publicidad

El escándalo continúa, pone en jaque al Servicio Secreto

El escándalo continúa, pone en jaque al Servicio Secreto

El escándalo sexual de los agentes del Servicio Secreto en Cartagena, Colombia, continúa. Nuevos datos salieron a la luz.

El club pertenece a un estadounidense

Washington, EU.- El "Pley Club", lugar donde los agentes del Servicio Secreto habrían contratado prostitutas en Cartagena, pertenece a un estadounidense. El diario El Colombiano informó también que en el Hotel Caribe de Cartagena los empleados casi no brindan información, pues se firmaron pactos de confidencialidad luego de que se hubieran reservado 270 habitaciones para los funcionarios de EU.

El diario colombiano también informa que fueron 21 las mujeres involucradas, que esa noche hubo escándalo en la alberca del hotel hasta la madrugada. Esto no sólo puso en jaque al Servicio Secreto de EU, sino también temas relacionados con la prostitución en dicha ciudad.

¿Qué opinas de esto? Visita nuestros Foros

Tres agentes ya fueron destituidos de sus cargos, los restantes se encuentran en espera. Leon Panetta, secretario de defensa de Estados Unidos, señaló en entrevista conjunta con Hillary Clinton que se lleva a cabo una investigación para ubicar a los responsables del incidente en Colombia, reveló  Notimex.

"Esperamos que nuestra gente se comporte de acuerdo con los más altos estándares de conducta", dijo.

Por su parte, la Secretaria del Departamento de Estado calificó de "desafortunado" el escándalo de Cartagena, que sobrepasó a la reunión de dignatarios en la VI Cumbre de las Américas, y destacó la labor del organismo gubernamental.

publicidad

"Solo he visto lo mejor, el profesionalismo, la dedicación de los hombres y las mujeres que han estado alrededor mío", agregó.

A un supervisor se le permitió jubilarse, el segundo fue "expulsado por motivo justificado" y tiene 30 días para presentar una apelación. El tercero es un oficial uniformado que renunció a su cargo. 

Los otros ocho agentes que supuestamente están involucrados en el escándalo permanecen en licencia administrativa y están en espera de los resultados de la investigación. 

Esto ocurrió a medida que el escándalo crece e incluso ha comenzado a afectar las elecciones presidenciales a celebrarse en noviembre.  

Una fuente reveló a CBS News que los agentes y demás personal militar se encontraron con las mujeres en diferentes puntos, no en un mismo lugar. "Los agentes llevaron a las mujeres al hotel de forma individual a lo largo de la noche, no todas juntas, no sólo una". Todos los acusados fueron interrogados el lunes en las oficinas del Servicio Secreto en Washington. Algunos hicieron la prueba del polígrafo. 

Todavía no se ha confirmado si hubo 20 mujeres involucradas. Los agentes están tratando de confirmar el número exacto. 

Por su parte, el candidato presidencial republicano Mitt Romney declaró inmediatamente después del incidente que "limpiaría la casa". Esto se ha considerado una vergüenza para la Casa Blanca, que repercutirá en las próximas elecciones.  

publicidad

Romney expresó en una entrevista de radio que lo correcto es "expulsar a la gente que violó la confianza pública al anteponer sus intereses personales a los de la nación".

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad