inhabitables luego de que fueron dañadas por un deslizamiento de lodo y roca que bajó de la montaña.

publicidad

En la mañana del viernes, los bomberos lograron rescatar a un hombre y una mujer que por razón desconocida se encontraban en el cauce del Río Los Ángeles, que lucía una espectacular corriente.

El hombre logró aferrarse a las ramas de un árbol a la altura de Echo Park mientras que la mujer fue localizada y rescatada una hora más tarde con apoyo de un helicóptero y una lancha.

En el condado de Orange se reportó el hallazgo de un cadáver que fue arrastrado por la crecida de un canal en Garden Grove, aunque no se determinó la causa de la muerte.

Un posible tornado afectó el sur de Los Ángeles durante la tormenta de gran alcance de hoy, dañando varios techos y una valla publicitaria, confirmó el Servicio Meteorológico Nacional.

La Agencia France Press recuerda que una persona sin hogar y un niño se convirtieron en las primeras víctimas al fallecer el jueves por la caída de árboles como consecuencia de los vientos huracanados en el estado de Oregon, que también sufrió los efectos de la tempestad, según la prensa local.

Al menos 23 mil abonados permanecían sin electricidad en la zona de Los Ángeles, según el departamento de luz y agua del condado, quien adelantó que tardará unas 12 horas en restablecer totalmente el servicio.

La Compañía del Gas y la Electricidad del Pacífico (PG&E, en inglés) dijo a la AFP que al menos 450 mil clientes del norte y el centro de California vuelven a tener luz desde el inicio de la tormenta el miércoles, lo que significa el 94% de sus clientes.

publicidad

La Cruz Roja estadounidense, en colaboración con organizaciones locales, abrió refugios de emergencia para dar comida y alojamiento a los más afectados por la tormenta.

California en estado de emergencia tras la tormenta /Univision

Sin alivio a la sequía

Los expertos señalan que estas lluvias no aliviarán la intensa sequía que afecta California desde hace años.

Un portavoz del Servicio Nacional de Meteorología, Todd Morris, explicó a la AFP que se necesitarían entre cinco y seis tormentas más de esta intensidad para notar una mejoría.

La profesora Stephanie Pincetl, de la universidad UCLA, afirmó de su lado que deberían registrarse varios años seguidos de fuertes lluvias para superar la sequía.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad